Papanatas

En su día, cuando con ocasión de la puesta en marcha de su nueva sede, se tomó la decisión de llamar BEC (Bilbao Exhibition Center) a la que siempre había sido Feria de Muestras de Bilbao, no me hizo mucha gracia. Pero pensé que quizás yo era un rancio (de hecho lo soy) y que puede que fuera normal utilizar un nombre inglés por aquello de que así los extranjeros que vengan a ver la Feria no se perderán y acabarán en Castro Urdiales sin querer.

Más tarde tampoco me pareció buena idea llamar BERC (Basque Excellence Research Centre) a los centros de investigación que creaba el departamento del ramo del Gobierno Vasco. Tanto en un caso como en el otro me parecía que se pretende proyectar una imagen de cosmopolitismo recurriendo a denominaciones con la lengua considerada cosmopolita. Y nada más.

Estos días, paseando por Ereaga, me he encontrado con unos letreros en los que pone “Getxo Sea Week” (o sea, semana del mar de Guecho). Y la verdad es que no lo entiendo. No veo qué problema hay en utilizar nuestras lenguas. Es como si no tuviésemos suficiente con dos lenguas y necesitásemos una tercera que, de entrada, no es nuestra, y de salida, entienden pocos de entre nosotros.

Hace unas semanas participé en una reunión en la que, con absoluta naturalidad, se utilizaban expresiones tales como “basque encounter point” (o algo así) y “open innovation”. Me extrañó, porque en ambos casos es evidente que utilizar el español (la reunión se desarrolló en español) no hubiera sido ningún problema

Hoy, por casualidad, he caído en la página de una empresa de consultoría y servicios empresariales en la red social “Facebook”. Era de una empresa en particular pero podría haber sido de cualquier otra, me temo. Utiliza expresiones que desconozco. Algunas de ellas están (es un suponer) en castellano, aunque dudo que signifiquen realmente algo; “propuesta de valor”, por ejemplo, no sé lo que significa pero estoy seguro de que, sea lo que sea, se puede expresar de otra forma, correcta claro. Y algo parecido me ha ocurrido con “contingencia de centros”. Me ha traído a la cabeza aquel pasaje memorable de “Amanece que no es poco” en la que alguien dice al alcalde: “Alcalde, todos somos contingentes pero tú eres necesario”. Alguien me dirá que se trata de jerga profesional especializada, y que en el sector todo el mundo la entiende. Pero en realidad eso es lo de menos, porque en niguna parte está escrito que la jerga profesional tenga por qué estar reñida con la corrección y elegancia lingüística.

Y en esa misma página me he encontrado con palabros como outsourcing, backup, help desk, expertise, hosting o upgrades. Estoy seguro de que todo eso se puede decir en romance (y si fuese el caso, en vascuence) sin merma ninguna en su corrección semántica. Pero claro, ya no sería lo mismo.

No, no es ningún colonialismo cultural lo que me preocupa. No vayan a pensar. Lo que me desagrada es el papanatismo que denota todo eso. Vivimos en una sociedad papanatas, en un país papanatas. Esa es la conclusión que extraigo de tanta palabra ridícula. Nada más (y nada menos).

14 comentarios en «Papanatas»

    1. Pue no, no hay ironía. Ninguna. En ocasiones hay que utilizar los nombres oficiales de los lugares. Cuando es así, no queda más remedio que poner Vitoria-Gasteiz o Bizkaia, por ejemplo. Pero la mayor parte de las veces, tenemos libertad para escribir los nombres como nos parece. Y yo, cuando tengo esa libertad, escribo los nombres en castellano cuando escribo en castellano y los escribo en vasco cuando utilizo esa lengua. A mí me resulta cómodo y estéticamente más adecuado que trufar el castellano de nombres y grafías que le son extraños. No sé por qué razón no escribimos Guecho en castellano y Getxo en vasco, por ejemplo. Y no me vale que uno sea el oficial. Claro, tan oficial como London, y nadie escribe London en español. Y de la misma forma, nadie escribe España en vasco, por muy oficial que sea ese nombre. En inglés escribimos Spain y en vasco Espainia (creo).
      Y otra cosa es lo de vasco, lengua vasca y vascuence, que son las tres denominaciones que se utilizan en castellano para nombrar la lengua que hablamos y escribimos algunos vascos. A mí no me gusta, por razones estéticas, escribir o decir eusquera cuando lo hago en castellano. En vasco digo euskera o euskara, dependiendo de la formalidad del contexto, y en castellano, de aquellas tres formas. A mí me parece lo normal. Y ya sé que soy un poco raro con todo eso, pero no veo por qué tengo que escribir y hablar en contra de lo que para mí forma parte de la idiosincrasia de las lenguas.
      Saludos Ione

      1. Antes de nada, gracias por la aclaración Juan Ignacio (Iñaki cuando hablo en euskera? era broma, era broma, no te enfades…). Sí quiero aclarar antes de nada que me parece correcto que cada uno escriba como le plazca siempre que cumpla las normas ortográficas que hay que cumplir y, por supuesto que puedes escribir como prefieras siempre que no se trate de un documento «oficial».

        Sobre lo de Getxo, decir que así a priori, la costumbre de verlo siempre con el nombre oficial en euskera ha provocado que me de tanto al ojo que me sea cuasi imposible escribirlo con «u» y «ch» de manera inconsciente, es decir, de forma «natural». Lo que es curioso es que nadie, absolutamente nadie, escriba Valmaseda y sin embargo sea habitual ver lo de «Guecho». Pero bueno, supongo que ese es otro tema.

        En lo que patinas, Juan Ignacio, es en lo de «euskera». No porque haya que utilizarlo de manera «impepinable», si no porque dices que «vasco, lengua vasca y vascuence, que son las tres denominaciones que se utilizan en castellano para nombrar la lengua que hablamos y escribimos algunos vascos». Se te olvida una quinta (la cuarta, tal y como dices sería la de «eusquera») y no es otra que… «euskera». Y es que si el Diccionario de la Real Academia de la Lengua que tengo en casa (y el de Internet, que por si acaso lo he comprobado) no mienten, el vocablo «euskera» también está aceptado en el idioma castellano. Así que, por si te apetece, también puedes utilizar lo de «euskera» cuando estés escribiendo en castellano.

        Lo dicho, puedes escribir como te apetezca, faltaría más y tu teoría no deja de ser tan respetable como la del resto, faltaría más. Mi teoría, por cierto, es la de utilizar en la medida de lo posible la nomenclatura vasca (en cuanto a poblaciones, territorios, etc), principalmente porque creo que en estos momentos es el vascuence el que necesita los empujones. Y empujones hacia delante, no hacia los lados para sacarle del camino como pretenden algunos (y no va por tí, por cierto).

        Un saludo, Juán Ignacio.

        1. Hola momentodecisivo
          Es cierto lo que dices de la palabra «euskera». Lo que pasa es que no me gusta que la RAE haya aceptado eusquera y euskera para denominar algo que ya tenía denominación en castellano. Yo, desde luego, procuro no utilizar esas formas cuando escribo.
          Saludos

  1. Pues por tercera o cuarta vez, palmo arriba palmo abajo, estoy de acuerdo con usted. Aunque es verdad que no escribo Guecho, me lo voy a pensar, porque en general sigo ese criterio. De hecho, suelo usar únicamente Vitoria cuando escribo o hablo en castellano, y Gasteiz cuando escribo en euskera (es «euskera» el término que recoge el Diccionario, y al que remite desde el término «vascuence»). Cuando hablo en euskera, normalmente «Bitórixa», fíjese. Saludos.

  2. Basque Culinary Center, vasqculinarizenter, baskulinarizenterra, eta horrela amaigabeko infinituraino, ghecchio…

  3. Hay tambien otros muchos «papanatismos» que se usan ahora en castellano y que proceden de Latinoamerica desde que nuestro nivel economico ha permitido ir allí a calquiera, y que en en muchos casos proceden de traducciones del ingles, como:
    Ingresar en la casa. Cuando se decía entrar en casa.
    Regresar a casa. Se decía volver a casa.
    Disculpe. Se decía perdone.
    Ida y regreso, por ida y vuelta.
    Supuestamente, por se supone o suponemos.
    Voy caminando, por voy andando.
    Allá por allí…..

  4. En lo del inglés de acuerdo, hay gente que se cree más lista si nos transmite un mensaje para que no le entendamos.
    En lo de casa, qué quieres que te diga, es buena la coherencia, pero a estas alturas lo de «Guecho» queda rarísimo. Así puesto aislado, a duras penas sabría decirte de qué me hablas.
    Y es que estamos en pleno proceso de alumbramiento del «euskañol».

    Te dejo, que llegan las crías de la «jangela».

  5. ¿Y es posible que reclamando un buen uso de la lengua, de la que quiera, pueda usted autodenominarse «rancio»?

    Barkatu: no sé cómo se dice en euskera «alucino». De saberlo, lo haría en euskera.

  6. A mí su ideología política, si la tiene, me es indiferente. Aunque suene fatal, porque la verdad es que suena fatal…por mí como si es pepero de pro y de contra. No tengo nada contra nadie, salvo que no rechace la violencia, venga de donde venga.

    Lo que me desquicia es que la perfección a la que alude, a veces, apoyándose en leyes inamobibles, no la aplique en sus discursos políticos. Lo hace sólo a veces, cuando «se le pone ahí». Si se le ocurre que suena original «nire izenaren ez» pues lo suelta y zanja toda vía de conversación. Y ya está, se acabó, no hay nada que hablar. (Digo yo que es este señor al que le he oído esas palabras, porque soy negada para las caras)

    Pero cuando tiene ganas de «marcha» mete un par de gambadas en cada post y alude a su deseo de «reclamo que se me discuta lo que digo» ….y se queda tan pantxote. Para mí que su análisis psicológico de la sociedad le dice que esos post atraen moscas masocas. Lo cual , de por sí, ya es digno de estudio.

    O bien te encuentras por ahí cosas como (no es literal) «no deseo que se metan con mi vida personal» y suelta un «soy un rancio» descuadrante como una casa. Este tipo de post deben de estar dirigidos a personas «protectoras». Lo cual, de por sí, también es digno de estudio.

    Yo creo que este señor, amen de dar clases, porque en ese tema es superprofesional -o eso parece-, en otros temas debería escribir y hablar sólo para su familia. Me resulta, repito, desquiciante.

  7. Por cierto, mi segundo párrafo …» Lo que me desquicia es que la perfección a la que alude, a veces, apoyándose en leyes inamobibles, no la aplique en sus discursos políticos» puede parecer una contradición, pero no lo es. Asumo cosas como que un análisis de sangre es objetivo y no da lugar a juicios paralelos de ningún tipo. Sus estudios o sus deducciones en temas , aparentemente inamobilbles, estarán siempre por encima de opiniones personales no profesionales.

    Pero cuando se analiza una realidad plural, basada en sentimientos, en opiniones, en ideologías, salvo propuestas basadas en el terror, todo es respetable.

    ¿Es respetable un «nire izanaren ez»? Sí, lo es. Pero si aquí, el amigo, se cree, porque la vida que lleva , que tiene -nada en contra- le otorga un papel «especial» en la sociedad, de tal manera que su palabra, su nombre, su cara, su imagen de rector, de profesor, de culto, vale más que la mía….en principio me parece símbolo de la desdemocracia que existe. No por su culpa, no, sino porque yo no aprecio idéntico respeto hacia todas las opiniones ¿Y por qué?

    Ayer toqué, metaforicamente, este tema de lejos.

    He aquí que hay x número de personas contra la monaquía.
    Y,así, en esas, me encuentro comiendo con una persona mucho más lista y de mucho mayor nivel económico que el mío que, por aquello de tener cierta inclinación política, es , claramente antimonárquica.

    Y le digo «¿Tú observas una diferencia entre tú y yo? Debes observarla, porque la hay. ¿Debo yo atacarte a ti cobardemente porque has tenido la suerte o la desgracia de haber nacido en una situación diferente a la mía? » «Por contra , esa diferencia de clases, visible a todas luces, ¿crees que te otorga un poder superior al mío? «Si tú crees que el Rey debe meditar sobre el papel de la monarquia no crees que tú deberías meditar tu papel sobre tus obreros?»

    A continuación pagamos la comida a medias. Yo estoy en paro y no cobro prestación alguna.

  8. Un tal Pérez,

    Qué tal as recibido la victoria de BILDU?

    Te habrá jodido la hostia, no? Me alegro en su caso.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *