El Marlaskazo

Tiene un puntito golfamente divertido que la derecha extrema que idolatró a Grande-Marlaska en su época de espolvoreador de Justicia a granel se le haya terminado lanzando a la yugular con saña por haberle dado la patada al tal Pérez de los Cobos, fallido exterminador de urnas de plástico en la Catalunya irredenta. Y el regodeo alcanza el grado de justicia poética cuando el desencadenante del pifostio ha sido uno de esos informes de corta-pega-colorea de la Guardia Civil a los que el togado no les hacía ascos cuando instruía sus causas épicas. De rebote, resulta igualmente despiporrante que el progrerío de ocasión descubra de golpe y solo porque le ha tocado a uno de los suyos los usos y costumbres de los beneméritos a la hora de hacer dossieres por encargo judicial. Incluso los que no somos ni medio sospechosos de glorificar a los matones llevamos lustros denunciando esas compilaciones de fantasía que condujeron al trullo a más de uno por el artículo 33.

No pretendo llegar a ninguna conclusión edificante. Sospecho, incluso, que no la hay. Todo este psicodrama al que seguramente le quedan capítulos es sin más y sin menos uno de los clásicos ajustes de cuentas en lo más profundo de las cloacas. Toca, pues, tirar de cinismo y hacer acopio de palomitas para disfrutar del espectáculo desde la grada.

6 comentarios en «El Marlaskazo»

  1. Una más que demuestra que lo del estado de derecho en España es una broma. Mientras los informes de ciencia ficción los hace la guardia civil para machacar a cualquiera que no comulgue con la sacrosanta unidad de España todo bien. Desde la derecha hasta la izquierda progreguay mira para otro lado y aplaude ya que un informe de la guardia civil es Palabra de Dios. Ahora que los informes de ciencia ficción van contra la progresía guay, los que antes callaban cuando no aplaudían ya ven datos falsos, contradicciones y ya la palabra de la G.C. no es Palabra de Dios.
    Que les den y ahí se jodan entre ellos.

  2. Pues sí, no hay mucho más que decir. A todos estos jueces “superestrellas” y “superguaypirulis”, que sacaban pecho democrático socavando cualquier principio en la lucha contra los “barbaros del norte”, en la que valía TODO, los conocemos muy bien por aquí. GARZONES, MARLASKAS, etc , “democratas” del Ebro para abajo, por estos pagos fieros y temibles defensores del ORDEN ESTABLECIDO, sin ningún escrúpulo a la hora de reprimir.
    En cuanto a los “informes” de la GC, daría risa si no fuese tan patético el tema. ¿Ahora nos damos cuenta de que es una barbaridad tomar como PRUEBA las elucubraciones calenturientas de unos milicos pergeñadas en la oscuridad de un rincón de una casa cuartel? ¿Cuántos años de cárcel acarrean sobre sus lomos cientos de ciudadanos vascos a cuenta de estos “informes”? La “progresía española se debería dar cuenta de que ellos han alimentado a la fiera, ahora se percatan que esa fiera se vuelve contra ellos ¿qué pensaban?

  3. ¡Jesús, María y José benditos! No han dicho nada al respecto, que yo haya visto reflejado, los camaradas de la IA.
    El comentario de Javier Vizcaino acertado, pero discrepo de que los vajcoj vayamos a ver vesos toros desde la grada.
    La benemérita tiene demasiada fijación con el Paij Vajco como para que nos libremos de oler en primer plano la putrefacción de las cloacas borboneras.

  4. Quedan más que claro los chanchullos que se montan .Ahora resulta que los fachas que lo han sido siempre y de los cuales el psoe también se ha servido sobre todo para dar caza a los malísimos apátridas mal llamados nacionalistas se les han revuelto por resultar demasiado rojos para su gusto .

  5. No entiendo que ahora se de cuenta de los informes no correctos, o llamémoslo falsos que ha hecho la GC al cabo de los tiempos, y bien creía Marlasca cuando era juez del TOP y juzgaba a los que detenían en Euskadi y a base de ostias declaraban lo que ellos querían,y ninguno torturaba, todos eran muy legales y justos.
    Ahora que hacen un informe falso que le perjudica a su gobierno se pone las pilas y empieza con destituciones, podía haber investigado cuando ejercía de juez los malos tratos las comisarías y cuarteles, y haber depurado a los responsables,pero no, entonces valía todo.

  6. Que se lo digan a los chicos de Alsasua.Ellos siguen en la cárcel por obra y gracia de la benemérita,con la inestimable ayuda de la juez.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *