Las mujeres juzgan a los jueces

 

Por casualidad, el estreno de la segunda temporada de El cuento de la criada ha coincidido con la notificación de la sentencia sobre “La manada”, ese quinteto de salvajes que, en verdad, violaron en grupo a una madrileña de 18 años en sanfermines. Uno de los primeros capítulos del serial -servido por la plataforma HBO y producido por Hulu- se titula Unwomen, las no-mujeres. Son las rebeldes de la tiranía teocrática y patriarcal de Gilead, enviadas a las Colonias para morir de cáncer en los trabajos forzosos de extracción de tierras tóxicas. En esta distopía las mujeres son esclavizadas como úteros que germinarán los comandantes, para ser sirvientas, esposas infértiles o guardianas despiadadas. No cuentan para más. Para la Audiencia navarra la chica agredida es una versión de no-mujer.

Tras el éxito de la primera temporada, la historia asume ahora una mayor carga de violencia, comenzando por la simulación del ahorcamiento masivo de las criadas, escena de una brutalidad impresionante. Al texto original de Margaret Atwood ha añadido la autora canadiense nuevos hechos de heroísmo y sufrimiento, de compasión y tortura, de amor y sacrificio. Como contraste, las directoras han desplegado una estética de primera clase, con imágenes cenitales, tramos a cámara lenta de gran belleza y largos silencios. El resultado es un prodigio cinematográfico que contribuye a engrandecer la causa del feminismo en el contexto del Mee Too y las históricas movilizaciones del 8-M. Es el relato perfecto de la épica de la igualdad. Todas las mujeres deberían verla, porque esta maravilla las colmará de emoción después de la injusticia.

El aberrante fallo del tribunal podría haber sido un episodio verosímil de la serie. Un magistrado leía una resolución benévola con los culpables. Una jueza hacía el papel de Tía Lydia, represora de las criadas. Y un tercer juez pedía la libre absolución porque la joven había sido vejada “en un ambiente de jolgorio y regocijo”. Realidad y ficción se han solapado peligrosamente en la tragedia de las no-mujeres.

 

 

10 comentarios sobre “Las mujeres juzgan a los jueces”

  1. Muy interesante su artículo abordando el tema de la sentencia del caso de la manada comparándolo con la serie el cuento de la criada.
    En realidad la sentencia emitida por la Audiencia Provincial de Pamplona es una auténtica aberración para una mujer. Alguien me puede explicar como una chica se puede enfrentar con violencia a 5 hombres?.
    Es evidente que no necesitan ellos emplear una fuerza para hacer lo que quieran con una niña de 18 años.
    El consentimiento era evidente que les daba lo mismo y qué ellos iban a lo que iban a forzarla violentar la y agredirla sexualmente.
    Que ser humano puede aplicar y emitir ese voto particular con tanta ofensa hacia una víctima que ha sufrido es aberración?. Para mí ese hombre no tiene categoría humana en ningún momento. Es un monstruo.
    Y luego los otros dos jueces un hombre y una mujer lo califican como agresión sexual. Esa mujer dónde ha estado educada en la Edad Media en la época de la inquisición con los Reyes Católicos?.
    La serie el cuento de la criada se ve de una forma clara cómo se niega el concepto y el derecho de las mujeres.
    Son unos capítulos bastante fuertes pero también se refleja la lucha de las mujeres por salir de ese mundo que las tenían sumisas y no las consideraban en absoluto.
    Me alegro todos los movimientos que está viendo tanto en Euskadi como en España y en Europa en contra de esta sentencia maldita.
    Deseo y confío que no quede aquí dado que hay otras instancias para recurrir y se pueda modificar esta pena tan absurda.
    Muchas felicidades por su artículo.

  2. Pero hombre, si el tal Joaquinito Galbe Sauras, encargado de ver los recursos como presidente del “tribunal superior de justicia” para la Alta Navarra, es hijo político (literal, o sea, YERNO) de Uranga, el sucesor de Garcilaso (el del golpe en Pamplona de 1936) al frente del panfleto “Diario de Navarra” desde 1962 hasta antes de ayer…

    A ver, voy a concentrarme como gran mentalista…

    Mmmmm… YA SÉ LA SENTENCIA!

    Pero esta vez no la predeciré.

    A ver si la acertáis esta vez, JR. Tú o Veterana Begoña.

  3. Pienso que la sentencia, más que machista, que lo es, especialmente en el caso del “juez” que pidió la absolución, ha sido tan suave, por la presencia en la manada de un militrontxo y un tricorniosaurio…
    De no ser así, el fallo hubiera sido diferente.

    1. Naturalmente, Txutxi, pero eso no lo dice nadie. Ni los españoles de Potemos Unidos (Ione Belarra, Biurrun) ni Catalá (que ha estado listo para despistar) ni los españolistas del PNV, cuyo diario oficioso ya nos sacó la “opinión” de una experta diciendo que estaba “muy bien elaborada” la sentencia.

      Es más, la suerte de la banda violadora, mejor dicho, de su jefe guardiacivil, está íntimamente ligada a la de los rehenes de Altsasu.

      Paradójica pero lógicamente si el gang sevillano sale bien al final como sin duda está saliendo, tendrá margen el “poder judicial” hispano para poder aplicar una represalia más suave a los rehenes.

    2. Txutxi; precisamente por pertenecer a los cuerpos de seguridad del Estado las Fuerzas Armadas y Guardia Civil del Estado español su comportamiento debe ser ejemplarizante. Y por lo tanto sus conductas no deben de estar tipificadas por el Código Penal. Deben de tener un comportamiento limpio ajeno a cualquier tipo de delito. Y menos cometer violaciones con una mujer el actor más repugnante qué puede haber hacia la mujer. No son hombres son canallas.

      1. Es verdad, Txutxi. Chispero tiene razón. La Guardiacivil protege a todos, sobre todo a los vascos, está para eso, de ahí que pida que esta mancha excepcional se limpie cuanto antes.

        De todas formas es cierto lo que dice el juez y lo que dice Veterana B en una entrada de su egregio Blog sobre la conveniencia de llevar en libertad pañuelo islámico, no cabe duda: si esa chica hubiera ido cubierta, sin provocar, si no hubiera bebido alcohol, si fuera como hay que ser, no hubiera sido posible el Taharrush que cayó sobre ella o esos “abusos” de hombres andalusíes que lo único que hicieron fue abandonarse -según la propia sentencia, según el presidente del tribunal superior de justicia cuyo padre político fue atacado por una mujer de la ETA (una malvada terrorista), según el estado de derecho y democrático y social en definitiva que defienden Blázquez, y no solo con Uranga y Galve, contra la ETA-, al “jolgorio” propio de su naturaleza en el ejercicio de su libertad democrática.

  4. Hombre, acabo de ver al señor juez famoso, entrevistado brevemente mientras le arropaban sus colegotes corporativos, y parece obvio que la depresión por la que los medio nos han relatado que estuvo de baja hace años es recurrente.

    Si es una RBD, una distenia o incluso una BD, si toma tratamiento y de qué tipo no lo sé. Para eso están los periodistas (no el inútil del abogado Bakaikoa ni los inútiles letrados del gobiernillo para la Alta Navarra, desde luego), esos profesionales tan diligentes en investigar sobre la personalidad y vida privada de la chica agredida.

    Hasta qué punto eso puede incapacitar a alguien para ejercer de juez, de piloto de avión de pasajeros o de otra profesión, y de cómo se procede para reglamentarlo es algo que desconozco, pero cuando Catalá y Robles hablaban de “algo” adivino que sabían esto que ahora se ve claramente en el video.

  5. Si en Alta Navarra tenemos al tal González defendiendo a la patria hispana y a sus servidores de vanguardia, en Álava nos ha tocado un tal Calvo, que según ha aterrizado en Euskadi como juez ya está decidiendo por los vascos sin que estos se tengan que molestar.

    Este señor dice al ayuntamiento de Zuia que no puede preguntar a sus vecinos si les gustaría que el País Vasco fuera soberano.

    Qué hará el PNV cuando estos empiecen a encarcelar y exiliar vascos como están haciendo con los catalanes, sin que haya “violencia”, “terrorismo” ni trifulcas en un bar, una vez que el propio PNV ya no podrá echar la culpa de las cosas a una ETA que sencillamente se ha disuelto en donde nació como un azucarillo?

  6. Apenas doy crédito.

    N banda de hijos de la gran puta se ha reunido ante la corrida de toros en recuerdo a Iban Fandiño en su Ciudad de Orduña con un cartel diciendo que “la tortura no es cultura” y un toro dibujado sangrando.

    Joder, si lo llego a saber hubiera ido a la corrida pero sobre todo a ahredir a esos córvidos.

    Hace fata ser hijos de puta.

    En la República Francesa a esta puta secta de hijas e hijos de perra les pararon los pies a la primera de cambio y por supuesto tienen prohibido acercarse con sus ladridos y pancartas vejatorias a los aficionados y a las plazas.

    Peroo claro, esto es Euskadi Sur, aquí no manda Etxegarai ni la República sino Borbón y Urkullu, aquí no se podría celebrar el evento de Arnaga pero sí se pueden perpetrar estas chabacanaerías.

    Hasta los cojones de la puta secta antitaurina.

  7. 1. Los pensionistas vascos no se han tragado el señuelo del PNV con el PP.

    2. Kanbo convierte al PNV en notario.

    3. Cataluña va por libre haciendo lo que dice su Presidente legítimo, no lo que quería el PNV.

    En fin, Ortuzar no controla lo incontrolable y Urkullu to ma el mando del partido, que se convierte en un descarado partido de estado español,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *