Receta: Pestiños de Miel rellenos de Crema

Pestiños de Miel rellenos de Crema

Aunque la semana santa quede ya atrás, nuestros obradores y pastelerías se llenan más que de costumbre con abundantes dulces y pasteles de esa época en la que estamos, desde tostadas rellenas de diferentes cremas, hasta monas de pascua o los míticos pestiños de semana santa. Me he decantado por los pestiños ya que es un dulce típico de esa época, muy extendido por toda la geografía peninsular y que no se suele conocer aquí en nuestra tierra. Un postre legendario en el tiempo, que conjuga lo mejor de la cocina árabe y mediterránea, donde los aromas a especias y limón hacen que nos transportemos a los tiempos de la Alhambra, donde el rey boabdil ya disfrutaba de estos deliciosos bocados.

Ingredientes: (Para 4 personas)

  • Azúcar y canela molida a partes iguales
  • Miel
  • Aceite de girasol
  • 1kg de harina
  • 1 cucharita de levadura química
  • Ralladura de 2 limones
  • Piel de 2 limones
  • 500ml de vino blanco
  • 250ml de aceite de oliva
  • Matalahúva
  • 125gr de azúcar
  • Medio litro de leche entera.
  • 4 yemas (las claras se reservan para otra receta)
  • 120 gramos de azúcar
  • 50 gramos de maicena
  • 1 vaina de vainilla
  • La cáscara de medio limón (opcional)

Elaboración:

Para la crema pastelera, mezclamos en un bol, las yemas con el azúcar. Aparte en un cazo ponemos a hervir la leche con la cascara de limón y la vainilla, una vez que hierva le añadimos la maicena disuelta en un poquito de agua, bajamos el fuego al mínimo y removemos constantemente, añadimos la mezcla de las yemas con el azúcar y cocemos hasta que espese sin dejar de remover, retiramos la vainilla y la cascara de limón. Colamos por un chino y dejamos enfriar.

Para los pestiños, calentamos el aceite con las cascaras de limón y el matalahúva, una vez caliente y aromatizado lo colamos, dejamos enfriar y lo mezclamos con el vino, las ralladuras de limón, la harina y la levadura. Amasamos hasta formar una masa uniforme y dejamos reposar por espacio de media hora.

Transcurrido el tiempo estiramos la masa con el rodillo y partimos en cuadrados, unimos sus 2 puntas transversales y los freímos en aceite de girasol, repetimos la operación tantas veces sea necesario.
Una vez fritos y templados los pestiños, los rellenamos con la crema pastelera y los pasamos por miel caliente. Espolvoreamos con la mezcla de canela y azúcar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *