Robo arbitral en San Mamés

Quiero empezar diciendo que el Sevilla es muy buen equipo, que ayer hubo fases en que dominó el juego e hizo que el Athletic estuviese casi desaparecido, que tiene muy buenos jugadores y que jugaron bien. Y que por juego quizá merecieron ganar. Por juego, porque por ocasiones igual no.

El árbitro y el VAR horrorosos (Foto: EFE)

Una vez dicho esto, también tengo que decir que el resultado está totalmente mediatizado por un arbitraje desastroso, demencial, que nos perjudicó, en todo. Si hubiese sido buen arbitraje ellos no hubiesen metido el gol del empate, que viene de una falta a Munir inexistente, porque Dani García no le toca. Munir se tira al césped con voltereta y triple tirabuzón. Y el árbitro, a un metro, se la regala. Falta magistralmente ejecutada por su mejor hombre, Ever Banega, que ¡vaya jugadorazo¡ Su segundo gol, el de la remontada, viene precedido de una falta clara a Capa, al ir a salir del área, que hace que pierda el sitio y no tenga tiempo de llegar a su posición para defender el cabezazo de Munir a la red, además de que rompe el mismo Capa el fuera de juego, en el que hubiese incurrido el delantero. Perfecto para ellos. 1 a 2. Y el colmo del despropósito, es que a falta de 5 minutos para acabar el partido, en un córner a favor de los rojiblancos, Munir hace un placaje de rugbi a Íñigo Martínez, colgado de su cintura 4 metros en el área pequeña. ALUCINANTE. Por favor, que alguien me lo explique. Porque lo único que veo como explicación es que simplemente es un robo. Robo porque en este mismo partido, en el segundo tiempo, el árbitro, por cierto, Medié Jiménez, un fenómeno, revisó un córner a favor del Sevilla, en el que yo no vi nada, y en las repeticiones se ve que, efectivamente, no hay nada. ¿Por qué revisó eso? ¿Buscaban un penalti a favor del Sevilla? Entonces,… Si revisan eso… ¿Por qué no revisan la de Íñigo Martínez? Qué queréis que os diga,… no encuentro una explicación lógica salvo que no querían pitar un penalti a favor del Athletic. Me parece un escándalo. Llevamos 3 partidos casi seguidos en los que las decisiones nos han perjudicado claramente. Te diría que tenemos 5 puntos menos de los que deberíamos tener y sólo contando los últimos partidos. Y sí… alguno me vendrá con la frasecita de que lo que los árbitros te quitan luego te lo dan…. ¡Sí, ya! ¡Un jamón! Sólo nos están quitando.

Y el Athletic como institución ¿Está haciendo algo? ¿Protesta? Me estoy acordando de que ayer eché en falta a Raúl García, que ¡Oh, casualidad! no jugó contra el Sevilla porque le sacaron la quinta tarjeta contra el Madrid, en una jugada en la que saltó para que Marcelo no le rompiese las dos piernas. Salto enorme, pero toca al madridista y… Ala… Tarjeta amarilla, que no es ni de broma. ¿El Athletic intentó que le quitasen esa tarjeta? Yo desde luego lo hubiese intentado porque no era de tarjeta. Me dicen que sí que lo intentó y os pongo la respuesta del comité y también de apelación, extraídas de la noticia del Correo. Si es que es una vergüenza. ALUCINANTE.

Bueno… Y sí… Estoy llorando por el arbitraje. Estoy llorando de impotencia porque la Europa League se ha puesto imposible, porque con estos arbitrajes y estás utilizaciones del VAR… nos están perjudicando una semana sí y otra también. ¡HASTA EL GORRO, ESTOY HASTA EL GORRO!

Y sobre el fútbol, en los primeros 25 minutos de partido casi no olimos el balón, pero a pesar de ello tuvimos casi las mismas oportunidades que ellos. De hecho, la primera ocasión fue de Williams que chutó alto. Seguido tuvo Ocampos, pero también se marchó alta, pero poco después vino una doble de Vesga. Vamos, el dominio absoluto del balón era del Sevilla, pero sin renunciar al contraataque el Athletic. Además se adelantaron los rojiblancos con un precioso gol, tras la internada de Sancet, y tiro de Vesga, que le llegó rechazado a Capa, que no perdonó. El Sevilla lo notó y a partir de ahí, buenos minutos de los nuestros, que podían haber sentenciado si Muniain acierta una clara. En el segundo tiempo, también tuvo otra Córdoba pero… No. Y luego ya… Todo el desaguisado del arbitraje y el VAR, cuando quiero VAR sí (vete a saber por qué) y cuando me da la gana VAR no (porque no me apetece, oiga). Así no hay quien haga nada. Espero una queja formal y así… (enciendo el modo ironía)… quizá en el último partido de Liga, cuando no nos juguemos nada nos darán un penalti inventado y hablarán de Villarato y de lo que favorecen los árbitros al Athletic.

Y este mismo domingo, sin Yeray ni Yuri, a por el Levante. Y… como siempre…

¡Aúpa Athletic!

Messi ¿tiene bula arbitral?

Ya contesto yo. Sí. Tiene bula.

Pisotón de Leo

Todos sabemos que Messi es el mejor jugador del mundo. Creo que salvo Cristiano Ronaldo todo el mundo está de acuerdo en la afirmación que acabo de hacer. Eso parece que hace que los árbitros vean sus jugadas de forma distinta. Y encima estando en el Barcelona y con lo que este equipo ha largado y llorado esta semana, que si los árbitros favorecen al Madrid, que si la Liga no la pueden ganar así,… era impensable que se expulsase a algún culé, incluso aunque cualquier jugador del Barcelona hubiese sacado una recortada, se le hubiese expulsado. Así que cuando Leo ha pisado, no de refilón, ni suave, a Yeray, sino fuerte y claro, era sabido que no lo iban a considerar tarjeta roja. No solo eso, es que ni siquiera lo han considerado tarjeta amarilla. ¿Cómo es posible? Muy sencillo. Es el mejor jugador del mundo, es muy mediático, juega en el Barcelona, y no le van a echar. Es una evidencia. Ya lo vimos hace dos semanas contra el Sevilla, cuando se enfadó por una jugada y sin balón empujo y tiró al suelo a Diego Carlos. Roja clara. Pero… NOOOOO. A los árbitros no les merece la pena… O es mucho lío, o como tiene cara de bueno ¿cómo le van a expulsar? Contra el Sevilla mereció la expulsión y ayer también mereció la roja. Por si fuera poco os recuerdo que minutos después participa en la jugada del gol. Es decir, de nuevo el Athletic es perjudicado jugando contra uno de los grandes. Y una duda… ¿Por qué no entra el VAR? En Gol TV algún comentarista decía que la jugada era involuntaria. Para mí es voluntaria porque da un paso cortísimo, lo suficientemente corto como para pisarle, porque si el paso hubiese sido el normal, hubiese sido más largo (porque venía en carrera) y desde luego no le pisa. Roja clara. Pero… Ya lo sabemos… Esto funciona así. Lo peor de todo es que si cualquier jugador del Athletic hubiese pisado a Leo no habría ninguna duda. Acababa en la caseta seguro. ¡Qué pena!

Sobre el partido decir que los rojiblancos salieron al campo con una alineación totalmente novedosa y muy criticada en la redes antes del partido. Todos los cambios y rotaciones que se le venían pidiendo a Garitano en los partidos anteriores y no había hecho, los hizo aquí. Pensando muchos que estaba tirando el partido. A mí me pareció genial. Quiero minutos para los meritorios y como siguiesen jugando titulares los de siempre iban a acabar lesionándose. Aplauso para Gaizka. Esto lo dije antes del partido. Una vez visto el partido, mejor porque el primer tiempo del equipo fue bueno, tuvimos ocasiones, incluso más que ellos. Destacó a Sancet, que parece que empieza a utilizar más ese cuerpazo que tiene, a Unai López, que puso balones muy buenos, a Lekue, que hizo una jugada soberbia, que no fue gol porque Busquets estuvo muy rápido y Iñaki no tanto. Bien. Un equipo titular con nueve canteranos nada menos Muy bien. Hay futuro.

En el segundo tiempo, Gaizka de nuevo cambiando la tónica de todos los partidos anteriores realizó los cambios mucho antes. Bien también. Primero con Muni y Dani, por Córdoba e Unai López. A este último lo haga bien, mal o regular, siempre lo cambian. Ayer cuando se fue lo eché de menos. Sobre Muni decir que no estuvo nada afortunado. Poco antes del gol del Barça desaprovechó un contraataque de libro con un pase muy malo. ¡Qué pena! También Villalibre tuvo muchos minutos. No brilló, pero tiene que jugar. A ver si le dan una titularidad. El Barça tampoco está para echar muchos cohetes y en una jugada embarullada y con pase del que tenía que estar expulsado el balón llegó a Rakitic que fusiló. Pena. Luego Raúl tuvo una pero… No hubo ni fortuna ni ocasión de nada más.

Conclusión: buena imagen pero… Volvemos sin puntos. Lo dicho, una pena pero… Bien porque hay plan B y tenemos banquillo solvente. Ahora solo hace falta que se utilice…

Y sin tiempo para nada a por el Mallorca, que esto no se detiene y…

¡Aúpa Athletic!

¡Madre mía, el Athletic a la final!

¡Estamos en la final de Copa!

¡Nos vamos a Sevilla!

¡Gracias, Yuri! (Foto: EFE)

He pensado que el título y el inicio de mi comentario tenían que ser éstos, y sobre todo, no hablar de fútbol, porque si lo hago igual me deprimo a pesar del subidón que tengo. Ha sido increíble. Y encima lo he visto en los Cármenes, in situ, pero pasando por todos los estados de ánimo que habréis pasado vosotros, seguro. Ilusión, nervios, apuros, tristeza, cabreo, alegría indescriptible, agobios horrorosos y por último, júbilo absoluto (sigo sin hablar de fútbol, prefiero). Nuestros jugadores son jugadores a los que mueve la fe, y aunque esté todo perdido e imposible, siguen luchando y siguen luchando hasta el segundo final. Fe. Fuerza. Confianza en ellos mismos. Ímpetu para resurgir, o incluso renacer, porque hoy, otra vez estábamos muertos. El periodista Ramón Orosa lo explica muy bien en su artículo del Deia titulado El cuarto milagro copero del Athletic, segundo de Yuri Berchiche, porque ha sido eso… sin quitarle una coma. Un milagro de difícil explicación, salvo por volver a constatar que nuestros rojiblancos son indestructibles. Estando como un boxeador sonado en la lona (así estábamos), se levantan y se vuelven a levantar, y son ellos, los que al final, y contra pronóstico, dan el último zarpazo… ¡Y qué zarpazo! Y en esta Copa ya llevamos unos cuantos. Hoy ha vuelto a ser Yuri. ¡Yuri de mi vida! Ha dicho él, que es el gol más importante de su carrera, hasta ahora… Quizá el 18 de abril haya otro. ¿Quién sabe? El gol que ha sido fabricado entre 3 jugadores. Vesga, con su maravillosa asistencia, pasando al hueco; hueco, que se ha hecho porque Córdoba (¡vaya bien los pocos minutos que ha jugado!) con su movimiento hacia adentro se ha llevado a los dos defensa de la zona; y Yuri… Que casi sin ángulo, pero con arrobas y arrobas de fe, mucha fe, ha chutado para que los chalados que estábamos en Granada (digo por el viaje que nos hemos cascado) estallásemos; para que los de Bilbao y toda Bizkaia, se muriesen de la emoción; para que los peñistas y no peñistas, seguidores de todos los rincones del planeta se volviesen locos; y para que los que están y se han ido para allá arriba, que últimamente han sido muchos, fuesen corriendo a dar las gracias a la Amatxu de Begoña, a San Mamés, a San Valentín de Berriotxoa,… Y seguro que me olvidó de alguno de los santos que han participado porque han tenido que ser muchos (¡qué me perdonen, que no quiero represalias y menos en la final!).

Y así… supongo que mis alumnos y compañeros del colegio Ikasbide, que ayer protagonizaron un precioso de video de ánimo previo al partido (Ikasbide Athleticekin), (merece la pena que lo veáis), podrán seguir con sus ánimos celebrándolo en las clases, aunque yo no esté. Eso sí, ya lo celebraré el lunes con ellos. Aunque igual alguno se sorprende de verme porque ya me han dicho que alguno piensa que he cogido el coronavirus y que estoy en cuarentena. Jejeje. Y sí, un poco enferma sí que estoy, pero por la enfermedad zurigorri, que afecta a tantos y tantos.

Aprovecho para mandar un abrazo enorme a todos los athleticzales, que se han alegrado conmigo, o sea, a todos.

Por cierto, enhorabuena también a la Real Sociedad, por su paso también a la final. Nos vemos en Sevilla. Una final vasca que igual va a escocer bastante a muchos pero…

Y ahora, podría decir que más que nunca, pero no… prefiero decir como siempre, … me despido como siempre, diciendo…

¡Aúpa Athletic!

P.d.: Perdonadme que siga escribiendo, pero cuando alguien expresa mejor que tú, en este caso que yo, lo que ha vivido, creo que hay que compartirlo. Y acabo de leer la siguiente reflexión, de un amigo malagueño, «Vamoaveee» (publicada en la página web aupaathletic.com), al que sólo he visto un día en mi vida, pero como ya os he dicho más veces, el Athletic tiene estás cosas maravillosas. Repito, de un amigo, que merece la pena también que leáis. Expresa lo que sintió anoche y siente con el Athletic. Coincidiréis en muchas cosas de las que dice. Un abrazo, Ozelito, desde esta distancia tan cercana.

Y otra vez…

¡Aúpa Athletic!

Unai López coge galones

Unai, el mejor contra el Granada (Foto: Pablo Viñas)

Nunca es tarde si la dicha es buena y en este caso lo es. Unai López a base de partidos jugados de manera consecutiva como titular está demostrando el fútbol que tiene en sus botas. Seguramente el partido del domingo pasado ha sido el más completo de este jugador desde que está en la plantilla. Se habla siempre de la importancia que tiene la cantera y de lo difícil que es que salgan jugadores de Lezama. La frase es discutible, pero lo que es indiscutible es que si la gente no tiene oportunidades de manera continuada es muy difícil poder llegar a triunfar. Este año esa continuidad se la está dando a Unai López y bien que lo estamos notando en su juego. El domingo acabó el partido, lo cual no suele ser muy habitual, ya que Garitano en el minuto 70 suele elegirlo como uno de los primeros cambios que hace. Pero el domingo era casi imposible quitarlo porque estaba siendo el mejor del partido. Me alegré muchísimo por él. Es de los jugadores que se ha tenido que ganar las alubias también fuera y eso seguramente le ha curtido. Perfecto, pero si esta temporada no se le hubiese dado bolilla… Ahora está demostrando que vale, que tiene sitio, pero porque se le está dando continuidad. Si no es dificilísimo. Gaizka ha dicho este fin de semana en rueda de prensa que Unai ha aprendido otras cosas como robar balones, defender, bascular,… Sí, claro. Pero lo ha podido hacer porque lleva muchos partidos en el equipo titular. El domingo hizo su mejor partido con nosotros y no solo por dar un maravilloso pase de gol a Yuri, u otros pases similares a Córdoba o a Raúl, sino también por recuperar bastantes balones, por ofrecerse a sus compañeros, por bajar hasta la defensa a buscar el balón y luego subirlo, por dar cobertura a sus compañeros cuando salen de su sitio,… Todo esto lo hizo y durante 90 minutos. ¡Enhorabuena Unai!

Pero estas oportunidades que le está dando a Unai o incluso al mismo Córdoba también las pido para otros jugadores. Así se crece y así se sabe si alguien vale o no. El mismo Oihan Sancet puede demostrar lo que vale, si sigue jugando aprovechando que Muniain está lesionado. Lleva ya dos partidos como titular y aunque este último ha cometido bastantes más fallos, no pasa nada, es lo normal, están aprendiendo. También demostró que tiene juego y desparpajo. Errores y aciertos. Lo normal. Pero por mejorar a base de jugar, espero que vuelva a hacerlo el domingo contra el Betis en Sevilla.

Y a ver a quién le toca la oportunidad para sustituir a Raúl García. Por supuesto no me alegro de su sanción, de hecho creo que Raúl García es uno de los jugadores más insustituibles de este equipo, pero sí que quiero ver a otro de los jóvenes de titular. Llámese Villalibre, llámese Kodro, llámese Lekue, o no tan jóvenes, llámese Ganea , o llámese Ibai. Con todos estos nombres no me refiero a que pueden sustituir a Raúl , sino a cualquier otro cambio que se dé en el equipo. Vamos, que quiero oportunidades para todo el mundo, no solo para Unai y para Íñigo Córdoba. Y si se dan tendremos un equipo seguramente más potente, porque el banquillo también lo será, al estar preparado a base de minutos. Es muy difícil conseguir algo importante en la Liga si solo cuentas con 12 ó 13 jugadores. Estoy convencida que tenemos muchos jugadores de calidad en la plantilla, y no sólo los que están jugando ¡Aprovechémoslos!

Y a la vez vamos a disfrutar del puesto que ocupamos en la clasificacion. Los quintos empatados a puntos con el cuarto. 13 puntos de los últimos 15 posibles. Una barbaridad. Y que siga el domingo, otra vez, a la hora de comer… ¡A por el Betis! Y…

¡Aúpa Athletic!

Triste final para el Athletic

Ayer titulaba mi comentario en el blog diciendo que este partido era una final para el Athletic.

Penoso (Foto: Deia)

No podía estar más confundida. El partido ha sido todo lo que no tiene que ser una final. Jugar otra vez, un primer tiempo completo sin tensión y sin ambición te puede costar muy caro, como de hecho ha pasado. El Sevilla tampoco estaba haciendo absolutamente nada. Pero un gol de Ben Yedder (aunque casi podíamos decir que era de Dani García) a falta de 2 minutos para acabar el primer tiempo ha sido suficiente.

En el segundo tiempo el Athletic ha estado mejor pero de nuevo ha sido insuficiente. La impotencia, la escasez de ideas y también la falta de pericia de cara a gol nos han penalizado. La ha tenido Raúl, la ha tenido Aritz, y, sobre todo, en el anteúltimo minuto la ha tenido Íñigo Martínez, pero el palo ha evitado su primer gol en el Athletic y, de paso, nuestra clasificación a la Europa League. En la misma jugada en Sevilla nos ha rematado, 2 a 0.

Quizá no hemos merecido ir a Europa. Los partidos de los últimos meses han sido bastante flojos. Y haber dejado los deberes para el final, contra el Sevilla y encima en el Sánchez Pizjuán, que nunca es una plaza propicia, a mí no me invitaba al optimismo. De hecho, con este pobre encuentro, nos quedamos con cara de tontos, ya que el Espanyol sí que ha hecho los deberes, ganando en su campo a la Real, y consiguiendo esa séptima plaza que podía haber sido nuestra.

De todas formas y viendo de dónde veníamos, dónde estábamos en Navidades, es imposible que critique a Garitano. Gaizka ha conseguido un auténtico milagro. Sacar al Athletic de la más absoluta de las miserias futbolísticas, puesto de descenso incluido, y llevarle hasta este último partido en el que incluso podíamos haber conseguido un puesto en Europa. Y aunque nos cueste decirlo porque este último partido te deja muy mal sabor de boca, creo que es obligado decir bien alto y claro un:

¡Enhorabuena buena, Gaizka!

Tienes que ser muy buen entrenador para haber resucitado a este equipo tal y como estaba. A ver si el año que viene lo redondeas con una gran temporada entera, desde el principio, y no quitándole 14 partidos como en ésta.

¡Aúpa Athletic!