Ideateca, nuevo desembarco en Silicon Valley

Si a principios de año hablábamos de la llegada de la empresa vasca Anboto a Silicon Valley, ahora le toca el turno a [Enlace roto.].

La empresa de videojuegos y aplicaciones para iPhone, iPod y iPad radicada en Bilbao anunció el pasado día 25 de marzo que abrirá «de forma inminente» una oficina en Silicon Valley como parte de su estrategia de apoyo a su recién creada plataforma para la distribución de videojuegos para dispositivos móviles -más allá de Apple- creados por desarrolladores independientes o Publishers.

Eneko Knörr, consejero delegado de la empresa, ha explicado que «durante la andadura de Ideateca como desarrolladores de juegos nos hemos encontrado con otras empresas y desarrolladores independientes que nos han pedido ayuda a la hora de crear y lanzar al mercado juegos». Por eso la empresa ha decidido aprovechar ese hueco que existe en el mercado de juegos para móviles.

Para esto se apoyarán «en la experiencia demostrada en publicar y distribuir juegos para dispositivos móviles y redes sociales». Por ello han de aprovechar su pericia durante los tres últimos años en las relaciones públicas para conseguir que sus contenidos sean recomendados por algunas de las publicaciones más importantes del mercado.

Es precisamente aquí donde la nueva oficina en Silicon Valley jugará un papel vital. Servirá para que Ideateca esté mejor situada a la hora de distribuir los contenidos de los publishers pues es aquí donde se llevan a cabo casi todas las gestiones internacionales del sector.

El equipo de Silicon Valley va a ofrecer a Ideateca «una gran visibilidad, así como a todas las compañías que les acompañen en esta experiencia».

Creada en 2008 y con 18 «ideólogos» en plantillas, nace con la intención de convertirse en una referencia en el mundo de las nuevas tecnologías y aplicaciones. Lo que ellos han llamado un «factoría de ideas». Entre sus éxitos -muchos, ya que han tenido más de diez millones de descargas-, está iBasket, el juego de baloncesto del que ya disfrutan 4 millones de usuarios. Entre otros logros de los bilbaínos están también los juegos Mus, Cuatro en ralla, Damas y Ajedrez para Facebook.

Facebook, contra el mundo y contra el olvido

La misma semana que se ha hecho público el enfrentamiento que mantiene el gigante de las redes sociales Facebook, la empresa ha dado a conocer un dato significativo: elimina diariamente 20.000 perfiles.

Facebook, contra el derecho al olvido…


Parece que las multinacionales informáticas estadounidenses han encontrado en la Unión Europea un duro rival. Richard Allan, responsable europeo de privacidad de la multinacional Facebook, no ve con buenos ojos los planes que la UE tiene sobre lo que han llamado «Derecho al olvido».

En una entrevista publicada por The Telegraph, Allan explica que «sería un error formular una directiva global sobre el «Derecho al olvido» por el hecho de que haya «casos excepcionales» de usuarios que quieran borrar su huella digital». Según Allan, «hay más usuarios de Facebook preocupados por la permanencia de sus datos en la red que por borrarlos».

Sin embargo, el directivo de Facebook reconoce que «deben encontrarse mecanismos para resolver los casos excepcionales». No obstante, la red social no parece interesada en borrar lo que algunos han llamado «episodios de juventud» que, en ocasiones, provocan problemas laborales a los usuarios. Ante esto, Allen explica que Facebook no se hace responsable «de la información gráfica u otros contenidos que los usuarios o sus contactos cuelgan en sus páginas.

Hemos de recordar que la empresa ya modificó el año pasado el modo en que los usuarios gestionan su privacidad tras un fuerte debate debido a que, por defecto, los datos de cada miembro eran públicos.

Pero el derecho al olvido no atañe sólo a Facebook y la UE. La Audiencia Nacional española tiene pendiente resolver un conflicto entre la agencia de protección de datos y Google. Algunos expertos consultados por el [Enlace roto.], explican que la vía judicial será complicada en el caso de la red social, donde los usuarios cuelgan sus contenidos de modo voluntario y donde los webmasters no están obligados a utilizar archivos con capaz técnica para ocultar determinadas páginas de una web para que no sean indexadas por los principales buscadores.

… mientras borra perfiles fraudulentos


Y mientras el debate sobre el Derecho al olvido requiere todos los esfuerzos de los californianos en Europa, Mozelle Thompson -responsable de privacidad de Facebook- reconoció en el Congreso australiano que Facebook elimina a diario 20.000 perfiles de usuarios menores de 13 años. «Hay personas que mienten, por eso Facebook borra diariamente 20.000 perfiles de personas que mienten», explicó.

La normativa interna de la empresa exige tener un mínimo de 14 años para poder crear un perfil, aunque hasta los 18 sus contenidos no estarán abiertos a todo el mundo, sino sólo a sus amigos, amigos de amigos y redes. Recientemente la empresa explicó al [Enlace roto.] que cualquier persona que forme parte de la comunidad puede denunciar el perfil de cualquier persona que mienta, aunque también tienen mecanismo de rastreo de perfiles fraudulentos y que detectan comportamientos inadecuados y que velan por proteger a todos los usuarios de la comunidad Facebook.

Como dato, se calcula que el 46% de los menores de 12 años con acceso a Internet en Estados Unidos están inscritos a Facebook. Aún les queda mucho trabajo.

Twitter, cinco años llenos de éxitos

Dentro del universo de las redes sociales, sólo hay una que pueda hacerle sombra a Facebook, el gigante creado por Mark Zuckerberg: Twitter. El próximo 13 de julio se cumplirán [Enlace roto.] del lanzamiento de la empresa y el 26 de marzo cinco del primer «twitteo» y lo hará convertido en un fenómeno social con el que ni siquiera contaban sus fundadores.

Creado por Jack Dorsey junto con Evan Williams y Biz Stone, esto que empezó como un programa de microblogging cuenta ya con más de 200 millones de usuarios de todo el mundo (lo que coloca esta red como la segunda destacada, pero muy lejos de los 600 millones de Facebook).

Pero pasarían unos meses, hasta 2007, para que la empresa adquiriera su estatus actual. Y algo más, hasta 2009 para que adquiriera cierto eco dentro de la Red. Los principios fueron complicados ya que sus detractores creían que publicar un texto de sólo 140 caracteres era una rémora: para eso ya estaban los sms sin necesidad de publicar el contenido del mismo a todo el planeta.

Precisamente por eso se crearon plataformas y debates en las que los propios usuarios intentaban averiguar para qué servía Twitter exactamente. Curiosamente, tuvo que ser una revuelta en la otra punta del planeta la que puso a esta red social en la picota. Los partidarios iraníes de Mir Husein se valieron de esta «arma» para expandir sus quejas y lo que estaba ocurriendo en el interior de un país totalmente hermético para los medios de comunicación extranjeros.

Meses después, Twitter fue uno de los medios más utilizados para expandir por la red la situación en países afectados por diversas tragedias, como Haití, Chile o Nueva Zelanda. Las cifras han seguido creciendo con la llamada «revolución árabe»: 50 millones de Twitts diarios, un incremento del 109% de los usuarios en sólo diez meses y un eco social sin precedentes para esta red. El pasado 11 de marzo, la tragedia de Japón disparó a 177 millones el número de mensajes enviados.

La red social se jacta del número de seguidores que tienen algunos de sus seguidores (Lady Gaga es la líder indiscutible con casi 9 millones)… desde Facebook sólo dicen que su tasa de abandono es de las mayores de la red. Sólo uno de cada tres perfiles sigue activo pasado un mes… y sólo un 12% pasado un año. Una asignatura pendiente que intentarán subsanar con el paso del tiempo.

Facebook, de película

Facebook, la principal red social de Internet ha dado un paso más en su afán de convertirse en la gran referencia de la red: un acuerdo con la major Warner Bros. permitirá que el estudio comience a distribuir su catálogo de películas a través de su página de fans en Facebook.

Desde el estudio explican que «Facebook es un destino diario de millones de personas en todo el mundo» así que «hacer accesible su catálogo a través de esta herramienta es una extensión natural de sus esfuerzos de distribución digital».

El servicio, de momento, sólo está disponible en Estados Unidos, donde se puede acceder al visionado de los filmes previo pago de 3 dólares o, lo que es lo mismo, 30 Facebook Credits. Una vez adquirida la película, el usuario tendrá 48 horas para verla. Desde la red social ven esta estrategia como un modo de potenciar el uso de los Facebook Credits por parte de sus usuarios.

El visionado de películas desde Facebook permitirá al espectador comentar las mismas en el momento y compartir sus opiniones con todos sus contactos. Esto es visto por la Warner como uno de los puntos fuertes de este canal de distribución, ya que, de facto, se convierte en un gran estudio de mercado.

Desde CNet.com dan por hecho que el desembarco en Europa se hará a través del Reino Unido, como suele ser habitual debido a la inexistencia de barrera idiomática.

La primera película de la que podrán disfrutar los usuarios de Facebook será «The Dark Knight», una de las que más contenidos extras y calidad de visionado ha ofrecido en todos los «canales clásicos» como el BluRay o DVD.

Una ¿nueva? red social

En la era de la tecnología y de las redes sociales es necesario tomar un descanso para reflexionar al respecto de las mismas. Una red social es una estructura compuesta por grupos de personas que están conectadas entre sí por algún tipo de relación como la amistad o el parentesco.

No obstante, la llegada de la globalización -desarrollo tecnológico mediante- ha hecho que las redes sociales se hayan desarrollado en unos límites geográficos y de inmediatez impensables hace sólo diez años. La primera gran red social informática fue MySpace. Creada en 2003 por Tom Anderson y Chris DeWolf fue adquirida dos años más tarde por NewsCorporation. Hoy tiene más de 200 millones de usuarios. Pero esto es sólo el principio…

Existen en la actualidad unas 200 páginas en Internet que ofrecen la posibilidad de emplear sus servicios de comunicación interpersonal global. Junto a la pionera MySpace, y a su coetánea Xing, aparecen otras como twittertuenti (la creación de Telefónica para el mercado hispanohablante). Pero, ni los 75 millones de usuarios de la primera, ni los de tuenti pueden hacer frente a la referencia de este mundo: Facebook.

Esta red -con 500 millones de usuarios y desarrollada en 70 idiomas- fue creada como un servidor interno para estudiantes de Harvard en febrero de 2004 por Mark Zuckerberg y fundada por Chris Hughes, Eduardo Saverin, Dustin Moskovitz y el propio Zuckerberg.

Esta idea de desarrollar una plataforma en la que los usuarios pudieran compartir sus intereses ya había sido implantada con éxito anteriormente por Geocities -tercera web más visitada en el mundo en 1998-, pero su éxito ha radicado en abrir la plataforma a desarrolladores de aplicaciones, que la han potenciado a niveles impensables.

Sin embargo, al igual que comprobábamos ayer con Google, este «invento» no está exento de las críticas. No sólo por el peligroso alcance que está obteniendo entre los menores -la generación tecnológica-, sino también por sus continuos ataques a la privacidad de sus usuarios. Buen ejemplo de ello es lo complicado que resulta eliminar, por completo, a un usuario de su lista. O los problemas de cotitularidad de los contenidos volcados en la web. Si ha esto le unimos los problemas que tuvo el propio Zuckerberg tuvo con los cofundadores, entendemos el revuelo que ha montado la creación de Jumo, la red social de Chris Hughes.

Jumo Beta


Conociendo como nadie el secreto para crear una red social de éxito, y, conociendo también de primera mano las críticas del gigante facebook, Hughes ha aprovechado su experiencia para crear una plataforma beta -en continuo desarrollo- que sirva de puente entre los internautas y las ONG’s que quieran adherirse a ella.

Curiosamente, Jumo requiere que el usuario tenga una cuenta en facebook -lo que no sólo la retroalimenta, sino que la coloca en un escaparate inmenso- para acceder al listado de 3.500 organizaciones no gubernamentales.

Es precisamente esta característica la que le supone que tenga un gran altavoz por el que divulgarse, a la vez que un motivo de desconfianza con un gran sector de la red crítico con la implantación que facebook está empezando a tener en las redes sociales digitales.

Hughes, además de conocido por poseer un 1% de Facebook que mantiene desde su cofundación, es conocido por desarrollar la exitosa campaña en la red del presidente estadounidense Barack Obama.