Von der Leyen, Presidenta

La Comisión Europea tiene ya presidenta, Úrsula Von del Leyen. Por primera vez en sesenta años es una mujer y ,si se mantiene fiel a su discurso, trabajará por conseguir que nuestros derechos, los de las féminas, sean respetados y se conviertan en derechos reales y no solo escritos.

Me gustó escuchar su discurso. Lo comenzó en francés y evocó a Simone Veil, quien hace 40 años se convertía en la primera presidenta de la Eurocámara: «Ese coraje, esa audacia de las pioneras como Veil, ha configurado mi visión de Europa, y será ese espíritu el que guiará la Comisión Europea que tengo intención de presidir», decía.

Abogaba además por la paridad en su Comisión. Hasta la fecha ha habido 183 comisarios europeos pero solo 35 han sido mujeres. Y algo importantísimo: se ha propuesto tipificar como delito penal en los Tratados la violencia contra las mujeres, dado que una de cada cinco en la UE han sufrido violencia física o sexual.

Es fundamental que las mujeres lleguen a los puestos de responsabilidad para que nuestros problemas, algunos tan graves como la violencia de género, sean puestos sobre la mesa, analizados y tenidos en cuenta como lo que son, lacras estructurales contra las que hay que combatir desde las instituciones que tiene poder para hacerlo y, además, poseen recursos económicos para afrontar su erradicación.

Tenemos otros muchos problemas, la brecha salarial por ejemplo, aunque algunas se empeñen en negarla poniendo en entredicho incluso los estudios serios y rigurosos como los del Eustat, y también tuvieron cabida en el discurso de la nueva presidenta de la Comisión Europea.

Ahora solo le queda demostrar que se puede pasar de las palabras a los hechos.

Un comentario sobre “Von der Leyen, Presidenta”

  1. Tenía el voto de los populares, pero se tenía que ganar el de los liberales, socialistas y verdes. Un buen discurso para embaucar a aquellos de los que necesitaba sus votos para ser investida, habrá sido bien asesorada en su discurso si no se lo han escrito entero. Quienes han apartado a los candidatos del parlamento y los que han querido que saliera a dedo sin que tuviera ningún contrincante lo han conseguido. En todo caso ser president@ de la comisión europea es poco menos que irrelevante, hemos visto para lo que han servido los anteriores. Lo positivo, es mujer y parece una persona normal, lo digo porque muchos políticos suelen parece anormales y dicen y hacen muchas tonterías. Lo dicho, parece una persona normal, ojalá lo sea.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *