La botella llena hasta el corcho

He despiezado unos menudillos de pollo, los he interpretado al estilo de los Arúspices etruscos y me han llegado mazo de buenas vibraciones. No hace falta ni moverse para saber que casi el 70% de los vascos están satisfechos con la situación económica actual. Más concretamente el Sociómetro Vasco detecta a un 69% de baskitos y neskitas que se muestran plenamente satisfechos con la cosa de la seguridad financiera.

O sea, que entre los políticos gafes que lo ven todo negro y las terminales del poder informativo, como dice Sánchez, nos están deprimiendo innecesariamente. Eso se detecta si vive la alegría y el bullicio por ejemplo de la actividad nocturna en Bilbao, que no será diferente de la de otros lugares de nuestra bendita tierra. Bares petados, overbooking soplando en la calle, restaurantes con lista de espera y locales fiesteros a reventar. Nos están engañando como a bellacos: Los vascos y las vascas no sólo no se retraen en el gasto de la cesta de la compra sino que les sobra para vicios en los merecidos fines de semana. Pasa lo mismo con los comercios: El que funciona, funciona y el que no, cierra porque no funciona, no porque no se le ayude como ha dicho nuestro Arúspice local, el señor Alkate.

¿Y qué decir de los eventos musicales, antes llamados conciertos? Pues que es igual que actúe Fito que Metallica. Llenazo absoluto. Y los festivales venideros hierven ya con las entradas vendidas. Por no hablar del turismo a rebosar que alegra ya el entorno del Puppy o los bares del Casco Viejo. Con relación a las vacaciones la intención de gasto en verano de los y las vascas supera las cifras pre-pandemia, y alcanza según la típica encuesta nivel del Estado un crecimiento del 51% respecto el del año pasado. En cuanto al coste de los billetes de avión, éstos suben o han subido del orden del 25% y por ahí andan también los hoteles aunque algunos llegan a superar incluso el 40% de precio con respecto al mes pasado.

Queda, por tanto, meridianamente claro, tal y como me han confirmado esta mañana las tripas del pollo de granja, que la situación dista mucho ser preocupante, que la gente necesita, quiere y puede disfrutar. Y que a la vuelta de vacaciones se superará sin problema alguno la cuesta de septiembre con sus matrículas, uniformes, tablets, libros y otros «pequeños» gastos adicionales.

Eupp! No nos dejemos desanimar por los cenizos que buscan réditos en las penurias ajenas.

Publicado por

Iñigo Landa

Iñigo Landa Larrazabal (Bilbao, 1967) Destinado en la Agencia Espacial Vasca. Estudió Austronáutica en euskera y cursó el mismo máster que Pablo Casado en Universidad Rey Juan Carlos, el fugado. Vive en Bilbao

17 comentarios en «La botella llena hasta el corcho»

  1. No sé por qué ha derivado la charla hacia Osakidetza, la verdad.
    Yo, ya en los 50, he recibido la «desagradable» carta del programa de prevención del cáncer colorectal. Una vez hice los deberes en apenas dos semanas me ha llegado la segunda carta instándome a pedir cita para una colonoscopia. Sin perjucio de la pereza (y pelín de inquietud) que me ha generado la misiv, no puedo dejar de pensar en el lujo que tenemos y que, visto está, no valoramos.
    Uno de mis mejores amigos tiene un problema serio de apena del sueño y Osakidetza le va a proporcionar la máquina esa para dormir, monitorizada y con un programa de seguimiento. Y la maquinita a lo mejor cuesta 2.000 €.
    Insisto; un lujo…y…como tal…cuesta mucho sostenerlo. No me creo para nada que sea intención del GV desmantelar la sanidad pública, como se afirma demagógica e interesadamente. Quizás el cambio cultural al que se refirió la Consejera es a eso, a la necesidad de que lo valoremos y seamos conscientes de lo que cuesta…y lo cuidemos, y eso es no abusar, no creernos que es el servicio de habitaciones de un hotel. Nos hemos vuelto muy señoritos y muy exigentes. Lo queremos todo y lo que queremos ya. El cambio cultural está en que está muy bien poner a parir a los políticos pero al mismo tiempo, por ejemplo, cogerse una baja laboral tras otra, por chorradas, a cuenta del sistema (lo que está pasando con las bajas en un auténtico escándalo; un fraude masivo que no hay sistema que lo aguante).

    Yo soy mucho menos optimista que Iñigo, aunque admito que la realidad es cada vez más difícil de interpretar. Yo sí veo los fines de semana los restaurantes y terrazas llenas (y me parece estupendo, yo lo hago) pero al mismo tiempo detecto de lunes a viernes a a gente muy quemada, muy avinagrada, Se trabaja mal, a cara de perro. Todo el mundo de muy mala hostia. Cada vez más gente te dice que el día menos pensado lo manda todo a tomar por culo. Y esa misma persona el sábado está feliz en su terracita y tiene el último modelo de smart phone pero el domingo a las 20:00 se quiere morir sólo pensando en la semana que le espera. Estamos muy bipolares. Mucha gente se queja de que sus empresas los exprimen, que las cargas de trabajo son insoportables, otros se quejan de que no encuentran gente dispuesta a trabajar o de que todo son quejas y reivindicaciones….está todo muy raro.

    Así que no sé si la botella está medio llena o medio vacía…pero me preocupa de qué.

    1. Pues a lo mejor deberías de preguntarte por que te quieren realizar una prueba colonorectal y no por ejemplo uno de próstata, que también deberías de comenzar a mirarte a esa edad.

      Respecto al Cpap, o Bipap, dependiendo de lo que le hayan proporcionado a tu amigo, decirte que la causa de mortalidad en caso de apnea del sueño es mínima, por no decir casi nula, es más probable que la tenga por falta de descanso mientras conduce a causa de dicha apnea, es decir por dormirse al volante.

      Dicho aparatito no se la dan a tu amigo, se la presta una empresa privada, y de no tenerla puesta un mínimo de X horas anuales, se lo retiran. Es más el neumólogo en caso de que no se lo ponga puede dar parte a trafico para que le retiren el carné de conducir entre otras cosas. Espero que lo tolere bien, ya que no es tan fácil y que busque una opinión también en un Otorrino.

      Respecto al desmantelamiento, no es que se desmantele, solo que se privatizan servicios, como el que dejara a tu amigo el aparato en cuestión, quienes serán a su vez quienes le controlen.

  2. Aquí lo que hay es mucha gente chupando de la piragua (y no me refiero solo a los de arriba, ni mucho menos) y poca gente empujando, cada vez menos.
    Los que se quejan amargamente de nuestra sanidad y/o red social que vayan a conocer mundo. Los que dicen que nuestros funcionarios son unos pobres hombres y mujeres explotados y mal pagados, directamente, que se vayan a jugar a pala. Y así todo.

    1. Pedazo argumento el tuyo.

      Yo a nivel personal, no pido aumento de sueldo ni más vacaciones, ni días libres, pero si un aumento de plantilla, y la construcción de Hospitales, no que se denominen Hospitales a lo que son ambulatorios como en el caso de Gernika.

      También un NO a la privatización sanitaria, es decir no a lo que va a suceder ahora con la historias clínicas derivadas a las mutuas, que las intervenciones quirúrgicas, medicas, de diagnostico, … se hagan en hospitales de Osakidetza y Osasunbidea, no en clínicas privadas que cobran por ello por dicho «alquiler».

      Cuando en Osakidetza u Osasunbidea no haya listas de espera, como prácticamente no las hay en la privada, por falta de personal, de medios, instalaciones, me callaré un rato.

  3. Por lo menos OSAKIDETZA no está en manos de los privatizadores que dejaban morir sin atención y solos a los ancianos de las residencias madrileñas.
    Algunos cuando leen o escuchan algo positivo de por aquí se ponen nerviosos.
    Los que no están nada satisfechos son los migrantes que han visto apalear y dejar morir como perros a sus compañeros en Melilla. Y el progresista Sánchez que gobierna con los cuatro tiquismiquis de UP felicitando a la policía marroquí. Marca España José Luis.

    1. ¿Y que es más privatizado que el que ahora se vayan a pasar las historias clínicas a mutuas privas, controladas por sociedades médicas privadas IMQ, que también es propietaria de Residencias de ancianos IGURCO ?

      Yo he visto morir a gente sin recibir la atención suficiente, por no decir como perros, caray, ya lo he dicho, en la sanidad vasca, y también en la sociosanitaria, ambas en organismos públicos.

  4. Respecto a Osakidetza.

    Resulta que ahora todas las historias clínicas de sus usuarios o pacientes, ultimamente más pacientes que usuarios, pasarán a los datos de MUTUALIA, para sembrar la sospecha entre pacientes y profesionales de Osakidetza. La junta directiva de la mutua privada está formada por una empresa implicada en el caso de corrupción Hiriko, un empresario de los Paradise Papers, una consultora investigada por manipular contratos y el miembro de un cártel ferroviario.

    Luego dirán que los pacientes mienten al médico, `pues ahora si que van a tener motivo para hacerlo.

    Urkullu afirmó que la “colaboración público-privada es un modelo de referencia en los países más avanzados” y es “imprescindible para seguir mejorando” el sistema sanitario vasco. Urkullu consideraba a Mutualia como “un complemento relevante para el sistema sanitario público vasco”. Por este motivo, el Gobierno Vasco otorgó a Mutualia el “premio a la gestión avanzada en el elemento clientes” en el año 2018. Lo hizo de la mano de Jon Darpón. También le entregó el “premio a la gestión avanzada en el elemento estrategia” del año 2020, esta vez entregado por Gotzone Sagardui, conocida en cierta etapa anterior a Osakidetza por las reducciones de plantilla, allí donde estuvo.

    ¿Quienes están entre otros en MUTUALIA?, pues Joseba Grajales y Jon Azua, directivos del grupo sanitario privado Keralty que en compañía de Jon Darpón, fueron consejeros de IMQ, grupo sanitario privado que tiene convenios con el Servicio Vasco de Salud y en el que solicitó ingresar el propio Darpón tras su cese por las irregularidades en la OPE de Osakidetza. La actual correa de transmisión entre Sabin Etxea y el grupo IMQ-Igurco es el exburukide Iñaki Isasi, director de operaciones de IMQ. Por otra parte, Igurco había sido la división del sector de la salud del grupo constructor Urazca, fundado por Javier Uría, exalcalde del PNV en Zeberio y padrino de las carreras políticas de los burukides Aitor Esteban e Itxaso Atutxa. Es más, Igurco llegó a fichar como apoderados al jelkide José María Iruarrizaga, diputado de Hacienda de Bizkaia, y a Roberto Otxandio, exalcalde del PNV en Basauri que ahora ejerce de consejero de Iberdrola y dirige una consultora que trabaja para la Administración Pública Vasca.

    Osakidetza, ven y cuentalo, que se pare el tren, que yo me bajo, mientras tanto más Fito y furbol, para amansar las mentes que siguen en el tren.

    1. Totalmente de acuerdo con lo que dices, solo una salvedad, para que Osakidetza pase los datos a Mutualia tiene que dar su consentimiento el paciente.

        1. No conozco a fondo la situación que comentáis sobre los datos, pero a mi mujer le hicieron una resonancia de los oidos y una semana después teníamos publicidad nominal y domiciliada de una empresa de prótesis auditivas.
          Cuando me quejé a Osakidetza me pidieron una serie de datos para confirmar la queja entre los que estaban:
          -Día y hora de la resonancia (bastante normal, aunque estaba puesto en la queja)
          Nombre de TODOS los sanitarios que habían intervenido desde el principio en el proceso (desde el ambulatorio hasta el lugar de la resonancia y luego los médicos y enfermeras que analizaron los resultados tras la resonancia….
          Que nadie piense mal…. para intentar aclarar la (clara) posible filtración de datos ólo nos pidieron eso, no nos pidieron los nombres y dos apellidos de los muertos de Hirosima

          1. La resonancia aunque sea solicitada por Osakidetza, a tu mujer se la han hecho en una empresa SA, por lo tanto ya no es paciente, es una potencial clienta.

  5. Me reconcomen las dudas. ¿Está OSAKIDETZA terminal o se exagera? ¿Podría estar mejor? Seguro. ¿Es un presunto problema de gestión política, de presupuesto, de profesionalidad o funciona de forma adecuada a pesar de todo? ¿Toda ella está jodida o sólo algunas secciones? ¿Qué gastos habría que recortar de otras partidas para dedicar ese dinero a la sanidad? ¿En qué modelo de pais nos deberíamos fijar para comparar?

  6. ¡¡Qué guay!!
    ¡¡Gora EuZkadi!!
    Estamos como Dios, cuando creíamos tener la botella vacía, hemos visto que nos queda un tercio, y, tras la psicosis de la pandemia y de la postpandemia nos la bebemos de trago. No vamos a pensar que luego Osakidetza, en franco desmantelamiento, no nos pueda arreglar el hígado, o tarde demasiado y no lleguen a tiempo, que los servicios públicos, excepto la Ertzantza no crecen al ritmo necesario. El gobierno Vasco, dueño del dinero, decide no aprobar una ley para aumentar los efectivos en salud mental Nos dicen que no hay médicos y la OPE nos indica que hay una plaza por cada nosécuántos opositores, o sea, nosécuántos menos uno seguirá sin plaza. Se tienen, por presiones de los profesionales (?), que rectractar de una reestructuración de la cardiología entre Basurto y Cruces.
    Mi última experiencia en urgencias de Cruces es de juzgado de guardia.
    La situación económica es muy buena para los de siempre, buena para otros, regular para otros y mala o muy mala para otros.
    Como leí en una pancarta de una manifestación, en un «chiste» de Forges, aunque la mayoría prefiere reírlo que pensarlo:
    diálogo entre dos personas en un bar
    -«¿es lícito confundir la prosperidad de una clase con el bienestar del pais?»
    – «GOL».
    No pasa nada, porque, como tu dices muchas veces aunque ayer, o anteayer, lo criticaras en boca de otros, AQUÍ VOTAMOS BIEN… aunque tengo la sensación de que piensas que para la alcaldía de Bilbao no votasteis tan bien.
    Un saludo

  7. Pues según la tele de los obipos estamos como para que se ocupe de nosotros la madre Teresa de Calcuta. No se me ocurre porqué lo dirán. O sí ?.

  8. La botella hasta el corcho sí ¿pero de que?
    Nadie puede dudar que la subida de los precios de artículos de primera necesidad (pan, aceite, patata, etc), han experimentado una subida en los últimos meses de escándalo, antes se culpaba del tocomocho a la pandemia y ahora a Putin. Siempre habrá un comodín.
    Tampoco nadie puede negar que los fines de semana la A8 se colapsa aunque el precio de los combustibles estén por las nubes, ni que los hoteles, agroturismos, aeropuertos y estaciones de viajeros estén saturados, las terrazas llenas y los conciertos y eventos de cualquier tipo a tope.
    Ahora, vayamos a partir de la segunda semana del mes a las tiendas de alimentación o de otro tipo y veremos el caso contrario, está todo vacío y si preguntamos el aumento de las marcas blancas o comida basura, igual ahí vemos el líquido que contiene esa botella. ¡Prioridad amigo! algo así decía Jokin.
    Niño Becerra habla del último verano.
    Yo personalménte pienso que la próxima hostia va a ser parecida a la que nos meten cada 10 años, y el Imperio lúdico se vaya a tomar por culo y dejemos de ser unos «reventados.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.