Fantomas contra la caja fuerte

A comienzos del siglo XX varias novelas se inspiraron en ladrones de guante blanco que traían de cabeza a la policía y aristocracia de medio mundo con sus fechorias. Entre los muchos personajes que con el tiempo se convirtieron en auténtica leyenda cinematográfica merece destacarse a Fantomas.

Pues bien, la presente partida – Premio de Belleza de la Olimpiada de Londres (1927) – me ha recordado el laborioso ingenio que esta clase de cacos debían desplegar para salvar todas las medidas de seguridad y hacerse con el preciado botín que se halla en la mejor y más vigilada caja fuerte. En el caso que nos ocupa, la caja fuerte está representada por la posición de las negras y Fantomas es quien conduce las pizas blancas.
Rara vez en TX se proponen partidas que rebasen los treinta movimientos, por cuanto no suelen ser muy didácticas de cara a mantener la atención del alumnado. Pero, con este encuentro podemos hacer una excepción si la presentamos del siguiente modo:
-Como el esfuerzo de un ladrón llamado Fantomas que desea abrir una caja fuerte.
-Prestando especial atención a las maniobras blancas para atacar el enroque y las artimañas negras para su defensa.
-Pasando por alto algunas jugadas.
-Mirando la partida a cámara rápida, sobre todo la apertura.

Yates, Frederick – Asztalos, Lajos 1927
1.e4 e5 2.Cf3 Cc6 3.Ab5 a6 4.Aa4 Cf6 5.0–0 Ae7 6.Te1 b5 7.Ab3 d6 8.c3 0–0 9.h3 Ca5 10.Ac2 c5 11.d4 Dc7 12.Cbd2 Cc6 13.d5 Cd8 14.Cf1 Ce8 15.g4 g6 16.Cg3 Cg7 Tras plantearse una conocida línea de la Apertura Española, asistimos a la lucha por el control de la casilla f5 una de las entradas más custodiadas al banco.
17.Rh2 f6 Fantomas, ha estudiado la situación y se dispone a poner en marcha su plan.
18.Ae3 Cf7 19.Tg1 Ad7 20.Tg2 Rh8 21.De2 Tg8 22.Cd2 Dc8 23.Tag1 a5 Fantomas, antes de ponerse manos a la obra, de modo paciente realiza todos los preparativos para no tener sorpresas de última hora. Por su parte, el banco no escatima esfuerzos en seguridad y hasta pone en marcha detectives de contravigilancia al objeto de que el caco no esté del todo tranquilo.
24.f3 b4 25.c4 Db7 26.Rh1 Taf8 27.h4 Dc8 28.h5 g5 29.h6 Ce8 30.Cf5 Ad8 Despacio, pero sin pausa, Fantomas ha logrado su primer propósito: entrar en el banco. Pero todavía le queda abrir la caja fuerte, recordemos, una de las mejores y más seguras del mundo.
31.Th2 Tg6 32.Tg3 Axf5 33.exf5 Txh6 34.Txh6 Cxh6 35.Dh2 Cg8 36.Th3 Tf7 Fantomas, se ha visto obligado a sacrificar parte de su material para abrir brecha en las paredes que custodian la caja fuerte, pero el banco ya tenía prevista esta contingencia contra butroneros. Fantomas deberá emplearse más a fondo.
37.Aa4 Ae7 38.Ce4 Dd8 39.Rg1 Cc7 40.Df2 Ca8 41.Th1 Cb6 42.Ac6 Af8 43.b3 Tg7 44.Dh2 Ae7 Vistas las excesivas medidas de seguridad, Fantomas opta por otro camino: ha encontrado un modo lateral para penetrar en la cámara acorazada con un simple taladro en forma de alfil. También aprovecha el tiempo para disponer mejor sus herramientas antes de hacer saltar por los aires toda la infraestructura de la caja fuerte. Por otra parte, asegura la retaguardia avisado de que la policía está sobre sus pasos.
45.Dh5 a4 46.Rg2 Db8 47.Ae8 Dd8 48.Ag6 h6 Parece que el trabajo del taladro alfil empieza a dar sus frutos.
49.Af7 Af8 50.Axg8 Txg8 Pero, parece también que las medidas de seguridad están funcionando. ¿Habrá calculado mal su golpe maestro Fantomas?
51.Df7 Ag7 52.Dg6 Tf8 53.Axg5 Tras esta carga explosiva, Fantomas consigue su propósito y escapa con más de ¡¡¡UN MILLÓN DE DÓLARES!!!

Mejorando el final de Harry Potter


El alumnado de ajedrez, más que ningún otro, presta especial atención a aquellas escenas donde su pasión aparece fugazmente en el cine o la televisión, cualidad que hemos de aprovechar en clase. A tal efecto, la película Harry Potter y la Piedra Filosofal, nos brinda una buena oportunidad dada la natural identificación del alumnado con el personaje y porque la materia a trabajar no es absurda permitiéndonos impartir una clase con temas tácticos como el sacrificio, el despeje de la casilla, la sobrecarga y sobre todo, introducir un problema dentro del problema a modo de misterio para mejorar el final de la partida que aparece en la película.

La autora, J.K. Rowling, en la obra escrita apenas ofrece detalles de la partida; así, para su versión cinematográfica, se acudió al Maestro Internacional Jeremy Silman, para que confeccionara una secuencia que casara la brillantez ajedrecística con la trama de la obra, donde Harry Potter debe ser quien da mate como alfil, asistido por su amiga Hermione (Torre) que está alejada y su amigo Ron (Caballo) que se sacrifica y es necesario que la dama blanca se esfuerce en ser la malvada de la historia y sea derrotada por el protagonista. En pos de esta dramatización, el final de la partida no es el más óptimo desde un punto de vista ajedrecístico y esa mejora el el motivo central de nuestra exposición en el aula ante el alumnado.
Para aprovechar al máximo la posición de la película, conviene primero explicar las amenazas y dificultades a salvar; después se expone el final de la película y por último se pregunta a la clase si encuentran una solución de mate en menos jugadas para mejorar el final de Harry Potter.
A continuación muestro el final aparecido en la película:
1. Dxd3 Tc3 Aquí tenemos un sacrificio de pieza pero el tema táctico se denomina Despeje de la casilla, porque la casilla c5 es esencial para la resolución del mate.
2. DxTc3 Ch3+ La dama desde c3 está sobrecargada por defender a un tiempo el salto del caballo en h3 y el jaque de alfil en c5. Para aprovechar esta sobrecarga se sacrifica el caballo.
3. DxC Ac5+ 4. De3 AxD 0-1

¡Viva la Dama! Película

HOLANDA REINA

José manuel Villanueva, Árbitro Vasco especializado en Ajedrez Escolar, y habitual colaborador de TX, esta vez nos invita a visionar la película ¡Viva la Reina! protagonizada por una niña llamada Sara. Puede ser una buena idea para terminar el curso y fomentar el juego entre las escolares.
Lang leve de koningin, Países Bajos, 1995.
Película holandesa de la directora Esmé Lammers, nieta de Max Euwe campeón del mundo de ajedrez entre 1935 y 1937 a quien dedica la obra, premiada con el Gouden Kalf (Becerro de Oro) en 1996 a la mejor película, el principal premio del cine holandés.
Narrada a modo de cuento de hadas, Sara, la protagonista, vive con su madre y abuelo, teniendo ciertos problemas dentro de la escuela. La relación con el ajedrez es nula aunque la madre jugó de joven como demuestra su álbum de fotos. Al pueblo llega un nuevo compañero de clase, Víctor, con quien hace rápida amistad y cuyo padre inaugura una tienda que tiene un curioso juego de ajedrez. Sara, fascinada a pesar de no saber jugar, emplea todos sus ahorros para comprarlo dado que puede hablar con las piezas, especialmente con la Reina Blanca.
Bob Hooke, campeón nacional, llega al pueblo y se organizan unas simultáneas en la escuela para jugar contra el campeón pero solo los alumnos más aventajados podrán participar. Sara es la única que vence al Maestro y con una sorprendente partida.
La partida de ajedrez entre el profesor y Sara es como sigue:
1.e4 d5, 2.exd5 Cf6, 3.c4 c6, 4.Da4 Ad7, 5.dxc6 Cxc6, 6.Db3 Cd4, 7.Dc3 e5, 8. f4 Ab4, 9.Dd3 Af5, 10.Dg3 Ce4, 11.Dxg7 Cc2 +, 12.Re2 Dd3+, 13.Rxd3 Cc3 #

En la simultánea que tiene con el campeón, Sara abandona la partida en una posición ventajosa para ayudar a su compañero que se ha puesto enfermo y llevarlo a casa ya que se ha quedado impresionado del juego de Sara.

Con las prisas, Sara se olvida de su maravilloso tablero y cuando vuelve a recuperarlo le indican que el campeón se lo ha ido a entregar a su casa.

Película: Computer Chess

computer

El pasado Martes, haciendo un descanso en la redacción final de mi próxima obra filosófica Discurso contra la Humildad, me senté a ver los anuncios de la tele, cuando de improviso, la imagen se puso en blanco y negro en lo que parecía un documental. Cuál sería mi sorpresa, al atender que su argumento giraba en torno a los inicios del ajedrez informático y que no se trataba de un documental antiguo, sino de una muy reciente película del 2013 de título Computer Chess.
Para todos aquellos cuya edad les ha impedido disputarse un premio en metálico de torneo de tú a tú con una computadora de ajedrez y su dueño al lado, así como a todo amante del juego que desee conocer las tripas de silicio de la historia más reciente del Ajedrez, les recomiendo el visionado de esta curiosidad intelectual, aunque no les garantizo diversión.
La trama, por llamarlo de alguna manera, está datada en los años ochenta y ambientada en un torneo entre computadoras de ajedrez a lo largo de un fin de semana, donde los programadores se enfrentan a los más arduos problemas de cómo corregir errores burdos de cálculo táctico y lo más difícil, enseñar a las máquinas conceptos posicionales o de valoración. Conforme discurre la acción, el espectador va comprendiendo el alcance de todo aquel esfuerzo colectivo, cómo el ajedrez fue quizá el mejor banco de pruebas para poner las bases de lo que hoy se conoce como la Inteligencia artificial.

La defensa Luzhin

Sinceramente, no sé si hago más mal que bien manteniendo en el TXIKI XAKE esta sección para divulgar la aparición del Ajedrez en el cine, con la mala estampa que nos saca el denominado Sétimo Arte. Pero, como no me cansaré de repetir, creo que merece la pena dar a conocer las películas que versan sobre el maravilloso mundo de las 64 casillas, aunque sólo sea para vacunarnos contra los estereotipos en los que se nos encasilla merecida o inmerecidamente, como supongo les sucede también a los practicantes del boxeo que aparecen siempre como brutos drogadictos, a los golfistas retratados como ricachones sin otra ocupación que vestirse elegantemente, y resto de clichés que ayudan al cineasta a transmitir un modelo fácilmente reconocible para un público que sólo busca en la pantalla entretenerse un ratito sin demasiadas complicaciones.

La obra que hoy presento, es una maravilla que me sorprendió hará cosa de ocho años en TVE2. De hecho, la vi empezada, justo a tiempo para dar con la clave que haría optimizar el entrenamiento y resultados de nuestros jóvenes valores. Tanto es así, que llamé de inmediato al Presidente de la FVA para que tomase buena nota. La clave para el buen rendimiento ajedrecístico la descubrirán ustedes mismos permitiéndome obviarla aquí, no únicamente por no desvelar aspectos esenciales de la trama, cuanto porque tengo noticia de que algunos gnomos leen este espacio clandestinamente.

Precisamente por esta zascandil circunstancia, comentaré crípticamente que en esta obra Maestra, a parte de los tópicos de rigor, como el ajedrecista raro, despistado, que sólo sabe jugar al ajedrez y demás pintorescas pinceladas a los que nos tienen acostumbrados los amigos de la cámara y de los guiños ambientales de los torneos de ajedrez como apuestas sobre los resultados, fanfarronería de algunos jugadores, egolatría y culto a la personalidad de los campeones, ciertas artimañas para desconcentrar al oponente, etc, lo cierto, es que en esta ocasión, además de cuidarse al milímetro las posiciones aparecidas hasta el extremo de reproducir conocidas celadas de apertura como la de 1)e4-e5; 2)Cf3-Cc6; 3)Ac4-Cd4; 4)Cxe5-Dg5; 5)Cxf7-Dxg2; 6)Tf1-Dxe4; 7)Ae2-Cf3 mate, presentada en el primer enfrentamiento con su padre, distintos diagramas de premios de belleza durante la simultánea, o la posición extraída de una partida real entre Ewue y Vidmar para rematar el final…en paralelo a estos excesos habituales en toda película del género, corre una sutil pero evidente tensión freudiana no ajena al jugador de ajedrez que no precisa de acariciar alfiles para lubricar las fantasías inconscientes libidinosas del protagonista Alexander que rivaliza con su padre, no por el amor de su madre, sino en esta ocasión de su tía, a la que mantiene cristalizada en una figurilla que de pronto se encarna en la coprotagonista Natalia que le ayuda a superar su trauma infantil de haberse visto castrado en sus pretensiones. Sin embargo, como si se tratara de una partida de ajedrez en la vida real, el padre se cobra venganza por medio de la figura de su Maestro de Ajedrez – el Darth Vader que se enfrenta a su hijo Luke Skywalker – quien hace todo lo posible por arruinar su carrera. Claro que para evitarlo, aparece la Dama dispuesta a sacrificarse por su Rey defendiéndole de todos los ataques psicológicos mientras está presente en la sala de juego, pero que nada puede hacer por evitar el Jaque Mate cuando el juego sucio del adversario consigue mantenerla alejada mediante una ágil celada.

Es una película genial, basada en la Novela de V. Nabokov quien se inspiró en la vida del fuerte jugador del XIX Von Bardeleben, que provoca en los espectadores toda suerte de emociones: desde el mayor de los apuros yendo de la auténtica vergüenza ajena por las excentricidades del ajedrecista, hasta el más sentido llanto y congoja, pasando por la risa, la angustia y hasta la sorpresa que ofrece un magnífico desenlace, que quién sabe, si no está prefigurando una alteración futura de las reglas del juego.