Las leonas subcampeonas de Copa

El título del comentario lo he puesto apropósito porque su manera de luchar en la final dejó muy alto el pabellón del Athletic. Sé que es poco consuelo, que otra vez han quedado subcampeonas. Que de nuevo se han quedado con la miel en los labios pero… Estoy muy orgullosa de ellas y a pesar del mazazo recibido quiero que tengan la cabeza bien alta por lo logrado.

Si seguís como una piña lo vais acabar consiguiendo (Foto: Athletic Club)
Si seguís como una piña lo vais acabar consiguiendo (Foto: Athletic Club)

El Barcelona estos últimos años está un puntito por encima de ellas, repitiendo un comentario de aficionados que siguen al equipo femenino de manera continuada. A pesar de ello, nuestras jugadoras han puesto toda la carne en el asador y han conseguido tener a las catalanas contra las cuerdas toda la segunda parte. Pena que alguna de las ocasiones que tuvieron no se pudieron materializar. En la prórroga se adelantaron las del Barça lo que podía haber supuesto el golpe definitivo pero… No. Las neskas tuvieron seguido otra oportunidad y a continuación metieron el gol del empate. A partir de ahí más dominio del Athletic pero sin oportunidades.

De ahí a la lotería de los penaltis. Y lo que son las cosas, seguramente la mejor jugadora del partido del Athletic, Irene Paredes fue la que falló. Era desconsolador verla llorar al final del partido. Buf. Pobre. Ahí fueron a saludarla todas las jugadoras de equipo campeón y por supuesto sus compañeras. La frase de siempre es la que voy a repetir. La que falla el penalti es la que se arriesga a tirarlo. Además, en este caso, por lo que me han comentado, una de las que iba a tirar el penalti era Iraia pero como se lesionó en la prórroga (¡qué mala suerte!), la sustituta para tirar uno de ellos fue… precisamente Irene, porque se vio bien y con confianza. Ánimo Irene y piensa que igual tu equipo llegó hasta los penaltis por el buen partido, buenísimo partido que jugaste tú. Ánimo y a por la siguiente.

También ánimo a Leire Landa que se lesionó en el primer tiempo y a ver si hay suerte y es menos de lo que parece. Y ánimo a todas, porque seguro que el próximo año vais a seguir ahí, y el que la sigue la consigue. Además vais a seguir teniendo detrás a la afición que a pesar de la kilometrada y de todas “las facilidades” puestas por la Federación (partido en Ceuta, casi sin posibilidades de alojarse, en campo de hierba artificial), siempre van a estar ahí con vosotras (incluso se veía una bandera del Athletic con la ikurriña en un balcón ceutí).

¡Aúpa Neskak! ¡Aúpa Athletic! ¡Y a seguir luchando el año que viene para conseguir el premio que tanto os merecéis!

El Athletic femenino a Ceuta a por la Copa

Permitidme que empiece el comentario acordándome de los artistas de la Federación que han programado la final de Copa de la Reina, de fútbol femenino en ¡¡CEUTA!! ¡¡¡Fenomenal!!! Supongo que quieren que no vaya a verla nadie. Muy bien. Eso sí, los federativos supongo que sí irán, y por supuesto , imagino que a gastos pagados. ¡Viva la Federación! Los familiares de las jugadoras y los aficionados al fútbol, sean del Athletic o sean del Barcelona, o sean del equipo que sean, creo se llevarían las manos a la cabeza desde el mismo momento que supieron la sede. Gracias artistas.

¿Habrá más público que el que se ve en la imagen?
¿Habrá más público que el que se ve en la imagen? (Foto: Fuftem.com)

Una vez perdido el tiempo hablando de esos personajes, vuelvo a lo importante, al fútbol femenino. A ese que este fin de semana nos puede dar una alegría enorme a los aficionados zurigorris.

¡Cómo contra el Valencia y el Levante! (Foto: Cadena Ser)
¡Cómo contra el Valencia y el Levante! (Foto: Cadena Ser)

Ese fútbol que como comenté el lunes le debe algo a nuestras chicas y esperemos que se lo puedan cobrar. Ainhoa Tirapu, la portera se mostraba muy esperanzada de conseguirlo a pesar de jugar contra la bestia negra de las rojiblancas, estos últimos años, el Barcelona. Gran equipo que ha ganado las últimas tres Ligas arrebatándoselas a las nuestras, siendo la del año pasado la más cruel, por ser en casa, en San Mamés, en el último partido, en el que con un empate valía. Pero… no pudo ser. ¡Qué mejor ocasión que ésta para olvidar aquello con una alegría inmensa! Ganar esa Copa sería un premio para las jugadoras, más que merecido porque todos estos años han estado ahí. Al lado y a punto de conseguir un título.

¡Ésta es la vuestra! ¡Ésta es la nuestra! ¡Aúpa Athletic! ¡Aúpa neskak!