Diario de la segunda ola (2)

Asisto con una ceja enarcada y aprovisionado de quintales de resignación al (falso) debate sobre cómo debe ser la inminente vuelta a las aulas. Voy avisando de que los esfuerzos estériles conducen a la melancolía, o sea, a la frustración o, si conocemos el paño, al aumento de la bronca. Se adopte la solución que se adopte, será mala. Todos sabemos que acá, allá o acullá habrá uno, dos o quince contagios, y tendremos al ejército cuantopeormejorista echándose las manos a la cabeza y dirigiendo su ventajista dedo acusador a la autoridad correspondiente, ya se llame Urkullu, Chivite, Sánchez o Ayuso. Con suerte, se librará Torra; no son nadie los procesistas de salón haciéndose los orejas.

Desengañémonos: esta vez los que llevan no dando una en sus vaticinios apocalípticos (para esta hora no debería quedar vivo un currela del metal ni un votante del 12 de julio) tienen todos los boletos para que su siniestra profecía se autocumpla. Otra cosa es que sea en los pupitres donde se transmita el bicho. Si fuéramos una gota menos fariseos o pardillos, repararíamos en una realidad apabullante: desde el final del confinamiento, la chavalería anda por ahí en apiñado y despreocupado rebaño. ¿De qué sirve convertir en burbujas los centros educativos si el verdadero comportamiento de riesgo no va a cesar?

10 comentarios en «Diario de la segunda ola (2)»

  1. Eso es precisamente lo decepcionante para los profesionales de la Enseñanza, hacer un gran esfuerzo en los Centros para evitar los contactos de riesgo y la transmisión del virus, y luego ver que fuera cada cual hace lo que quiere, aunque sea muy natural y propio de niños y jóvenes, pero que luego, si hay contagios, que los habrá, no se culpe de ello a los Centros, al Profesorado y al personal de servicios, más allá de lo que es su responsabilidad.
    En este problema, actuamos todos con responsabilidad, o tendremos lo que no deseamos.

  2. Totalmente de acuerdo en todo lo expuesto.
    La mayoría de los chicos y chicas entre los que incluyo mis niet@s han gozado de piscina, playa, fútbol y demás actividades veraniegas.
    A ver si ahora se van a contagiar estando bajo «vigilancia» de los docentes, cuando han campado a sus anchas todo este verano como caballos salvajes. ¡Faltaría más!
    Un saludo.

  3. No nos adelantemos en los acontecimientos No nos pongamos la venda antes de herirnos. Vamos a esperar a ver que pasa y luego si hay que criticar se critica que también es sano ¿ no?.

  4. Seguramente las aulas serán más seguras que el ocio de los menores junto a sus padres y amigos
    Pero apuntas muy atinado con la sospecha de que si se contagian que se contagiaran algunos la culpa será fijo dd la vuelta al cole y pedirán otros 10.000 maestros más porque estamos que lo tiramos

  5. Los empresarios tienen incentivos (básicamente, avaricia desmedida) para ocultar los casos en sus centros de trabajo, lo velos fácil, ¿No?

    Los adolescentes tienen sus incentivos para pasar de medidas y de precauciones. No sufren en general consecuencias en la salud . Tampoco consecuencias disciplinarias; si eso, los malotes pasotas tienen premio y no castigo.

    En cuanto a los niños más pequeños, son sus padres los que tienen el incentivo… incentivo de aparcarlos 8 o más horas, espcíficamente.

    Los seres humanos no tomanos decisiones racionales. Es al revés, primero buscamos un resultado basado en incentivos primarios y luego, ya le buscaremos la justificación. Y ya se ven las consecuencias.

  6. Esto se soluciona contratando 10.000 profes más pero no en precario, fijos. Y luego otros 10.000 o, mejor, un profe por alumno y cuando este tenga que conciliar o algo reemplazarlo de inmediato pero no en precario, fijo también.
    El problema es que no hay nadie al volante, otro gallo cantaría
    con el DR Otegi al mando.

  7. Así es
    a pesar de una crisis sanitaria y económica sin precedentes
    en lugar de ser responsables y hacer los que nos piden .. distancia social ,lavado de manos y mascarilla nos tiramos como locos a las comidas en cuadrilla ,vacaciones en el mar y de más placeres inmediatos
    Pero al mismo tiempo y como el dinero llueve del cielo como el mana y cae directamente en la bolsa del gobierno pedimos 10.000 profes más y porque no 20000 ? y lo que haga falta
    Pero la recaudación baja en picado y los impuestos no se suben así que milagros ni en Lourdes . Pongamos los pies en el suelo .

  8. Además a los 10000 profes más que les jubilen a los 50 años que a los 60 que les jubilan ya están muy gastados
    Y 10 alumnos por clase que hacen mucho ruido los nenes de ahora y son muy difíciles de domesticar ..
    Nosotros éramos más de 50 en clase y todos fumando y los profes estaban encantados eso si se ganaban nuestro respeto ,

  9. Ahora Iglesias dice que se va a dar la baja laboral también a los padres (y madres) de niños que den negativo pero que estén en cuarentena por haber estado con otros o que «tengan fiebre».

    Pero ¿esta gente conoce el país en el que viven? Luego criticamos a los holandeses porque no quieren soltarnos las millonadas sin más.

  10. Y leo que los sindicatos de enseñanza convocan una huelga para el día 15.
    Pero ¿esto qué es?
    No tengo nada contra los profesores. Soy hijo de profesor, hermano de profesor, sobrino de profesora…

    Quizás por eso sé que no tienen ni idea de lo que son otros ámbitos laborales o profesionales y se creen que lo suyo es lo más duro del mundo (qué dramas cuando tenían muchos exámenes que corregir una semana).

    Han estado desde marzo de pila máster. Cualquiera que tenga un poco de confianza con algún amigo profesor o similar…le ha oído decir que…un paripé.
    Después…el veranito habitual de más de dos meses.

    Y ahora…pues sí; la vuelta está complicada. Tienen muchas incomodidades, extras de los que ocuparse, procedimientos que se salen de lo habitual…¡¡¡¡como todo el mundo!!!!

    Para todos los profesionales de todos los sectores está siendo un horror, muchas dificultades para trabajar, etc, etc. Pero tiran para delante.

    Pues no…los señoritos; huelga (¿y si se hubieran puesto en huelga los sanitarios?).
    Lo que necesitan los padres ahora, un día sin cole de sus hijo@s.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *