Bogando por la red: El lujo de estudiar en la universidad

Vuelvo a patronear esta columna hasta el retorno de Iker Merodio

El lujo de estudiar en la universidad

La educación es un derecho, no un lujo, aunque si repasamos los datos nos cercioramos de la falsedad de este axioma. La realidad es que, desde la crisis, el crecimiento de los gastos de matriculación en las universidades públicas ha multiplicado por 15 el de los salarios. Además, las diferencias entre comunidades son descomunales, situando a Madrid y Cataluña entre las más costosas, mientras en el extremo contrario se posicionan Euskadi y Galicia. Y todo ello tras superar una educación obligatoria que, a pesar de la teoría, dista mucho de ser gratuita.

Sacudiendo el avispero morado

Un líder político ha de saber negociar, tomar las riendas del dialogo, defender la hoja de ruta de su formación y en su caso refrendar con sus bases la ratificación del acuerdo para asegurarse que ha tomado el camino correcto. Sin embargo, Pablo Iglesias utiliza una consulta con el fin de reforzar su posición en busca de un pacto para conformar un gobierno de coalición con Pedro Sánchez. De nuevo ha sacudido avispero morado, así que la líder andaluza, Teresa Rodríguez, ha calificado de tendenciosa la citada consulta y asegura que no participará en ella.

Un millón de firmas para regular la eutanasia

Alguien tendrá que escuchar el clamor de un millón de firmas que solicitan al Congreso una ley que regule la eutanasia. Es complicado hablar de supuestos, marcar límites o despenalizar actos que ahora suponen un delito, como los sucedidos recientemente. Lo que es evidente es que ha llegado el momento de abrir el debate, marcar posiciones e intentar llegar a acuerdos. La meta está lejana, y el camino se antoja tortuoso, pero lo importante es que se inicie un viaje que se ha demorado demasiado. Los partidos progresistas deberían tomar nota de ello.  

Algo más que campeonas del mundo

Recibidas como heroínas en Nueva York, la victoria en el mundial del equipo femenino de futbol de los Estados Unidos ha tenido una repercusión mediática que transciende al mero deporte. Los medios han recogido sus reivindicaciones, su lucha por la igualdad salarial con sus compañeros varones, la defensa de la diversidad racial y sexual que compone su grupo y sobre todo la polémica de su capitana Megan Maine por los ofensivos tuitsdel presidente Trump, hasta el punto de convertir en viral una frase de la jugadora, “no voy a ir a la puta Casa Blanca”. 

“Chicos”, una serie para Instagram

Una idea que, por su formato, podríamos considerar descabellada se ha transformado en uno de los mas populares productos consumidos en redes sociales. La Almeriense actriz Marta Vazgo ha creado junto a Iris de Campo una novedosa obra audiovisual. “Chicos”, una serie en Instagram, con 29 microcapítulos cuya duración no supera el minuto. Narra las vivencias de tres chicas veinteañeras de perfiles muy diferentes. Su éxito lo reflejan las cifras, mas de 700.000 visualizaciones totales y constantes peticiones para continuar con una segunda temporada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *