Lagarde, la de los 380.000

Christine Lagarde, flamante baranda del Fondo Monetario Internacional, ese oscuro club de sabios -mayormente, listillos- que no jipiaron la crisis cuando la tenían enfrente de las narices, se embolsará 380.000 euros al año. Cantidad neta, ojo, que en la élite de los galácticos de las finanzas, el fútbol, el cine o la música no parece manejarse el concepto “bruto”, que hace que el común de los mortales descubramos cada año que en realidad cobramos menos de la mitad de lo que dicen los papeles. Nótese, para mayor ensanchamiento del escándalo, que la susodicha no gastará de su bolsillo un puñetero clavel. Cada café que se tome, cada lujosa suite de hotel en la que se aloje, cada Mercedes que la traslade de sarao en sarao le saldrán gratis total.

Y el dato definitivo que invita a llorar dos océanos: la mareante cifra será revisada anualmente… ¡en función del IPC! No hay pelendengues, claro, a basar la subida en la dichosa productividad que en su propia doctrina es mano de santo para los currelas de a pie. En resumen, que se la refanfinflará si Grecia se va definitivamente al guano y, detrás, Portugal, Irlanda, España o quien sea. Su millonada y su correspondiente incremento anual están a salvo de esas pequeñeces. ¿Es ser muy mal pensado sospechar que no se va a dejar la piel en algo que, a fin de cuentas, no le va a afectar personalmente en absoluto?

Con todo, sentirá la necesidad de justificar el pastizal o, más probablemente, de trabajarse un futuro en el Eliseo para cuando lo deje Sarkozy, y cada equis la veremos ofreciendo sus recetas infalibles para salir del agujero. No hay que tener tres másters para adivinar en qué consistirán: guadaña y más guadaña. Con un par nos dirá -y los respectivos gobiernos actuarán en consecuencia- que en la situación actual los estados no se pueden permitir ciertos lujos. Ella, sin embargo, se los podrá permitir todos. 380.000 euros dan para mucho.

2 comentarios en «Lagarde, la de los 380.000»

  1. Demagogia…. y encima barata. Primero, la retribucion que recibe esta señora por parte del FMI esta por debajo de lo que cobraria trabajando en el sector privado con experiencia y formacion similares. Segundo, la FMI no permite habitaciones por noche de 3000 dolares, es mentira. Tercero, es verdad que suena un poco ilogico que se predique unir salarios a productividad pero la experincia muestra que no son aplicables las mismas medidad a todos los sectores, los bonus exorbitados que obtenian los banqueros provoco un exceso de riesgo en un sector en el que la brujula deberia marcar la prudencia. El mundo es un poco mas comlicado que todo esto señor vizcaino. Escribes bien, pero la demagogia la justa.

  2. En cuanto las recetas del FMI, son cuasi las mismas que el Pragmatico Deng Xiaoping introdujo en la china comunista provocando el mayor crecimiento economico de la historia, han sacado de la pobreza mas absoluta a cientos de millones de chinos. O dicho de otra manera, la legislacion laboral es la misma para andalucia que en euskadi, uno tiene un paro descomunal y el otro manejable….. no es tan facil decir que las recetas del FMI son infalibles, que no lo son, pero el capitalismo occidental y ahora el oriental han sido los menos dañinos, parafraseando a Winston. Ahora resulta que el despelote de credito lo fomento la banca mientras pobres ciudadanos compraban porque estaban manipulados, anda ya, la banca tiene la culpa de no cuidar su balance, nosotros, gastar mas de nuestras posibilidades que eso tampoco lo predijimos cuando nuestras abuelas lo dicen claro, no gastes mas de lo que tienes. Pero la culpa el FMI. «QUieres cambiar el mundo ?, empieza por ti»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *