EmTech, ciudad y tecnología

EmTech, la conferencia de nuevas tecnologías del presitigioso Massachusetts Institute of Technology estuvo en Europa hace escasos diez días. La mezcla de estudiantes, ejecutivos, emprendedores y políticos suele ser un hervidero del que, normalmente, salen no sólo buenas intenciones sino también buenas propuestas.

El destino escogido fue Málaga. Allí se dieron cita, entre otros, Ryan Chin, experto en ciudades inteligentes del MIT; Juan Antonio Zufiria, presidente de IBM para el Estado, Portugal, Grecia e Israel; Othman Laraki, director de búsqueda y localizaciónd de Twitter; y Erik Schultnik, director de tecnología de la red social estatal Tuenti. Por parte del sector de los videojuegos -uno de los más beneficiados por la explosión tecnológica y uno de los que más ha aportado a este boom- estuvieron presentes Ignacio Pérez Dolset, consejero delegado de ZED y Philip Tan, director del laboratorio de videojuegos del MIT. El caché estaba garantizado y las propuestas también.

Chin apostó por una mezcla de vehículos eficientes energéticamente y una remodelación del empleo de los transportes colectivos públicos. Zufiria, desde su posición de consultor, abogo por sistemas para monitorizar los flujos de las ciudades. Entre los ejemplos que expuso destacan los buenos resultados de este procedimiento en Río de Janeiro para predecir las inundaciones y saber cómo afectarán y cómo minimizarlas en cada kilómetro cuadrado de la ciudad; y el de Singapur, «que ha conseguido que sus autobuses tengan tanta precisión como sus trenes».

Estos modos de aplicar la tecnología al día a día -como siempre abogamos desde aquí, la tecnología ha de ser la herramienta para que las personas vivamos mejor. La tecnología nunca debe ser un fin- han sido aplicados exitosamente en muchas partes del mundo. Zufiria explicó el caso de Richmond que hace sólo cinco años era «la ciudad más peligrosa de Estados Unidos y ahora está en el ranking 99 de las monitorizadas».

Los siguientes ponentes, Laraki y Schultnik, hablaron del futuro de internet como el de una red abierta, volcada en los servicios y aplicaciones y más independiente de las tres w y los dispositivos. La integración entre redes sociales y servicios servirá, según Laraki, a un enriquecimiento tanto del medio -por medio de comentarios y apuntes de los lectores- como de los propios usuarios. El de Twitter también se felicitó porque el castellano es el idioma que más crece en su red social y Latinoamérica y el Estado son las zonas más activas dentro de su ecosistema.

Para finalizar, Pérez Dolset y Philip Tan habló de la relevancia que están tomando los juegos gracias a los teléfonos y otros dispositivos móviles. Ya no sólo son el mayor sector de ocio por delante del cine o de la música, sino que también sirven de referencia para estos otros «artes». Su narrativa es muy potente y adictiva, explicaba el miembro del MIT.

Innovadores estatales


Uno de los mayores atractivos de EmTech son los premios de los TR35. Los diez mejores proyectos de innovación son premiados por el MIT con la posibilidad de entrar en la «comunidad» de anteriores ganadores -destacan Larry Page, Mark Zuckerberg o Jack Dorsey-, así como poder acceder al MIT.

Los proyectos de los ganadores se presentaron entre las diferentes ponencias y correspondieron a Elena Benavides por un proyecto de desarrollo de sistemas sanitarios mixtos para el tratamiento de dolencias venosas; Iker Marcaide, quien desarrolla un sistema de pago internacional; Javier Agüera, estudiante de informática que está desarrollando un SO para móviles abierto; Damiá Tormo, investigador de cáncer; Nuria Rodríguez, creadora de un sistema para la captación de dióxido de carbono; Francisco Javier Cazorla, gurú en el estudio de la arquitectura de procesadores; Xabier Uribe-Etxebarria, único vasco y creador de la exitosa empresa AnbotoManuel Moliner, investigador de nuevos materiales; Pau García-Milá, creador de Eye-OSTeresa Gonzalo, madre de un sistema de prevención del VIH.

Todos estas personas son el ejemplo a seguir por la sociedad, las universidades y las empresas. Como decíamos la semana pasada, en la inversión en investigación, desarrollo e innovación está la clave para nuestro futuro económico y, sobre todo, social. Felicidades a todos y muchas gracias por vuestro esfuerzo.

Publicado por

Gaizka Manero López

Nacido en 1982 en Portugalete, Bizkaia, soy doctor en "Periodismo, Comunicación y Memoria en la era digital" por la Universidad del País Vasco.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *