La condolencia del Presidente del Parlamento Europeo ante la muerte de Fraga

Miércoles  18 Enero 2012

No es muy normal que en un país democrático se le juzgue a un juez por tratar de tocar con el pétalo de una rosa esa inmensa inmundicia que fue el franquismo o la corrupción. Solo pueden explicarse este tipo de injusticias si se observan las loas hagiográficas hechas en honor de Manuel Fraga, un hombre que estuvo en un consejo de ministros donde se decidió fusilar a Julián Grimau. Y no solo eso, sino coartar la libertad de expresión y ejercer el mando en una dictadura cruel y sanguinaria. Pero este coro de voces condolidas explican muy bien lo que ha sido la transición política española de la dictadura a la democracia. Nadie entendería que gentes que han estado en el gobierno con Mubarak, Ben Ali, Sadam o Gadafi, fueran acreedores de semejantes ditirambos. Pero España es así, señora baronesa. En Alemania esto hubiera sido impensable. Y eso que hubo un juicio de Nuremberg.

Otro que tal baila, es el presidente del Parlamento Europeo, el polaco  Jerzy Buzek quien inauguró la primera sesión plenaria de 2012 en Estrasburgo con unas palabras de condolencia por el fallecimiento de Manuel Fraga.

«Ha llegado a nosotros la noticia de la muerte del señor Manuel Fraga Iribarne. España y Europa perdieron ayer a un gran estadista, un arquitecto de la España democrática y fundador del Partido Popular, cuyos miembros están presentes hoy en este hemiciclo. Fraga también fue, en los años 80, miembro del Parlamento Europeo. Quisiera dirigirme a nuestra estimada colega Carmen Fraga, hija del fallecido, y hacer llegar nuestras condolencias a la familia entera», declaró Buzek el lunes.

Hubiese entendido dicha intervención en un telegrama privado dirigido a la familia o al Partido Popular pero nunca hablar de Fraga en el hemiciclo como un estadista y un arquitecto de la España democrática porque se trata de una persona que formó parte de un gobierno dictatorial que le impidió a España estar en el Tratado de Roma y por tanto que el ingreso en la Unión Europea del estado español se produjera treinta años después. Una cosa es la cortesía ante el fallecimiento de un ser humano y otra éstos excesos que nadie hubiera entendido en el caso de Kurt Waldhein. ¿Por qué con Fraga?. ¿Donde están las convicciones y las conductas democráticas para ser ensalzadas?. ¿Por qué olvidar un pasado tan negro y nefasto?.

No me extraña que Europa esté como está. Con gentes como Jerzy Buzek, poco puede esperarse.

Constantino de Grecia y el Toisón de oro

El pasado lunes al ver el informativo en el que se hablaba de la concesión del Toisón de oro al presidente Sarkozy, sonreí levemente cuando escuché los discursos. Al parecer la presea se la habían entregado por la colaboración de Francia en la lucha contra ETA. Muy bien. ¿Pero no habíamos quedado que ETA no ha sido una organización terrorista de aspiración política, sino simplemente terrorista?. ¿Y por qué no a Miterrand o a Chirac?.

Recuerdo una vez en una de estas recepciones palaciegas como la reina Sofía se nos acercó y nos dijo que su marido llevaba puesto el Toisón de Oro y que se sabía porque tenía colgando un corderito. Se trataba del vellocino de oro. La reina debe saber de ésto ya que en la ceremonia del lu­nes, además de Rajoy estuvieron también Zapatero, Aznar y González, pero también algunos a los que el rey les había entregado el Toisón entre ellos a Simeón de Bulgaria  y a su cuñado Constantino que lo fue de Grecia y que allí estaba. Cuando lo vi, me extrañó. Luego he leído que su cuñado el rey le dio el Toisón, cosa que no le ha pasado desapercibido a Enric Sopeña, que agudamente lo denunciaba de esta manera:

Peor es aún que Constantino de Grecia, que fue Rey y es cuñado de Juan Carlos I, ostente también el Toisón. Fatal escudo. Carece de méritos conocidos. Desgraciadamente para los griegos, Constantino tras el golpe de los coroneles, acontecido en el año 1967, reconoció oficialmente a los sublevados en su calidad de jefe de Estado. Traicionó a la ciudadanía griega pasándose de hecho al bando de los golpistas, aunque éstos lo destituyeron. Aquella dictadura duró siete años y fue singularmente brutal. Constantino se fue al exilio y trató de acercarse a los demócratas. Pero cuando se fijó el referéndum de si los griegos preferían República o Monarquía, los griegos votaron a favor de la República. ¿Cuáles son, Majestad, los méritos de Constantino para otorgarle la máxima condecoración del Estado español?.

Contesto yo: Ninguno Enric. Solo vivir del cuento. Pero ahí estaba en Palacio éste pájaro.”

Este tipo de denuncias solo salen en periódicos digitales. Nunca en El País, El Mundo, TVE, ABC o La Razón. Si hubiera en el estado español una sociedad beligerantemente democrática, crítica y formada, no pasarían hechos como el juicio a  Garzón, ni el entierro de Fraga en loor de multitudes democráticas, ni la concesión del Toisón a un pelele como Constantino.

Las lenguas cooficiales en el Senado ya no son un disparate

Una cosa es estar en el gobierno y otra en la oposición. Cuando el PSOE con Entesa, CC, PNV, IU y CIU presentamos en el Senado una iniciativa para que pudieran utilizarse las lenguas cooficiales en el Senado el PP ridiculizó la iniciativa y se opuso a ella. Es más. Cuando el senador del Bloque, Xose Manuel Bouza preguntó en el pleno como era posible que un ex presidente de la Xunta como Fraga, allí presente, votara en contra de usar el gallego en el Senado siendo ésta Cámara de representación territorial, Fraga pidió la palabra y despreció a Bouza y le dijo que él era gallego y hacía lo que le daba la gana. Fue su ultima y “democrática” intervención en vida y en el Senado. Y Fraga votó en contra de que el gallego se usara en el Senado.

Pero ¡mira por donde!. Ya las cosas son distintas cuando se llega al gobierno.

Cómo cambian las tornas. Lo que ayer era «pintoresco», poco más o menos que un «espantoso ridículo», «a nivel mundial», y un «disparate», hoy no pasa de ser un episodio normal y digerible. Quizá algo incómodo. Poco más.

No hay nada como ganar unas elecciones por mayoría absoluta para tamizar (o borrar) los prejuicios anteriores. En abril de 2010, cuando el PSOE y los nacionalistas decidieron poner en marcha la maquinaria para modificar el Reglamento del Senado y permitir el uso de las lenguas cooficiales en el debate de mociones en el pleno, el PP barruntó casi el advenimiento de las siete plagas. Hasta que finalizó la tramitación, lo tachó de cambio «innecesario», que haría del Senado «la Cámara de la versión original subtitulada», un lío en el que el PSOE se metía por la «debilidad del Gobierno» y por la «presión» del PSC. Hablar en euskera, catalán o gallego era dar «un paso más en el desprestigio del Senado». Por no hablar de dineros: el PP lo tachó de dispendio, de una iniciativa «altamente gravosa». Y eso que el uso de las lenguas supuso sólo el 0,63% del Presupuesto de la Cámara Alta en 2011. O sea, 350.000 euros de un total de 55,1 millones.

El PP ya está en el poder, gobierna con holgura el Senado y corteja a CiU. Y, pese a las pataletas del pasado, no prevé dar marcha atrás ni sacar por ahora las lenguas del pleno. Su portavoz en la Cámara, Xosé Manuel Barreiro, un reconocido gallego de pro -«Aprendí gallego antes que castellano y no soy sospechoso de no defender mi lengua»-, lo confirmó. «Ese debate (revertir el uso de los idiomas cooficiales) no se ha planteado, no es prioritario. Y si sale, ya daremos nuestra opinión. Si fruto del análisis de costes, se llega a una conclusión, ya se verá», dijo en un desayuno con periodistas en el Senado.

Veremos. Si lo quitan que le quiten al Senado lo de “Cámara de Representación Territorial” y luego que lo cierren. Así, más ahorro. Pero que luego nos dejen, como en Escocia, organizar un referéndum. Y así todo más barato para todos.

3 comentarios en «La condolencia del Presidente del Parlamento Europeo ante la muerte de Fraga»

  1. Muy bueno. Asqueados de las loas a Fraga; vomitivas de verdad, falsedades kilométricas dichas con el mayor de los descaros.
    Ánimo Iñaki en tu lucha, no predicas en el desierto, no creas, por erradicar (de la más pacífica de las maneras, obviamente) ese cáncer antidemocrático que es la monarquia de los Borbones.
    En cuatro días de gobierno del PP ya nos hemos acostrumado al cuando dije digo…
    Gracias por tus aportaciones.

  2. Pues mire Usted por donde, precisamete fue Iñaki Anasagasti el primer senador en prometer su cargo en euskera.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *