Cuando Casado pedía dinero en el despacho de «ese señor»

Como es previsible, en el argumentario de grandes mentiras de Pablo Casado está subrayado el punto número uno: Yo nunca he tratado con «ese señor«. Sí, llegó un momento, tras el «Luis sé fuerte» que «M.R.» (que ya sabemos -como que antes ni lo imaginásemos- que es Mariano Rajoy), dejaron de hablar de Luís Bárcenas para referirse a él como «ese señor«. Pero hoy no toca hablar del que dicen que también fue conocido como «La trotona de Pontevedra«. Mariano tiene que volver a una vista oral en la que no le van a poner una mesita absurdamente diferenciada para que siga mintiendo y, posiblemente, le puedan recordar la figura jurídica del perjurio.

Hoy toca hablar del menor de Los Alcántara y de sus relaciones con el que, parece, va a tirar definitivamente de la manta.

Pablo Casado y Luis Bárcenas han coincidido mucho tiempo en el Partido Popular. Casado fue presidente de las Juventudes del partido más corrupto de Europa (Nuevas Generaciones) en la Comunidad de Madrid de 2005 a 2013, diputado en la Asamblea de Madrid de 2007 a 2009, jefe de Gabinete de Manuel Pizarro primero y de José María Aznar después, diputado en el Congreso –por Ávila primero y por Madrid después– de 2011 hasta la actualidad y vicesecretario general de Comunicación del PP de 2015 hasta 2018, cuando fue elegido presidente de su partido.

Por su parte, Luís Bárcenas ha sido gerente del PP de 1990 a 2008, senador del partido (por Cantabria) de 2004 a 2010 y tesorero del Partido Popular de 2008 a 2009.
A día de hoy, Casado es presidente del PP, mientras que Bárcenas y su mujer, Rosalía Iglesias, se encuentran en prisión cumpliendo condenas firmes de 29 años y un mes de cárcel el primero y de 12 años y 11 meses de cárcel la segunda por su vinculación con la primera época de las actividades de la trama Gürtel, por la que el PP ha sido condenado, también en firme, como partícipe a título lucrativo.

Bárcenas amenazó con tirar de la manta (colaborar con la Fiscalía Anticorrupción en la investigación sobre la ‘caja B’ del PP) si su mujer acababa ingresando en prisión, ingreso que se produjo el pasado 8 de noviembre.

Sin embargo, en el PP aseguraban que no temían que el ex-gerente y ex-tesorero del partido acabase tirando de ninguna manta y que en este sentido Casado estába  “muy tranquilo”. Lo cierto es que ni en el PP existe tan poco temor ni Casado está para nada tan tranquilo.
Nadie desmintió lo publicado por la periodista Marisa Gallero en su libro ‘Bárcenas. La caja fuerte: los papeles secretos del tesorero del PP’ (2016) pero ahora, parece que algunos de esos pasajes van a salir a relucir en un juicio que va a coincidir con su estruendoso batacazo popular (y posible sorpasso de otra de las extremas derechas españolas) en las elecciones catalanas del próximo 14-F.

Gallero abordó la ‘caja B’ del partido, donde se guardaba el dinero negro de las ‘mordidas’ de los empresarios –a cambio de adjudicaciones de contratos públicos–, parte del cual se destinaba después a pagar sobresueldos a dirigentes del Partido Popular. La periodista ya recordaba entonces en una entrevista concedida al Diario Público que a Bárcenas «le enfada mucho que hubiera cargos del partido que cuando él lo era casi todo en el PP fueran a su despacho de Génova 13 a pedirle dinero y que cuando él cayó en desgracia empezaran a decir que no lo conocían de nada«. Y ponía como ejemplo al propio Casado.

Y es que Bárcenas reveló a Gallero que Casado estuvo en su despacho de Génova 13 pidiéndole dinero para la campaña de Manuel Pizarro a las Generales de 2008, a las que el ex-presidente de Ibercaja y de Endesa (que había llegado al PP aquel mismo año 2008 avalado por Mariano Rajoy pero sobre todo por José María Aznar) concurrió como número dos de la lista del PP al Congreso por la Circunscripción de Madrid, es decir justo detrás de Rajoy, el candidato del partido a la Presidencia del Gobierno.

Aquel 2008, Pablo Casado era diputado en la Asamblea de Madrid y asistente de Pizarro. Bárcenas asegura que, cuando Casado estuvo en su despacho de Génova 13 pidiéndole dinero para la campaña de Pizarro, se lo pidió como el “amigo personal” que Pizarro era de Álvaro Lapuerta, procurador en las Cortes franquistas hasta 1977, diputado de Alianza Popular en el Congreso desde 1977 y tesorero del PP de 1993 a 2008, es decir sucesor de Rosendo Naseiro y antecesor del propio Bárcenas.

Actualmente, Pizarro está en la FAES de Aznar, como vicepresidente, y asesorando a Casado en materia económica; Lapuerta, muerto; Bárcenas y su mujer en la cárcel y Casado mintiendo.

Lo tiene claro el menor de Los Alcántara: Lleva seis elecciones perdidas y jamás a ser presidente del Gobierno español. De hecho, nadie puede llegar a serlo presidiendo una formación política residual en Catalunya, en Euskadi y solo con presencia con responsabilidades de gobierno donde la otra extrema derecha de Vox y lo que queda de Ciudadanos se lo han permitido. Y, por si fuera poco, en un baluarte popular por excelencia (Galiza), Núñez Feijóo ya ha comenzado a soltarle la mano ya que, posiblemente, a medio plazo el presidente galego pase a liderar esa organización delictiva con razón social en Génova 13, 28004-Madrid.

8 comentarios en «Cuando Casado pedía dinero en el despacho de «ese señor»»

  1. Es evidente que al Sr. Casado,… la propia Secta Logia Cofradía «Cosa Nostrar», le han «colocado» para hacer de «Abogado del Diablo», de esta caterva con impunidad malhechora, heredada gracias a sus guardaespaldas justicieros.

    Para defender a estos demonios, habría que ser un abogado con inteligencia Sobrenatural, que no es el caso. Con título de abogado comprado en el mercado negro poco recorrido tiene.

    Algunos, la única inteligencia que disponen, es la artificial, que llevan en su bolsillo en forma de smartphone, que además toma por idiotas sometidos al resto de sus cautivos, como así se lo han enseñado.

    Y ya sabemos que cuando los franquistas tiene problemas graves judiciales extremos, …. en vez de cambiar de abogado, …Cambian de Juez…(Y en esas andan, obstruyendo la reforma, del caducado Poder Judicial ).

    Así desde 1939.

    Quieren convencernos que ser gobernantes o cortesanos monárquicos delincuentes administradores, es una «Virtud», ya que a los que aseveran que España tiene gran carencia democrática, los criminalizan por decir la verdad que es la razón de ser y propagar honradez de doctrina y ética para alcanzar un Estado libre y Democrático que de la confianza y concordia que garantiza la unidad territorial que piden y exigen respetar, dando palos y cárcel.

    Gran Bretaña, bien que lo sabe y aplica, permitiendo referéndums de independencia, a sabiendas que son mayoría Unionistas, por la confianza en su poder de Estado, con Gobernantes Estadistas, incluida la Monarquía y su Poder Judicial, que les da ejemplo y fiabilidad de Democracia y libertad plena.

  2. La logia de la secta cofradía «Cosa Nostra», amos y señores herederos de «Los Nacionales», linaje de dueños de la finca por méritos militares golpistas, con impunidad «justiciera de Patente de Corso» saqueador, y disfrazados de «patriotas democraticos», de la escuela maquiavelica endemoniada, de los asaltantes, con uso de guantes en permanente blanqueamiento, para ocultar los constantes, flagrantes y gravísimos delitos contra los bienes públicos.

    El franquismo y sus guardaespaldas del Poder Justiciero instituido, les ha inculcado este PAROXISMO de impertérritos amorales , delincuentes sin responsabilidad ni mínima ética moral de sus actos.

    Ruines, Muy Sobrados, después de 80 años de Poder Absoluto encubierto, pero todas las cancillerías avanzadas ya lo sabían, y los utilizaban como a su Aznar, que lo tienen a sueldo los yankees, a través de la tapadera de Mr. Rupert Murdoch.

  3. Sin ánimo de frivolizar, no sé si al ser un partido totalmente distinto de aquél, según ellos mismos, si ese PP ya no existe y reniegan del mismo…tiene mucho sentido que sigan haciendo homenajes a concejales que cayeron en aquellos años ya que pertenecían a un PP con el que ellos dicen no tener nada que ver.

  4. Debe ser que el Parkinson preocupa mucho porque les ha dado a los políticos por decir «no me temblará el pulso».
    Lo dijo el señor Iglesias para acojonar a las farmacéuticas de las vacunas.»No me temblará el pulso para nacionalizarlas»
    Y lo ha hecho Casado con esa frase tan chachi de «No me temblará el pulso si Rajoy sabía lo de la Caja B» del PP».
    Yo no me lo tomaría en serio. El Parkinson sí por supuesto, pero esas memeces no.

    1. El mejor es el prescindible ministro garzón.
      Desde que las multinacionales del juego y la propia ONCE le dijeron que duraba en el Ministerio de «come lechugas de temporada», está agazapado y calladito. Humo.
      Como dijo Anguita de él, un pobre hombre.

  5. Todo se difuminará, se alargará en el tiempo y terminará sin consecuencias para el PP más allá de la escandalera de estos días. Son muy buenos estos demócratas de toda la vida preparando cortafuegos, eliminando pruebas (como ya han hecho) y recurriendo a eso tan manoseado de la estabilidad de España. Millón arriba, millón abajo, tiene el apoyo del 25% del electorado español, que es mucho apoyo corrupciones aparte.
    ¿Y de Joshe Mari Aznar por qué no se habla apenas?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *