Android, más datos por favor

 

Cualquiera que haya visto la tendencia de las tarifas planas los últimos años habrá descubierto que el crecimiento de la oferta de datos móviles es directamente proporcional a la oferta de voz. Cada vez demandamos más capacidad de datos frente al uso original de los teléfonos: hablar. Recientes encuestas llevadas a cabo por la consultora Alekstra en el Norte de Europa concluyeron que los que más se quejaban de lo «corta» que se quedaban sus tarifas eran quienes utilizaban un dispositivo con Android.

 

Sin embargo, en el fulgurante universo tecnológico, muchas de las sensaciones y afirmaciones no tienen ningún fundamento. Este no ha sido el caso. Un estudio llevado a cabo por Ericsson revela que, efectivamente, los usuarios de la plataforma de Google son los que más datos móviles consumen. La media son, nada más y nada menos, que 2,2 Gigas al mes. Bastante más que los 1,5 GB de media de los propietarios de un iPhone y muy lejos de los poco más de 1,3 GB de los usuarios de un Windows Phone.

 

En principio, esto debería tener como origen un uso más intensivo de las aplicaciones -o un mayor número de aplicaciones- en los equipos del robot verde. Pero, una vez más, nada más lejos de la realidad. De media, los usuarios de iOS son los que más aplicaciones descargan y los que más programas usan. ¿A qué se debe entonces?

 

El estudio refleja que la media varía muy mucho en función de la versión de Android instalada en el equipo. El gran talón de Aquiles del sistema operativo más implantado en el parque móvil es sangrante en este caso (incluso en los requisitos de software que exige a los fabricantes). De hecho, la mala gestión del cierre de aplicaciones de las primeras versiones de los sistemas operativos (ocurría lo mismo con iOS pero sólo un 15% de los aparatos trabajan con una versión diferente a la 7) son la primera causa de descarga de datos, aunque sea «involuntaria».

 

Otro de los puntos flacos de Android en este aspecto es el tamaño de sus pantallas -precisamente lo que Google vende como punto fuerte-. A más pantalla más demanda y descarga de datos. Si tenemos en cuenta la importancia del fenómeno phablet en el mercado androide y que hasta hace bien poco los iPhone tenían 3,5 pulgadas de pantalla, encontramos otra de las diferencias.

 

Por último, el informe concluye que la tendencia aumentará en 2014 algo que ya anunciaba recientemente Chetan Sharma, consultor de telecomunicaciones que decía que el consumo mensual medio en mercados como el estadounidense se disparará hasta los 4GB.

Publicado por

Gaizka Manero López

Nacido en 1982 en Portugalete, Bizkaia, soy doctor en "Periodismo, Comunicación y Memoria en la era digital" por la Universidad del País Vasco.

3 comentarios en «Android, más datos por favor»

    1. No existen versiones «buenas o malas» como tal. Sin embargo, la tasa de actualización de este sistema operativo es altísima. En primer lugar por el afán innovador y de mejoras que siempre lleva implícito cualquier producto de los de Mountain View y, en segundo, por la alta competencia que existe en este negocio. Es por ello que, para un buen rendimiento de cualquier dispositivo (desde la seguridad hasta la gestión de los programas pasando por la autonomía) es importante tener siempre descargada la versión más moderna del entorno. Es cierto que nos enfrentamos a dos problemas. Por un lado, los fabricantes no siempre permiten la actualización (por limitaciones del hardware, según ellos; por intereses comerciales la mayoría de las veces). Por otro, Google es el paradigma del «prueba y error» lo que hace que las versiones se lancen muchas veces antes de lo que deberían. En resumen, desde que esté disponible una actualización espera un par de semanas a que en los foros ya no hablen de problemas… y, adelante, lo agradecerás.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *