Oscar al documental sobre el Concierto

Miércoles de nieves, viernes de bienes. El día de la gran nevada en Euskadi ETB incrementó sus audiencias: había más gente en casa y todos querían noticias sobre el colapso y ver los insólitos paisajes blancos. Y el viernes, ETB2 ascendió a la cumbre de la calidad audiovisual con un documental para el 140 aniversario del Concierto Económico, del que se habla mucho y pocos sabrían explicar. Por derecho propio” fue soberbio en casi todo. Se apoyó en la historia y no tanto en la política para hacer pedagogía y tuvo la inteligencia de recrearla con actores y figurantes de época, al modo de los mejores reportajes de la BBC y canales temáticos. Retrataron al lehendakari Agirre, Espartero, Maroto, Moraza y otros personajes de siglos pretéritos y viejas pendencias. La teatralización es una opción sugestiva, pues añade atractivo a la narración en una mezcla de géneros. Y en esas escenas arcaicas, en cálido blanco y negro, entre monarcas y prebostes, situaron a Arantza Ruiz, solvente en su papel de presentadora y, además, testigo simbólico de la memoria.

Ninguno de los expertos y autoridades que intervinieron brilló tanto como Pedro Luis Uriarte, exconsejero de economía, con quien tenemos una deuda perpetua por su labor divulgadora de nuestro sistema fiscal. Gran montaje, espléndido grafismo y valioso trabajo de Maite Ibáñez y Begoña Atín en la dirección de esta densa maravilla que da sentido a nuestra cadena pública.

Lo discutible son los equilibrios políticos en el relato y el reparto de protagonismo entre las siglas, cansino motivo de bronca en este país. ¿Qué aportaba el testimonio del siniestro Martín Villa? ¿Y Ramón Jáuregui? Al lehendakari Urkullu no le concedieron un segundo a fin de rebajar la carga institucional del producto, lo que se compensó adosando a su conclusión un reportaje de cinco minutos del acto de celebración que tuvo lugar la víspera en el Arriaga. En todo caso, hoy, en la noche mágica del cine, le hubiera dado a “Por derecho propio” el Oscar al mejor documental. Con alfombra roja para sus autoras.

8 comentarios sobre “Oscar al documental sobre el Concierto”

  1. Me ha parecido muy interesante su artículo abordando el programa especial acerca del concierto económico.
    Fundamental el conocer bien está figura tan importante en Euskadi.
    Me gustó mucho el programa.
    Y estoy de acuerdo con usted el que más sabe del concierto económico Pedro Luis Uriarte muy buena su intervención.
    Muchas felicidades por su opinión en este tema tan importante para nosotros.

  2. No lo he visto, pero lo importante es el fondo, y no solo la forma que, seguro, fue tan buena como relatas.

    No tengo la menor duda de que el fondo no explicó al pueblo llano, al que no sabe nada del tema -y a quien se dirigía, para quien existe una TV gubernamental- que dicho maravilloso sistema fiscal es una basura comparado con un sistema fiscal soberano vasco. Es decir, no tengo la menor duda de que el fondo del reportaje, lejos de los de BBC, fue un NO.DO. al servicio de una consigna: fuera de los conciertos y convenios económicos con España, la vida no es posible.

  3. El Concierto económico hoy en día es muy conveniente para los intereses del país, de los tres territorios. Pero no nos engañemos, fue la imposición de los ganadores de una guerra sobre el territorio conquistado o recuperado.
    En realidad el Concierto no pasa de ser una instrumento fiscal. El Estatuto de Autonomía sí comporta una importante carga política, y mucho más si se completasen sus trasferencias. Las Diputaciones Forales y el Gobierno Vasco elaboran sus presupuestos y gobiernan de acuerdo con ellos. Solo precisan de financiación. Teóricamente sería indiferente que la recaudación fiscal se realice por parte de las haciendas forales o de la hacienda estatal, con tal de que se financiaran los presupuestos elaborados por nuestras administraciones. Pero esto es solo teóricamente, porque íntimamente estamos TODOS convencidos (hasta los de Ciudadanos) que si esto fuera así se recaudaría poco, mal y tarde, y se nos financiaría peor aún. La prueba es que después de 10 años o no sé cuántos, el Gobierno Central accede a devolver el exceso de pagos efectuados en nuestro cupo, a pelo, sin satisfacer ningún tipo de interés. Lo que llaman algunos enterados “el cuponazo”.
    Hubo una primera guerra, que acabó en 1839 con el famoso abrazo de Bergara, donde no estaban presentes las divisiones alavesas y navarras, porque los caballerosos isabelinos estaban dando fuego a las cosechas de estos territorios, y al final, los soldados que eran milicianos en el fondo, hubieron de ir a sus tierras, a salvar lo que pudieran o a consolar a sus familias. Como se ve los americanos no inventaron nada con su napalm en Vietnam. Algunos otros fueron al exilio, a Argentina p.ej.
    A otros carlistas se les trato peor aún. Al general carlista catalán Ramon Cabrera, “el Tigre del Maestrazgo” fusilaron a su madre a la que tenían prisionera durante año y medio. Estos isabelinos tan modernos, ilustrados y afrancesados, eran capaces de eso y de cosas peores. Con estos nos jugábamos los cuartos, y la vida. Y luego llega……
    La tercera guerra carlista, para nosotros segunda. Y se pierde en 1876, y por derechos de conquista son abolidos nuestros fueros, o sea nuestra constitución. Y se disuelven las Diputaciones, y se nombran otras nuevas con la pretensión de que fueran más afines al “nouveau régime”, y en 1878 se promulga el concierto económico de la siguiente forma, y cito textualmente: “…Establecida la unidad constitucional en las Provincias Vascongadas… verificada la primera quinta… gravámenes pesasen sobre la propiedad, la industria y el comercio, afectasen de igual modo a los naturales de aquel país que al resto…. actuales Diputaciones provinciales…. sucesoras
    inmediatas de la antigua Administración foral… alejada la Administración, como ha estado, de aquellas comarcas, a donde su acción nunca se dejó sentir, carecía de antecedentes y noticias… Sin catastro de la riqueza rústica y urbana, sin datos estadísticos fehacientes, la Administración había de encontrar en sus gestiones dificultades insuperables…., á falta de datos estadísticos precisos….comparaciones con otras provincias, teniendo en cuenta la extensión territorial y la densidad de su población…..

    Pues bien, la Administración del Reino constitucional no disponía en nuestros territorios ni de datos ni de infraestructuras fiscales . Pero querían cobrar, y echaron las cuentas para calcular cuánto querían recaudar en “estas provincias” constitucionales, al mejor estilo de una metrópoli colonialista. Sin gastar el gobierno un duro en estos territorios, a pesar de quitarnos aduanas, y hasta cobrarnos por los soldados, hasta que llegase la benemérita, como no, que daban servicio de guardia en las Diputaciones de Gipuzkoa y Bizkaia, después de disolver nuestra guardia.

    Afortunadamente Cánovas del Castillo, que era muy español y mucho español (encargo esa famosa historia de España que arranca de los Reyes Católicos a Modesto Lafuente Zamalloa) no era muy listo, y no supo vislumbrar nuestro importante desarrollo económico gracias a la industria, aunque cada vez reclamaban más cupo, y aquello crecía y crecía.

    O sea, incumplen la ley, anulan nuestros fueros, que son nuestras libertades, y nuestra constitución, y nuestro código civil, nuestro PASE FORAL, y nos dejan un mecanismo fiscal para contribuir a las arcas del Estado, del Reino y de la monarquía.

    No obstante, aunque me enrrabiete, las cosas están como están y tengo que manifestar mi admiración y mi agradecimiento a Pedro Luis Uriarte, a Xabier Arzalluz y a todos aquellos padres del patria (sin coña) que estuvieron a las duras negociando las disposiciones adicionales, el Estatuto de Autonomía y el Concierto Económico. Y como las cosas están como están tengo que reconocer que el Concierto es una buena herramienta. Pero no olvidemos que aunque no independientes, fuimos soberanos.

  4. Pero alguien se imagina al Gobierno alemán homenajeando las imposiciones de guerra, esas que acaban de terminar de pagar hace pocos años, porque, al fin y al cabo, no le ha ido aún con todo tan mal con ellas?

    En fin, en conclusión, mientras nuestro Presidentillo homenajea una Imposición de Guerra esta semana y hoy dice que no sabe qué no dice de lo del 8-M, TRUMP, que eso sí es im Predidente, decreta el hundimiento de la industria vasca del acero.

    Alguien se imagina al gran Donald Trump defendiendo la subordinación de su país a nafa ni a nadie?

    De momento Tubos Reunidos cierra en el Psís Vasco, pero seguro que abre algo en los USA.

    Trump makes Amerika Great Again

    But,

    Urkullu makes Euskadi Spanish Again

  5. En apenas un año en el cargo Donald TRUMP ha conseguido que Kim Jong haya dicho que se quiere desnuclearizar.

    Qué malo es Donald Trump! Con lo majo que era Obama (como pueden comprobar en Siria)! Mira que librarnos a todos de las bombas nucleares de Kim Jong! Si es que es malísimo y se pinta de anaranjado!

  6. Menudo coñazo con lo de los homenajes.

    Pero no decía que lo importante era la economía?

    Claro, después del estronxueso ridiculo de Emakunde, de su partido, en la misma actitud que el PP y Anticiudadanos, de perfil en el 8-M, como para no tirar tinta de calamar por donde sea…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *