LA TECNOLOGÍA Y LA VIDA COTIDIANA

Resultado de imagen de shirley turkle

El lunes día 22 participaré en  un diálogo sobre la influencia de la tecnología  en la vida cotidiana. La invitación me ha llegado, supongo, a raíz de mi propuesta  del “zoon elektronikón” (1)para definir el nuevo tipo de individuo que se está generando en nuestras sociedades como consecuencia del entramado electrónico – smartfones, tablets – y de los nuevos servicios de los que nos valemos – como whatsapp, Facebook, Twitter o  Google.

Siempre que he tratado de estos temas he procurado centrarme en un criterio de prudencia, pues , como decía Claudio Magris recientemente , no se trata de adoptar “una estúpida pose antitecnológica, siempre falsa y patética”, ni tampoco de  rendirse sin más ante  los avances tecnológicos participando de la simplista  esperanza de verlos como solución a  frustraciones o carencias de un modo de vida  – como tan acertadamente apuntó en su momento Sherry Turkle (2).

El criterio de prudencia no es fácil de mantener pues tras la supuesta transparencia de estos nuevos medios e instrumentos, se esconden grandes intereses económicos y políticos (no hay más que pensar en la “venta de datos” o en las  llamadas “fake news”) cuando no ímpetus tecnocráticos de apariencia buenista, sin tener nunca en cuenta las  enormes transformaciones sociales que están generando.

Al respecto, y por seguir citando, Umberto Eco afirmaba que   de aceptar la dinámica centrífuga que le planteaban diariamente las redes sociales, sumada a los requerimientos cotidianos, le quedaban…unos quince minutos para el estudio y la reflexión.

Así que no se trata tanto de reconocerse como neo-luditas o post- analógicos, sino de evaluar en cada momento qué nos da y qué nos quita la tecnología, una tecnología que, inevitablemente va a ocupar cada vez más aspectos de nuestra vida ( y aún  más con la inminente robotización.

En el citado artículo, Claudio Madris , observando que en   los restaurantes y  los cafés cada vez hay más  personas, compartiendo mesa, que no hablan entre sí sino con  invisibles interlocutores ,se preguntaba cuándo comenzarían a hablar entre ellas y porqué. Responder a esta sencilla pregunta con mucha prudencia quizá sea una buena manera de comenzar a reflexionar sobre este gran cambio que tanto nos va condicionando, para bien o para mal …

(1)”Del zoon politikón al zoon elektronikón”: http://revistas.ucm.es/index.php/POSO/article/view/50776

(2) “Conneted, but alone” :https://www.ted.com/talks/sherry_turkle_alone_together/transcript?language=es

 

2 comentarios sobre “LA TECNOLOGÍA Y LA VIDA COTIDIANA”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *