Mi experiencia con Google Assistant

Buenos días androides; hoy os voy a dar mi opinión, como siempre subjetiva, acerca de mi experiencia con Google Assistant, el asistente de Google que ya ha dado el salto de los terminales de la gran G a otros como mi Huawei P10 Lite en castellano; obviamente, en inglés ya estaba disponible desde hace algún tiempo.

Como ya es habitual, el paso de Google Now a Google Assistant no es inmediato para cada terminal en Android 7.0; en mi caso, una mañana no lo tenía, y por la tarde ya estaba ahí. Así que, como siempre que se trata de Google, paciencia. Dicho lo cual, es de agradecer que una de las funcionalidades de referencia de los Pixel o los Nexus ya pueda disfrutarse en otros dispositivos. En mi caso, ya podía hacer uso de él en mi LG Urbane con Wear 2.0 ; pero, la verdad, visto el negativo impacto que tenía en la duración de la batería el que estuviera siempre escuchando, me hizo que desactivase esa opción.

Así,  basta con decir las palabras mágicas “Ok Google”, y en lugar de Google Now, ya tendréis Google Assistant.  Como ya os he dicho, voy a daros mi opinión personal sobre el asistente; en Internet hay multitud de blogs que os hablan sobre los comandos que podéis utilizar para numerosas acciones que, es de esperar, serán refinadas y aumentadas con el tiempo: activar una alarma, crear una nota de Keep, compartir un video vía Chromecast…todas las hemos probado ya. Por supuesto, puedes hacer búsquedas como siempre:

 

Había que barrer para casa. Sin embargo, ya en serio, la principal novedad no es que sea una interfaz de búsqueda: lugares, personas, etc. Es en la IA (Inteligencia Artificial) donde está el futuro casi ilimitado de Google Assistant. Sí, queridos amigos; puedes charlar con Google Assistant, aunque de momento la charla no sea muy apasionante. Veamos algunos ejemplos: aquí, le pedimos a Google Assistant que nos de un favorito entre Fernando Alonso y Lewis Hamilton (nosotros vamos con Fernando, claro)

De primeras, nos contesta en plan gallego, sólo información y poco más; si insistimos en que se moje, pasa ésto:

De modo que parece que la IA juzga cualquier cosa como gustos culinarios:

Y ahí aparece el peculiar sentido del humor de Google Assistant que, por cierto…¡es una mujer!

En fin, que te puedes echar un rato simpático con ella. Está lejos, todavía,  del asistente de la película “Her” (Spike Jonze, 2014), en la que Joaquin Phoenix vivía acompañado por su asistente virtual, con la voz de Scarlett Johansson. Sin embargo, no debe quedarnos ninguna duda de que Google Assistant, o cualquiera del resto de asistentes tipo Cortana o Alexa (curioso, siempre “mujeres”), van a ser nuestro nexo de comunicación con el Internet de las cosas; cada vez son más los dispositivos del hogar que pueden controlarse a través de comandos de voz, y llegará el momento que la IA de Google Assistant sea lo suficientemente independiente como para que decida realizar determinadas tareas sin tener que preguntarnos: encender y apagar la calefacción cuando la temperatura supere o baje de un límite, pedir la compra al supermercado cuando la nevera te avise de que falta algo, subir o bajar las persianas para que tengamos más o menos luz, regar las plantas mediante un sistema de goteo controlado, sistemas de seguridad del hogar…en fin, posibilidades infinitas. El mundo de “Black Mirror”, “Mr Robot”, o “Her” está, cada vez, más cerca de saltar de la pequeña pantalla a nuestras vidas.

 

2 comentarios sobre “Mi experiencia con Google Assistant”

  1. Buen post! sin duda le queda mucho que mejorar a Google assistant, pero ya destaca sobre otros petates como Siri o cortana. Te comento que pruebes “cuentame un chiste” y verás que malos son los chistes XD

    También comentarte que pruebes a decirle “enviar whatsapp a fulanito” y podrás crear un mensaje de texto y enviarlo por whatsapp, sin tocar la pantalla.

    Saludos!

    1. Pues sí, como todos los asistentes, tiene mucho que ofrecer y, al mismo tiempo, que mejorar. Muchas gracias por tu opinión y disculpa el retraso de mi respuesta, un saludo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *