Diario de cuarentena. Día 70. Queridos bareros

Los bareros (así se llama a los profesionales de los bares en el sector) de Bizkaia se manifestaron el viernes por la Gran Vía de Bilbao. Una protesta ejemplar, en orden y en filas de a tres y respetando las normas de seguridad. Una imagen impactante. Es imposible no sentirse solidarios con la gente de la hostelería que, como otros negocios y comercios, llevan tres meses cerrados, agonizando.

La perspectiva del sector no es halagüeña. Desde el lunes podrán abrir en el interior, pero solo hasta el 50% de la capacidad y garantizando la distancia de protección entre clientes. Y no tienen permitido el uso de las barras, la zona más rentable de sus establecimientos. Tienen razón al sentirse frustrados ante exigencias tan arbitrarias que les llevan a no poder alcanzar el umbral de rentabilidad.

Había rabia contenida en la manifa de los hosteleros vizcainos. “La hostelería en pie de guerra”, decía una de sus pancartas, nada menos. “Los bares no se mueren, son asesinados”, decía otro de sus carteles. Duros mensajes que expresan un gran dolor y una enorme impotencia. Lo que piden es la condonación de los impuestos de los meses de cierre obligatorio, la moratoria de los alquileres, que no se les exija hacer de policías en el cumplimiento de las normas, la ampliación de los ERTES hasta final de año y la apertura total de sus locales sin menoscabo de las normas de distanciamiento… Cosas así, más que razonables que a las instituciones les toca dar respuesta y que casi todas, entiendo yo, serán atendidas. Más difícil, creo, será que los policías municipales y la Ertzaintza dejen de hostigarles con los excesos de sus clientes. ¿No es bastante complicada ya la vida de la hostelería como para venir a tocar las turmas a los bareros? Ya vale de machacarles.

Cuando se haga justo balance de la desgraciada época de la pandemia y el confinamiento a que fuimos sometidos arbitrariamente, habrá que valorar si las policías -los cuerpos estatales, autonómicos y locales- estuvieron a la altura del sufrimiento de la gente. ¡Más de un millón de sanciones han recolectado! Una barbaridad que muestra la saña despiadada con que no pocos uniformados han actuado. En España se ha multado más que en todos los países de la UE juntos. Una pulsión franquista, según la cual el ciudadano solo aprende a base de palo y tente tieso. Y todo bajo una dudosa legalidad que deberá corregirse con una amnistía o el sobreseimiento masivo, en justicia. 

Sí, amigos, necesitamos los bares abiertos, como los restaurantes y el comercio en general. La gente ya sabe cómo hay que comportarse, porque es madura. Es hora de la apertura y la libertad plenas. Es hora de que la vida vuelva a nuestros barrios, pueblos y ciudades. No es un capricho, es una necesidad que nace de nuestro modo de entender la vida. El confinamiento ya ha causado suficiente daño sin aportar una sola ventaja. ¡Abran todo!

3 comentarios en «Diario de cuarentena. Día 70. Queridos bareros»

  1. El confinamiento ha salvado miles de vidas y fue necesario por una situación del sistema sanitario. Eso fue real. Ocurrió. Los fascistas (estás ahí perfectamente alineado; ser fascista no es exclusivo de una bandera) lo negáis y además no aportáis ni la más mínima alternativa para haberlo abordado. Que no sois técnicos y no os corresponde. Y resulta que se ha hecho lo que han pedido los científicos. Bueno…lo pidieron antes.
    Supongo que los fascistas creeis que el virus se habria evaporado él solito a finales de marzo dejando de contagiarse la gente por arte de magia.
    En el fondo lo que sucede es que a los fascistas que la gente muera o sufra os la trae al pairo.

    Con una ertzaina tuviste un rifirafe los primeros días (puedo imaginarme perfectamente tu comporamiento agresivo y faltón hacia ella) y tienes que seguir con tu rencorosa revancha.

    Y en cuanto a bareros pues hay de todo. Los habrá que están sufriendo mucho y no puedan ni abrir la persiana….y los hay a los que les sale el dinero por las orejas. En hostelería se ha ganado muchísimo dinero durante mucho tiempo.
    Y muchíííísimo en B. Hay cada tejemaneje con los alquileres…ya que en muchos casos son propietarios de varios locales. Por no hablar de lo que en muchos casos hacen con su personal.

    Y es un gremio peleón…bueno llorón. Ellos están ahí para ganar mucha pasta. Si un mes de levantan limpios para su bolsillo 3000 euros…ese mes están que trinan ya que ganar solo 3000 euros es una ruina.
    No es que quieran moratoria en los alquileres. Esa ya la tienen por decreto. Quieren la condonación de los alquileres y nuevas rentas a la baja a partir de ahora. Y a sus empleados los mandaron a Erte el primer día (bueno…a los que tienen regularizados…a los otros para su casa).

  2. Lo de las protestas no lo entiendo ,parece que alguien por antojo les ha castigado para que se fastidien ,pero lo que ha ocurrido es que estamos viviendo algo así como una guerra .La alternativa son más muertos , ellos verán .es duro pero no queda otra que aguantar el chaparrón .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *