Más allá del IBI

El PSOE, que se ha alojado en Moncloa durante 21 de los últimos treinta años, se acuerda ahora —vaya por Dios y el Espíritu Santo— de que la Iglesia no paga el IBI. Como con tantísimas cosas que dejó de hacer cuando pudo, ha convertido su atronadora omisión en ariete antimariano. No deja de tener un punto chistoso que personajes a los que hemos visto dando lametones a anillos cardenalicios o sumisamente arrodillados ante un tipo con báculo se vistan de comecuras. Colaría si lo hicieran guiados por la convicción, pero ni a las piedras se les escapa que tras este repentino fervor laicista hay ocho de ruido y cero de nueces. El problema no es ya que el PP le haya desplazado del Gobierno, sino que con su torpísimo estreno de legislatura, le esté birlando también el papel de oposición. En esas, para hacerse notar no queda otra que sacar la artillería demagógica de mayor calibre y apuntar a las sotanas. Por lo que sea, son un pimpampún muy pero que muy resultón.

Si el embate fuera algo más que una pose, no se quedaría en un impuesto que, suponiendo un buen pico, no deja de ser calderilla al lado de la torrentera de millones que van directamente de las arcas públicas a la buchaca eclesial. El melón que hay que abrir es de la financiación. A calzón quitado y sin apriorismos ni maximalismos. Simplemente, echemos cuentas y veamos qué actividades de la Iglesia tiene sentido subvencionar —hay decenas de ellas imprescindibles para la sociedad— y qué caprichos y vicios se deberían pagar de su cepillo. No es lo mismo un comedor de Cáritas o el huerto que trata hacer realidad una misionera en Mozambique que montarle un Star Tour a Ratzinger para que criminalice el uso del condón.

¿Entramos ahí? Sospecho que no hay lo que tiene que haber. Y nadie me malinterprete, porque tan sólo me refiero a las ganas de acometer un debate serio y sosegado sobre un asunto que, sencillamente, tendemos a dejar estar.

4 comentarios sobre “Más allá del IBI”

  1. Hola Javier,

    Según Caritas la financiación recibida por parte de la iglesia es inferior al 1% de su presupuesto.

    La iglesia católica ( o cualquier otra ) en un estado laico, como teóricamente el nuestro, no debe suplantar las funciones del estado ( los servicios públicos son potestad y responsabilidad del estado, por definición )

    De lo que se deduce que la iglesia católica ( o cualquier otra ) debe ser íntegramente financiada por sus fieles y, al resto, no nos debería afectar ni en un céntimo de nuestros impuestos.

    También se deduce de lo expuesto que no existe razón objetiva para que la iglesia católica ( o cualquier otra ) reciba un trato distinto al de cualquier corporación privada, lo que no debería ser un problema puesto que es la empresa privada de más antigüedad que existe y ha existido nunca ( al menos en el mundo occidental )

    Recibe un cordial saludo,

  2. La iglesia debería autofinanciarse. Mi pregunta es, se financia solo de aquellos fieles que marcan la casilla correspondiente o hay más? Ser cristiano es muy respetable, pero hagamos un ejercicio sincero de objetividad… qué aporta la Iglesia como tal Iglesia a la sociedad como para recibir tal trato de favor?

    Cáritas y un montón de misioneros son Iglesia, vale, pero lo que hacen no sólo lo hace la Iglesia. No sería mejor financiar projectos concretos de ayuda al desarrollo sean Iglesia o no que dárle el pastel a la conferemcia episcopal para que suelte migajas para aquellos proyectos que realmente merezcan la pena como Cáritas o tantos otros en los lugares más recónditos (y no tan recónditos) del planeta tierra?

    Cada cual tenga o no la fe que quiera, pero pertenecer a la Iglesia es pertenecer a un club privado, como Jolaseta o el club de golf de la bilbaina… muy libres, pero se lo financien con sus dineros no con el mío.

    Respecto al PSOE qué podemos decir… que es el partido más oportunista, ambiguo, cínico, falto de ideas, inculto y desnortado del triste mapa político que nos ha tocado sufrir. Siempre ha sido así y no hay síntomas de cambio con tanto líder de cartón piedra (abran el catálogo de líderes socialistas y vean, vean…). No hay nada, nada, nada que me interese del PSE/PSOE. Váyanse con sus Urchueguías, Patxis, Txarlis, Tontxus, Pastores, Giles, Ares, y demás impostores, GALes, EREs andaluces y bodas gitanas a Castro y disfruten de sus pensiones y chaletones pero no nos jodan ni un puto minuto más.

    Según la RAE impostor es quien finge o engaña con apariencia de verdad… o sea 100% PSOE. Caca política.

    Agur Iparretik

  3. Comparar a la iglesia con Jolaseta es un desatino… la jerarquía de la iglesia no es iglesia, ése es el drama… yo contribuyo y mis aportaciones desgravan oportunamente en hacienda, porque en mi parroquia hay gente decente al frente de Cáritas. Por cierto, hay una serie de fundaciones, oenegés y demás hierbas que chupan de la piragua , incuídas las de víctimas, que ya empiezan a dar el cante , cobrando para atizar a quien se les ponga y son muy poco ciudadanas y poco cristianas … Algunas oenegés se han instalado en la `»pobreza» y viven de ello. Recordemos lo que ha pasado hace poco en una oenegé local… sobre el IBI…. pues pagar todo lo que no sea culto … ya está y declarar los ingresos de cepillo y gastos … si es muy fácil

  4. El que quiera sectas, que se las pague. ¿A qué viene eso de que se lo tengamos que financiar entre tod@s?

    Y en cuanto a la hipocresía del PSOE, ya viene de antaño. Además, en las últimas elecciones generales elevaron el listón a tal nivel (olvidándose de que habían tenido 7 años para aplicar lo que pusieron en su programa electoral) que ya es difícil que sorprendan.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *