TEMAS ( ¿ menores?)

Disputatio

Doy acuse de recibo al comentario que me ha hecho llegar un lector anónimo ( con nick) reprochándome que dedique tiempo y escritura a asuntos banales y cotidianos cuando «hay temas tan relevantes como el calentamiento global o el auge de la extrema derecha».

Ni que decir tiene que tales cuestiones me parecen importantes, pero son muy frecuentemente tratadas por mis compañeros de esta globosfera y, sobre todo, por aquellos a quienes les ha sido concedida la condición de «columnistas». De manera que poco tendría yo que añadir , aunque en ocasiones me parezcan un tanto inclinados hacia la tutología , el buenismo o la disputa modus medii aevi.

Por lo demás, el hecho de que la insistencia en determinados temas sea una doble insistencia, ya que tal es lo que significa en última instancia «tema», me previene metodológica, profesional y personalmente de entrar en esos círculos supuestamente mayores de la actualidad , pues atisbo plusvalías mentales y políticas incontrolables, a más de pensar con mi querido Baltasar Gracián – siempre a mano su Oráculo manual y Arte de prudencia – que «Trae un empeño otro mayor, y está mui al canto del despeño».

Y, por ello, dedícome a hacer algo así como una micro-sociología de la vida cotidiana y prefiero chascarrillear sobre la omnipotencia circular de las bicicletas frente a la impotencia municipal o sobre los nuevos cultos civiles como el veganismo o la orinoterapia , aun cuando ,en ocasiones, debido a alguna ira brevis y afectado como ciudadano de proximidad, dé voz a la denuncia de , por ejemplo, un pelotazo urbanístico descarado ( como el del Obispado de Bilbao en el barrio bilbaino de Abando). Eso sí, siempre con un toque de humor por aquello que ya dijo mi también admirado Billy Wilder: “ Si quieres decirle la verdad a la gente, sé divertido o te matarán”.

De modo y manera que, aunque la sangre no llegue al río- ¡ nunca se sabe!- prefiero seguir esta mi menor vereda, mientras el tiempo o la autoridad competente no lo impidan.Aún así, la inestabilidad técnica de este medio augura una despedida agradecida, pero despedida al cabo…


3 comentarios sobre “TEMAS ( ¿ menores?)”

  1. En primer lugar decir que el lunes me llevé una agradable sorpresa al ver que el blog sigue por sus fueros. Pensaba que estaba cerrado a cal y canto (Lo pensaba… porque así se nos había comunicado.)

    Feliz por el hecho, me centro ahora en el escrito: coincido con el autor.
    Ya hay «decenas-cientos-miles» de análisis y opiniones relativos a los temas «gordos», los temas «serios». Incidir en lo mismo es martillear el clavo que ya está clavado; es avanzar por la voluta de la espiral en el sentido que lleva a su centro, al punto único, a la Nada. Es quedarnos con la cocorota calcinada. Monotemáticos, y, con el tiempo, incapaces de «desplazarnos» intelectualmente a posiciones desde las que ver las cosas con otras perspectivas.
    Es decir: que de vez en cuando hay que descansar y relajarse, coño.

    Este matraqueo es algo que está comenzando a ocurrir en Twitter; una Red Social muy potente, pero porque:

    a.- las personas tenemos tendencia a encasillarnos
    b.-hay gente pagada por partidos y empresas para contaminar

    resulta que se ha convertido en una castaña.

    Y si uno desea recuperar las características que le hicieron acercarse al microblog (pluralidad de opiniones, inmediatez, buen material audiovisual, posibilidad de relación entre foreros…) debe eliminar, periódicamente, decenas de pelmazos que contaminan todo, y que en ocasiones se pegan a la cuenta de uno como lapas.

    1. Gracias por el comentario. Para mí también ha sido una sorpresa poder disponer de nuevo de este medio, tras un mes desaparecido sin previo aviso . A pesar de todo, agradezco la oportunidad y espero poder continuar en la linea apuntada, caminando por nuevas veredas y observando desde cada intersticio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *