Pensar es siempre la mejor opción. 8×01

Pensaba que llevaba menos tiempo sin escribir, pero al entrar me he dado cuenta de que mi anterior entrada data de noviembre de 2018… se puede decir que me he pasado todo el mandato de Sánchez sin tocar un teclado, como tantos otros…eso me reconforta.

Tampoco sé muy bien cómo empezar, iba a hacer algo del tipo: decíamos ayer…para dármelas de culto, pero el lector de este blog sabe que no lo soy. Así que voy a empezar sin más, como lo he hecho siempre, vomitando palabras que es cómo poner a un mono al frente del blog o como hacen en Okdiario.

¿Qué ha pasado en este tiempo? Mucho y nada. Mucho porque en un año pasan cosas, pero mi vida no es digna de un reality para Amazon Prime Video… Utilizaré este pequeño post para hacer un breve resumen de lo sucedido y que pueden encontrarse aquí en un futuro.

Por resumir mucho. Este blog hasta hace 6 años era bastante prolífico, con la llegada de mi primer hijo la cosa decayó mucho. No por él, ni mucho menos…si no que sentía que no vivía suficientes aventuras o aventuras dignas de ser explicadas en este blog. Y aunque no lo parezca me preocupo por la calidad del contenido. Hace tres años, llegó otro cachorro al hogar y decidí virar de rumbo y volver al deporte que había hecho antes, el Judo. Este proyecto fracasó, el del judo no el del niño que está sano, por diversas razones. La más importante, que no supe encajar mi pequeño proyecto deportivo en mi gran proyecto familiar. Y luego me rompí un hueso de la mano que me ha llevado a tener una prótesis y a pasar dos veces por el quirófano, esto también ha influido. Por lo que lo mejor, ha sido aparcarlo por un tiempo.

Con estos ingredientes, y tras un periodo de reflexión, llegué a la conclusión de que, lo que mejor me cuadraba relación satisfacción/conciliación/disfrute era volver al calendario de hace 6 años. Que venía siendo, hacer el calendario de triatlón, aprovechando las carreras que me cuadrasen por medio para disfrutar, competir y entrenar para uno o dos objetivos grandes por temporada.

Con esto, creo que el blog vuelve a tener sentido, no con el enfoque inicial, ya que esas aventuras o carreras no serán tan «atractivas» pero si con otro perfil. Al final aquí se van a contar las aventuras y desventuras de una persona en plena crisis de los 40, con un trabajo de 8h y dos hijos. Es otro público el que pueda acceder al blog, pero honestamente no me veo haciendo otras cosas… un blog debe ser una bitácora del día a día, no impostar una vida para buscar visitas. Con sus problemas y pequeños éxitos, pero reales.

Mi idea este año es viajar a Laos a correr un Ultratrail (ya os contaré novedades) y acabar el año con un medio ironman, soy muy consciente de que ya no estoy para hacer uno completo, seguramente Pamplona.

Si me gustaría este año a modo de experimento, dejarles una canción que debería maridar con el texto. Por lo que, si se la ponen de fondo, el texto se entiende mejor.

Publicado por

Iker Martín Urbieta

Deportista a media jornada. Contacto: iker.martin@gmail.com Follow me: @ikermu21

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *