Google Flights, el gigante despega

Parece que la intención de Google de participar en todas las facetas de nuestras vidas mediante servicios y plataformas va camino de completarse más pronto que tarde. Ahora, después de un año y medio funcionando con bastante éxito en Estados Unidos, Google Flights llega a nuestro mercado con precios de casi todas las compañías del mercado (faltan Ryanair, Easy Jet, LAN y Binter, con las que ya están en conversación) con el fin de convertirse en el principal canal para la compra de billetes.

 

Google Flights -que se ha lanzado a la vez en España, Francia, Reino Unido, Holanda e Italia- sigue los parámetros básicos del universo de Mountain View: sencillez y agilidad. Basta con marcar dos lugares, una fecha y pulsar el botón de búsqueda. En unos segundos Google Bot nos muestra un listado con todos los vuelos ordenados por precio de menor a mayor. A partir de ese momento podemos discriminar por un sinfín de opciones: clases, empresas, planes de fidelización…

 

Pero la herramienta va más allá: podemos buscar los vuelos directamente sobre el mapa del mundo. Al indicar la ciudad de salida el resto de los aeropuertos del plano nos mostrarán directamente sus vuelos más baratos. También podemos discriminar por países. Al buscar en un único estado los aeropuertos quedarán marcados para diseñar más fácilmente la ruta ya que aparecen los precios de despegar y aterrizar desde cada aeródromo.

 

Si no indicamos una fecha unos gráficos nos indicará los precios de llegar a cada ciudad en diferentes días para que podamos planear el viaje de un modo más económico. Una vez que escogemos el destino, la fecha y la aerolínea, al clicar sobre el vuelo iremos a parar directamente a la página de la empresa para reservar nuestro pasaje. No hay publicidad. No hay intermediarios. No hay pagos extra.

 

Probablemente ahora os estéis preguntando dónde saca Google el beneficio ya que los ingresos no llegan de la venta de los billetes -los precios son ostensiblemente más bajos que en otros buscadores como Rumbo, Atrápalo, eDreams y MiNube. Google factura gracias a los anuncios que se dan dentro del propio buscador.

 

Google lleva tiempo con la vista puesta en el sector turístico. Un gran porcentaje de las búsquedas que se realizan en su servicio tiene que ver con la planificación de viajes. Es por ello que los de Mountain View han visto un poderoso negocio en monetizar su sistema de búsqueda de webs de viajes. En 2010 el gigante dirigido por Larry Page adquirió ITA, una pequeña empresa de Boston que se encargaba de la gestión de reservas de vuelos con servicios muy similares a los de la española Amadeus.

 

La ahora CEO de Yahoo! Marissa Mayer fue la encargada de gestionar y anunciar la adquisición. En su momento sólo tenían intención de utilizarla para dar información en tiempo real sobre vuelos y tráfico aéreo. Kayak, Expedia u Orbitz fueron los primeros competidores en poner el grito en el cielo. Se temían lo peor.

 

El máximo responsable de Kayak.com les «dio la bienvenida en Cnet»: «tenemos capacidad en nuestra capacidad competitiva. Reconocemos su valía pero, hasta el momento, nunca han tenido éxito en un negocio vertica». Lo que no contaban es que Google iba a entrar de pleno en su negocio… sin comisiones. Los de Mountain View no iban a competir en la venta de billetes a comisión, sino que iban a gestionar gratis su venta a cambio de los anuncios relacionados, su punto fuerte. Ahora, en Estados Unidos Google Flights es todo un fenómeno que se ha quedado con una enorme parte del negocio (¿por qué pagar más por exactamente lo mismo?).

 

Por cierto, como no podía ser de otro modo, Google nos indica también qué aviones y qué vuelos tienen WiFi a bordo para que podamos llevar nuestra experiencia tecnológica hasta las nubes.

 

Apps de viajes, prepara las maletas

Por fin llegó el verano. Tras meses de mal tiempo, mucho trabajo y planes inciertos por fin llega el asueto, el descanso, las siestas, las fiestas… y los viajes. Como en este blog tenemos predilección por lo que la tecnología puede hacer por nosotros (y no por lo que nosotros hacemos por la tecnología), os presentamos -con ayuda de la revista Gadget- algunas de las mejores aplicaciones para que estas vacaciones sean inolvidables.

 

 

  • Skyscanner: el primer paso a la hora de irnos a nuestro destino (después de saber cuál es) es decidir el medio de transporte. Si es el avión, esta aplicación para iOS te ayudará a comparar vuelos y encontrar los más baratos gracias a su base de datos con más de 1.000 compañías. Además, permite programar un viaje con diferentes combinaciones -sólo tendrás como límite el dinero que te quieras gastar-.
  • Kayak: otra de las imprescindibles a la hora de planear los entresijos del viaje. Es capaz de comparar los mejores precios de la combinación vuelo-hotel-coche de alquiler (y por separado), de hacer un seguimiento de los vuelos (para que sepas si hay algún retraso) y ofrece información útil sobre los vuelos y compañías aéreas. Imprescindible y gratuita.
  • Tripit: este organizador de viajes utiliza toda la información que le proporciones para mostrarte los itinerarios posibles y no pierdas ni un minuto. No se guía por el precio, sino por la disponibilidad. Por cierto, si quieres hasta hace la reserva.
  • Touristeye: este organizador tiene una ventaja que la competencia no ofrece, una vez planificas tu itinerario lo puedes consultar offline en todo momento. Además, te indica lugares para comer -vía GPS- o te permite llevar un diario de viaje.
  • WiFi Finder: si prefieres estar conectado sin gastar un euro, esta aplicación cuenta con un registro de 650.000 redes WiFi públicas -algunas son de pago- y permite que las descargues para poder seguirlas en modo offline.
  • Minube: esta red social tiene como temática los viajes. Podrás averiguar qué opinan otros usuarios de tu destino, pregúntales dudas y consejos y no te pierdas las recomendaciones.
  • Sygic: es cierto que no es barato (50 euros por una aplicación se nos puede antojar descabellado) pero, a cambio, te da todos los servicios de un GPS -mucho más caros-. Sirve para recorrer cualquier carretera de cualquier país de Europa. Utiliza los mapas de TomTom -toda una garantía- y, además, guía por voz.
  • Globeconvert: una de las principales dudas que le surge a un turista son las diferentes unidades monetarias y de medida que hay en las diversas zonas del mundo. Con esta apli gratuita podrás convertir cualquier divisa a euros o conocer cualquier temperatura en grados Celsius. Indispensable.
  • El reloj del mundo: para redondear la anterior (aunque esta cuesta 1,59€) puedes descargarte este pequeño programa que cuenta con 24 relojes de todo el mundo y te permite configurar alarmas y recordatorios para las distintas zonas horarias.
  • ReallyLateBooking: para los que les gusta el riesgo y dejan el hotel para última hora esta aplicación les ayudará a encontrar las mejores ofertas en la ciudad en la que se encuentren para esa misma noche. Está disponible para las principales de Europa.
  • Hostel Hero: otra app que permitirá a los que tengan un presupuesto más ajustado hospedarse en uno de los 19.000 hoteles y hostales de su base de datos. Cada referencia tiene fotos, puntuaciones de otros usuarios y comentarios. Muy buena.
  • Fortify: si quieres dejar tus documentos en la caja fuerte del hotel pero crees que los necesitarás en algún momento, esta aplicación te permite llevar contraseñas o fotos del pasaporte, etc. encriptados. Sólo dispondrás de ellos cuando lo necesites.
  • iTranslate Voice: esta maravillosa aplicación permitirá que te entiendas en 30 idiomas sólo con tu voz. Además, traduce las transcripciones y las reproduce. Funciona sorprendentemente bien.

¿A qué esperas para preparar las maletas?

Aplicaciones para smartphones, otra forma de viajar

No hace mucho tiempo la imagen de cualquier turista cercana a un monumento era similar a esta: gorra, sandalias, pantalón corto, camiseta, cámara de fotos al cuello, guía de la ciudad o del monumento en una mano, bandolera al hombro con mapa de carreteras, guía de restaurantes, diccionario de frases útiles, teléfono móvil y, si no era muy hábil con los números, incluso conversor de moneda. Ahora, todo esto ha cambiado. Los nuevos teléfonos inteligentes nos permiten unir gran parte de esos accesorios en uno sólo y, gracias a las aplicaciones para viajar, toda la «maleta» cabe en un bolsillo. Aquí tenéis algunas de las mejores:

  • mTrip: es una de las que más aplausos está recibiendo entre los usuarios. Disponible en los dos principales mercados de aplicaciones -Android Market y la App Store- nos permite, por sólo 4,99€, conocer todos los entresijos de 28 ciudades. 16 europeas, 5 estadounidenses y 7 de la zona «Asia/Pacífico».

  • Tripwolf: también disponible para los dos principales entornos operativos, Tripwolf tiene unos contenidos similares a la anterior. Su gran ventaja, sin embargo, reside en que su precio es mucho más bajo (2,99€). Los usuarios, además, incrementan los contenidos de las guías mediante blogs. Además, el planificador de viajes permite preparar todo en el ordenador antes de emprender el viaje de modo que todo quede guardado en el disco duro del teléfono y evitarnos la conexión a la red en el punto de destino. Un acierto. Sólo un interfaz más sencillo lo coloca por detrás de mTrip.

  • Lonely Planet: las guías de viajes más famosas del mundo también tienen su versión inteligente. Su funcionamiento es diferente a la de las anteriores ya que la editorial cobra 4,99€ por cada ciudad «descargada». También existe una versión «Lite» para Android en la que por sólo 0,72€ el usuario puede descargarse la «brújula» de la ciudad. El negocio parece redondo para la empresa: se extraen textos literales de las guías. La parte buena es que garantiza su calidad. Lo malo es que limita las «relaciones sociales» con otros usuarios.

  • Tourist Eye: para los que vean en esta interacción algo indispensable -600 millones de usuarios en Facebook seguro que lo hacen- existe una aplicación nacida en el Estado. Se trata de Tourist Eye. «La guía de viajes más sencilla y potente», como se autodenomina, no necesita de conexión a internet para trabajar. Permite planificar los viajes por días. Esto permite almacenar rutas, traslados, hoteles, mapas, restaurantes, etc. en un sólo archivo. Gracias a ello -actualizado mediante blogs- si el usuario no quiere, no necesita conectarse a internet para controlar sus contenidos. 30.000 usuarios la avalan.

  • Minube: es una solución creada gracias a las recomendaciones de 200.000 viajeros que configuran guías de viaje y listas de destinos en cada ciudad. Sus posts, blogs, vídeos -existe MinubeTV-, fotos y red social, configuran un novedoso formato que da un nuevo sentido a la globalización.

La enorme lista no acaba aquí: Tripit os permitirá guardar las confirmaciones de vuelos y reservas de hotel; Springpad ayuda a almacenar enlaces antes y durante el viaje; Weather Pro y The Weather Channel os desvelarán eficazmente el clima en cualquier lugar del mundo; TripAdvisor, Booking, Kayak, Skyscanner o Trivago se encargarán de los hoteles y YouCamp de vuestro camping favorito.

Las cifras hablan por si solas: en Estados Unidos -el país con mayor número de estos dispositivos- más de la mitad de los usuarios suelen comprar aplicaciones para viajar. Las que no requieren de internet para su funcionamiento -el costoso y engañoso roaming-, además, arrasan. Guías de ciudades, guías de monumentos, mapas de carreteras, guías de restaurantes, frases sencillas, conversores de moneda, distancia y temperatura, diccionarios, guías de hoteles e incluso de actividades de ocio. Todo está en estos pequeños programas que nos dan toda la información que necesitamos actualizada a cada instante. Ya tenemos las herramientas, ahora sólo nos queda ponernos en marcha.

Google vuelos, la enésima herramienta del buscador

Google es una fábrica de ideas, de detractores y fans (como la mayoría de las «grandes empresas») pero, sobre todo, Google es una fábrica de herramientas. Después del buscador, la cuenta de correo electrónico, las vistas por satélite, los mapas, los localizadores de calles, los vídeos, los teléfonos, los sistemas operativos, los álbumes de fotos, las noticias y un sin fin de aplicaciones -música y libros tampoco se «escapan» de sus tentáculos- ha llegado la herramienta para localizar vuelos. En estas fechas veraniegas, parece que es todo un acierto.

El blog de Google así lo anuncia: «el verano se acerca, usted puede estar pensando en tomarse unas vacaciones» y la herramienta ideal -en once idiomas- para escoger el mejor vuelo para su viaje es… Google. La entrada en un mercado a priori tan ajeno como el de los vuelos para un buscador en Internet viene marcada por la adquisición de ITA Software por parte de los de Mountain View. La inversión rondó los 700 millones de dólares y resultó polémica puesto que se trataba de un servicio orientado a las empresas y no cara al público. Se trata de un intermediario entre las compañías aéreas y los servicios minoristas -tanto agencias de viajes como páginas webs dedicadas a ofertar precios-.

Para hacernos una idea del peso específico de ITA en su sector, los expertos consultados por el [Enlace roto.] la sitúan al nivel de Amadeus, un «monstruo» informático que organiza el entramado de horarios, destinos, compañías, precios, etc. a nivel mundial y que nutre a las páginas que son consultadas por millones de usuarios a través de sus ordenadores.

Esta compañía se dedica a la comparativa de vuelos y revolucionó su mercado: la competencia intentó bloquear su adquisición por Google pues colocaba a los californianos en clara ventaja frente a sus rivales. Desde la empresa se defienden diciendo que el interfaz es completamente diferente y que no utilizan la información de su filial.

La búsqueda se realiza -dicen- desde el buscador. Al introducir en la ventana de búsqueda una pregunta sobre los vuelos que conectan dos ciudades aparece siempre en primer lugar el listado propio de Google con la hora de salida, la de llegada y la compañía que realiza el trayecto. En el resultado nunca hay comparativas de precios… pero si la opción de enlazarse con webs que las realizan. Además, Google ha anunciado mejoras en la página en las próximas semanas.

El objetivo de Marissa Mayer, vicepresidenta de Google, es claro: «una vez adquirida ITA trabajaremos en crear herramientas de búsquedas de vuelos con las que sea más fácil comparar vuelos y tarifas y encontrar rápidamente un sitio donde comprar los billetes». Parece que este es el primer paso.

Buscadores de vacaciones en Internet, póntelo fácil.

Se acerca el buen tiempo, la primavera ya está aquí y con ella la Semana Santa y las vacaciones de verano. Sin embargo, muchos no tienen tiempo de acercarse a su agencia de viajes para planificar esos días de asueto que tanta falta nos hacen. Nuestros amigos de TechStyle nos han preparado un maravilloso reportaje sobre buscadores de viajes en línea. Aquí tenéis algunos de los más llamativos.

Además de los portales más importantes de las principales agencias, como Halcón ViajesViajes El Corte InglésViajes IberiaViajes EcuadorBarceló ViajesViajes Eroski, etc… algunas webs se han especializado como guías de viajes que nos ayudarán a descubrir qué ver en cada destino para no perder el tiempo.

  • Arounder.com: disponible en inglés e italiano, dispone de guías visuales de ciudades de todo el mundo. Basta con buscar el destino en el que estamos interesados, pinchar sobre él y ver los puntos de interés que nos recomiendan. Una vez sabemos qué queremos ver en cada destino, es hora de visitar una de las website anteriores y reservar el viaje.
  • ItalyGuides: también en inglés y en italiano, incluye guías de audio y vídeo y una versión específica para iPad. Tiene panorámicas y colecciones fotográficas de casi todo lo que se puede ver en Italia. Además, las panorámicas en 360 grados viene acompañadas de información sobre el contexto histórico de lo que estamos observando. Si vais a viajar al país del calcio y la pasta, no tiene pérdida.
  • Viajes Virtuales: en la línea de las anteriores, esta web estatal dispone de puntos de interés en casi todas las capitales y ciudades importantes. También de San Francisco y Buenos Aires. Siempre se acompaña la información del correspondiente Google Map y, lo mejor, con enlaces de hoteles, servicios de compra de billetes, etc… si al final nos decidimos por un destino de su catálogo.
  • Destination 360: la versión internacional de las tres anteriores. Su diseño es mucho más tosco ya que la información no está todo lo organizada que podría. Sin embargo, dentro de esa montaña desordenada hay un tesoro: monográficos sobre las Siete Maravillas de la Antigüedad y las modernas. Su destino de referencia, Nueva York. Los demás tampoco tienen desperdicio.
  • Google Earth: más que una guía, es el atlas más importante de la Red. Actualizado asiduamente, las últimas actualizaciones permiten conjugar mapas, imágenes, puntos de interés e incluso panorámicas en 360 grados. Ofrece información de lo que queremos ver y vistas 3D.
  • Flickr: tampoco se trata de una guía al uso pero su fondo de imágenes y su buen sistema de indexado nos permite buscar casi cualquier destino y ver a través de las cámaras de otros turistas, lo que deseemos. Una buena herramienta que sirve para tener una expectativa diferente de los lugares que nos interesan.
  • Panoramio: une un gran mapa de ubicación de Google con las ganas de la gente de colgar sus fotos panorámicas de sus viajes en la red y tendrás un fondo de destinos de primera calidad. No todas las fotos podrían salir en National Geographic pero muchas de ellas no desentonarían. Muy sencillo de utilizar.

Ahora que ya sabéis las webs de las principales agencias y los sitios donde podéis ver fotografías de vuestros destinos favoritos, sólo os queda convencer a vuestro jefe para que os dé las fechas que queréis y, sobre todo, el dinero.