Un comentario sobre “La Libertad del esclavo. Ocurrencia”

  1. Hombre, Nicola, es lo que llevo repitiendo durante años. Es difícil que los hombres acepten su situación de esclavitud frente al enorme poder de las mujeres, ya que eso menguaría su idea de macho superior. Y lo malo de no poder aceptar esa esclavitud es que es , como dices, el primer paso para alcanzar la libertad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *