Cuídate de los estúpidos y trabajadores

Kurt von Hammerstein-Equord

“Siempre divido a mis oficiales en cuatro grupos. Hay oficiales inteligentes, trabajadores, estúpidos y vagos. Normalmente suelen coincidir dos de esas características en una misma persona. Algunos son inteligentes y trabajadores; su lugar está en el Mando General. Otros son estúpidos y vagos; en todos los ejércitos representan el 90% y son adecuados para desarrollar tareas rutinarias. Cualquiera que sea a la vez inteligente y vago está cualificado para ocupar los puestos de más alto liderazgo, porque posee la claridad intelectual y la compostura necesarias para tomar decisiones difíciles. Pero debemos tener mucho cuidado con los que sean, a la vez, estúpidos y trabajadores; no debe confiárseles ninguna responsabilidad porque no dejarán de causar problemas.“

Hans Magnus Enzensberg atribuye esta cita al general Kurt von Hammerstein-Equord[1].

Hammerstein-Equord llegó a ser comandante en jefe del ejército alemán en 1930, pero fue obligado a renunciar a su cargo el 31 de enero de 1934, un años después del acceso de Hitler al poder. Murió de cáncer en Berlín en 1943. Su familia rehusó los honores militares para que el ataúd no fuese envuelto en la bandera con la esvástica. Hitler envió una corona de flores al funeral en Steinhorst pero ésta nunca fue exhibida porque la familia se la «olvidó» en el tren.


[1] Aunque hay quien la atribuye a otro general, Erich von Manstein.

6 comentarios sobre “Cuídate de los estúpidos y trabajadores”

  1. No es igual el tonto trabajador que el tonto con iniciativa, porque en definitiva, este se cree listo. Yo lo enunciaría de otra manera. Lo peligroso es gente muy trabajadora y que se crea más listo de lo que es.

    1. Hola Thooby:
      Es posible. Me ha parecido que describes en tu comentario al tipo con síndrome de Dunning-Kruger, ese que se cree listo porque como no lo es, no se da cuenta de que no lo es. Es el opuesto al síndrome del impostor, ese que se cree muy inferior intelectualmente a sus compañeros a los que considera más listos que él. Quienes sufren ese síndrome suelen ser muy inteligentes. ¡Qué jodida es la cabeza!

  2. entiendo que se refiere a cargos de responsabilidad…….hay jefes, diría que muchos, porque la mediocridad, la cobardía y el stablisment abunda enormemente, que se rodea de palmeros, que también toman decisiones menores o delegadas pero que se acumulan. ¿Un jefe debe elegir a su subordinado? eso pasa en las entrevistas te entrevista el jefe, la mejor elección es aquel que sea capaz en un futuro de relegarle, creo yo, hará eso el jefe?

    No obstante al trabajador pues si encima le menospreciamos….entonces quien trabaja??? Picasso, nada menos, dijo que la inspiración te tiene que pillar en el tajo, y que me dicen de la curiosidad que te lleva a ser activo, que no se si equiparable a trabajar, quizá no. Está la vocación, uno no trabaja se divierte.

    Es mas creo que una de las virtudes de los vascos, de los mas y menos vascos porque creo que se contagia, es que somos trabajadores, incluso para la fiesta.

  3. Ser mas o menos vasco es sentir esta tierra en el amplio sentido, mas o menos, tampoco a un menos vasco es peor persona, ni mucho menos, lo de ser persona es otra dimensión, pero por ejemplo aquellos que dicen que el euskera ( una lengua a punto de extinguirse)se impone y que desplaza al castellano y esas barbaridades…pues eso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *