El marketing navideño de la Zarzuela que pagamos todos

“El Futuro de la Familia Real» es el título que le daba el muy monárquico El País a la colección de tres fotografías navideñas, solo de críos, ilustrado con este pie:

El futuro de la Familia Real

 

“La Casa del Rey colgó en su página web las felicitaciones navideñas de la Familia Real, todas ellas desprovistas de motivos religiosos, excepto la de la Infanta Elena, que aparece con sus hijos en la Plaza del Obradoiro después de haber realizado un tramo del Camino de Santiago. Los Príncipes de Asturias y los Duques de Palma han escogido las fotografías de sus hijos que pueden verse sobre estas líneas”.

Es claro lo que se pretende. Que se sepa que ahora que está enfermo el rey, le toca pronto a Felipe, pero que hay saga para rato. Y que la monarquía española no es una institución caduca sino que tiene ocho cachorros esperando su turno. Y todos unos críos, graciosos y guapos. Eso sí. La felicitación viene en castellano, inglés y francés. EI euskera, el catalán y el gallego, en un estado cooficial y hechas las tarjetas con dinero público, no existen. No me digan que esto, a pequeña escala, no es como la chulería de los controladores. “Somos la familia del poder nos puso ahí Franco, y hacemos lo que nos da la gana”. Y encima el abuelo nos dará el turre el día 24 y ETB lo transmitirá. ¡Y que Viva España!.

6 comentarios en «El marketing navideño de la Zarzuela que pagamos todos»

  1. Siempre la misma cantinela,falsa,pero constantemente repetida por ti:»a la familia real la puso ahi Franco».Eso no es cierto.Fue la constitucion,aprobada por la mayoria de los ciudadanos,la que establecio que España se constituia como una monarquia parlamentaria y que D.Juan Carlos seria el proximo rey .La legitimidad de tal regimen la dieron los votos,no Franco.

  2. Arana, que yo sepa, la jefatura del estado español a Juan Carlos de Borbón se la dio el Generalísimo Franco, y a los ciudadanos españoles nunca se les ha preguntado qué tipo de régimen político (república o monarquía) quieren, en 1978 se les presentó una constitución en el que la alternativa era el todo o el nada: o se aceptaba esa constitución, tal cual, con monarquía incluída, o seguía el régimen dictatorial todavía en vigor. Aún estoy esperando a que a los ciudadanos españoles se nos pregunte si queremos república o monarquía (cosa que a otros europeos, como a los italianos o a los griegos, se les permitió en su día, eligiendo en ambos casos un régimen republicano – ¡viva la república!)

  3. Comprendo que preferiría tener, señor Anasagasti, un presidente de la República, cosa que me parece una opción muy legítima y es opinable. Pero sepa (seguro que ya lo sabe) que los costes de un presidente de una república son superiores a los de nuestra monarquía, incluyendo, lógicamente, los gastos de elecciones presidenciales y los gastos de las campañas de los diferentes partidos políticos.
    Y, por favor, deje de destilar ese odio hacia la familia real (en minúsculas, la RAE dixit). ¡Se le nota demasiado! Se puede ser republicano sin odiar a la familia real. No estamos en el 31.

  4. ¿Has visto facturas de presidentes de repúblicas y de familias reales «tipo estandar» para comparar? Me parece que es afirmar un poco a lo loco.

  5. Prefiero pagar 17centimos de euro que es lo que nos cuesta a los españoles los gastos de la casa Real al año,que no un atajo de politicastros incompetentes y «algunos» chorizos en una republica, al fin y al cabo son unos buenos representantes protocolarios de España. Y referente a los idiomas del Estado,pasese por barcelona en navidad y vera las luces de FELIZ NAVIDAD en varios idiomas incluidos el ARABE hay que ser GILIPO…. cuando los arabes no celebran dicha festividad, eso si de CASTELLANO NADA ! de modo señor Iñaki que revise Ud. su orden de preferencias(por aquello de no hecer el ridiculo) un saludo.

  6. muchas veces, cuando se habla de monarquía vs república, los monárquicos, como Javier, vienen con la cantinela de cuánto costaría uno y cuanto el otro. La cosa no se trata de eso, porque con ese argumento podríamos sustituir a un presidente constitucional por un dictador militar que nos saliera más barato. La cuestión es, sobre todo, de dignidad y de democracia. ¿por qué todos los españoles tienen que ser electos menos los que se apellidan Borbón?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *