WWDC 2014, sus 10 claves

Con la resaca de la Conferencia de Desarrolladores de Apple 2014 nos proponemos analizar las diez claves del evento para saber si ha sido el menos destacado de los últimos años o si, realmente, hay algo más entre tanta campaña de marketing.

  1. iOS 8 y OS X, cada vez más cerca. Y va mucho más allá de poder contestar llamadas en el Mac (o poder hacerlas desde el propio ordenador). Se podrá comenzar a trabajar en un soporte y seguir en el otro (más allá de leer libros o reproducciones multimedia). Todo estará unido de una forma mucho más fluida.
  2. iCloud Drive. Y gran parte de culpa la tiene la actualización de iCloud. La distancia entre Dropbox y Google Drive y la oferta de Apple se acorta gracias a que los de la manzana «toman prestadas» unas cuantas ideas de la competencia. Además, la empresa abre su software a terceros gracias a Extensibility que permitirá compartir contenidos más fácilmente fuera del ecosistema Apple.
  3. Mejoras básicas. Desde el teclado -muchos acusaban la dificultad de escribir rápidamente en él por el tamaño de la pantalla- hasta iMessage (que incorpora varias utilidades que llevan tiempo en Whatsapp y compañía) pasando por una nueva estructura de una AppStore que pronto llegará al millón de programas.
  4. Nuevas funcionalidades para el iPhone. Desde el mundo de la domótica -gracias a HomeKit- hasta el de la salud y la cuantificación (coprocesador M7 mediante), gracias a HealthKit.
  5. OS X Yosemite da un salto de gigante. Primero porque será gratuito. Segundo porque mejorará aún más un interfaz que ya es sobresaliente. Tercero porque la empresa ha mejorado sustancialmente Spotlight, una de las aplicaciones más usadas en los Mac. Cuarto, porque Mail y Safari reciben una puesta al día que los vuelve a situar entre los mejores del mercado.
  6. Siri a todas horas. El asistente se activará con sólo llamarlo. Sin necesidad de tocar nada. Todo más rápido y fluido. Y ahora también con Shazam incorporado.
  7. Mejores fotos. Si ya eran impecables, ahora el software mejorará las funcionalidades de edición y la posibilidad de guardar una imagen en todos sus procesos de retoque. Una maravilla que suma un nuevo Time Lapse.
  8. Una cuenta, muchos usuarios. Otra de las mejoras de la AppStore atañe a las compras compartidas. Todo lo pagado con una misma tarjeta de crédito podrá ser disfrutado por usuarios de distintas cuentas. Fidelizando en grupo.
  9. El Touch ID gana relevancia. Tanto para compartir contenidos como para comprar aplicaciones o desbloquear carpetas de seguridad de iOS. Es cierto que se dudaba de su seguridad pero 300 millones de usuarios han demostrado que es uno de los mejores sistemas de seguridad hasta la fecha.
  10. Swift, programación para todos. Según la empresa es más fácil gracias a un código más sencillo. En un evento marcado por la apertura de la compañía este guiño a los desarrolladores fue tomado como una intención de crecer y mejorar cada vez más rápido.

 

Apple, mucho iOS y pocas nueces

El lunes era un día marcado en el calendario. La 25 edición del WWDC (la conferencia de desarrolladores de Apple) tenía como garantía presentarnos una buena colección de novedades en cuanto a software y nos dejaba con la esperanza de novedades en cuanto a hardware -aunque las han anunciado reiteradamente para otoño-. No hubo ni un producto nuevo: ni tableta, ni portátil, ni reloj, ni televisión y ni mucho menos teléfono. Todo era software y aunque hubo añadidos sobre iOS7, faltó algo rompedor que les distinguiera de la competencia.

 

El primer paso fue analizar el «estado de la empresa». Muchos dicen que podría ser mejor, pero es cierto que ya quisieran muchas empresas de vanguardia estar tan mal como Apple. Sus Mac se venden cada vez más (un 12%) aunque el sector cae (un 5%). Los clientes no sólo abandonan Windows o Linux para pasarse a la era postPC, es que la era postPC incluye ordenadores con OS X y Chrome OS. Mientras que sólo un 14% de los usuarios han adoptado Windows 8.1, el 51% de los Mac llevan la última versión. El precio (hasta ahora era barato, ahora será gratis) y la continuidad avalan el éxito.

 

Lo mismo ocurre con iOS. Android domina, Windows es el que más crece… Pero la plataforma de Apple es la que más fieles tiene y la más actualizada. Sólo un 9% de androides corre con 4.4. El 89% de los iDevices usan iOS7.

 

Pero, como el éxito pasado no garantiza el futuro, centrémonos en lo que nos propone Apple para los próximos doce meses.

 

Más de 800 millones de equipos usan iOS7 en todo el mundo. La tasa de renovación de los equipos de Apple (algo más de 3 años) ha hecho que la empresa se decante por una actualización que estará disponible para todos los iPad (desde el 2), y iPhone del mercado (desde el 4S, no hay ya muchos 3GS funcionando) desde octubre.

 

Esto es posible, en gran parte, porque el grueso de la plataforma no cambiará. Alguna leve modificación en la mensajería -con facilidades para compartir contenidos-, un teclado más rápido y fácil de utilizar, la entrada de Shazam entre las habilidades de Siri, una AppStore mejor organizada (no tardarán en llegar a las 1.000 millones de aplicaciones) y la nueva Extensibility que permite compartir directamente contenidos entre aplicaciones es lo mínimo que necesitaba iOS 7 para estar al día.

 

Sí dieron el do de pecho en cuanto a compatibilidad… con Windows. Cualquier archivo de cualquier plataforma será susceptible de ser compartido a partir de una nueva nube supervitaminada que pasa a llamarse iCloud Drive (junto a Google Drive y la SkyDrive de Microsoft). También en cuanto a lo que se refiere a la salud.

 

También en cuanto al ocio doméstico. Por fin usuarios de diferentes equipos Apple podrán compartir ilimitadamente los contenidos comprados con una misma tarjeta. Por supuesto, habrá modo de «capar» algunos de ellos que no queramos compartir o, simplemente, que no estén al alcance de menores.

 

 

La salud, su nueva apuesta

 

La empresa busca nuevos clientes y para ello se centrar en el trabajo con otros fabricantes, en este caso de equipos periféricos que monitoricen nuestros movimientos y salud. El primer paso fue el coprocesador M7 del iPhone 5S. Ahora llega HealthKit que contará con colaboraciones (además de Nike, una de sus grandes aliadas) como la Clínica Mayo u otros hospitales de renombre.

 

Cook no dijo nada de su funcionamiento (de hecho, de prácticamente ninguno, pero esperamos algo diferente a lo que Samsung incluyó en sus smarphones… Hace un año.

 

 

OS X Yosemite

 

Aquí el panorama fue diferente. Es cierto que iOS es la joya de la corona de Cupertino, pero también que lo mejor de Apple, con mucho, son sus Mac. Más allá de un diseño más plano e intuitivo (sí, todavía más), destaca su cada vez más evidente simbiosis con iOS. Desde las notificaciones del iPad o iPhone en tiempo real hasta las sincronizaciones con iCloud Drive o la posibilidad de responder llamadas que recibimos en el iPhone desde el Mac.

 

También crece la compatibilidad con Windows que, aunque está de capa caída, sigue siendo el dominador absoluto del mercado. También la capacidad de los mensajes que enviamos: hasta 5 gb. Y todo ello con un guiño hacia los propietarios de ordenadores anteriores: cualquiera que corra con la versión actual hará lo propio con Yosemite.

 

 

En resumen, buenas novedades para Apple que no lo son tal para la industria. Sabor de boca agridulce para los que esperábamos «one last thing» y muchas ganas de que llegue el otoño para ver todos esos productos que completarán el mejor catálogo de la historia de Apple y que tanto nos han prometido