Sin paños calientes

Los ultras que se ausentaron en el minuto de silencio de San Mamés (que no es lo mismo que respetarlo) merecen ser tratados, por fin, así: “Prefirieron taparse con la memoria de Iñigo Cabacas, en lugar de asumir la parte de responsabilidad que les puede corresponder por lo del jueves. Hicieron lo que muchas veces acusan a otros de hacer: utilizar a una víctima, anteponer un cadáver frente a otro. Mal camino. Mienten a sabiendas cuando acusan a San Mamés de despreciar a Cabacas”, escribe Juan Carlos Latxaga.

Después de más de 800 muertos

A Hodei Otegi le parece una “vergüenza” que en ETB recuerden que Arnaldo Otegi está intentando poner en marcha un discurso posibilista de cara al futuro en la izquierda abertzale (que me parece fantástico) “después de más de 800 muertos”. Hace mucho tiempo una persona muy inteligente me dijo que lo que no soportan en ese colectivo es que les pongan un espejo delante, y este tuit parece que, una vez más, le da la razón. Para mirar el futuro hay que poder mirar el pasado.

¿De verdad Felipe VI pretende ser aplaudido en Catalunya?

Más de dos millones de personas votaron a una opción nacionalista en Catalunya el pasado 21 de diciembre. El 1 de octubre anterior, dos millones de personas lograron votar en una consulta que no consintieron los que se consideran demócratas en España. En medio, el jefe de Estado español, elegido por su padre, lanzó un discurso muy duro en contra de lo que defendían pacíficamente esos dos millones de personas. ¿Cómo quiere ser recibido en Catalunya Felipe VI después de estos acontecimientos?

No estamos para tonterías

No es ninguna tontería que Barcelona pierda el congreso de telefonía móvil más importante del mundo. Pero si lo hace no será solo por la acción independentista, que no intenten colarnos los unionistas su verdad. Y la cosa no está para tonterías como la de Pedro J. Ramírez, entre otros: “El Mobile importa más que la autonomía de Catalunya”. De hecho, estoy bastante seguro de que en una Catalunya independiente la viabilidad del congreso estaría fuera de toda duda.

El fútbol

Permítanme que termine hablándoles de uno de los nuestros porque la imagen en Instagram de Borja Guerrero, fotógrafo de este periódico, es extraordinaria: él y su equipo de foto en un San Mamés vacío y frío me sirven para reivindicar, una vez más, el valor de este deporte por el que hemos vivido una semana tan terrible. El fútbol en Bilbao sigue siendo un deporte que nos permite expresar nuestro sentimiento y nuestra identidad, y no podemos dejar que nos lo arrebate ningún ultra.

La caverna, en plena forma

Los de la caverna entrenan bien en Catalunya y hoy lucen músculo sin vergüenza. Lo hace Manuel Sánchez Corbí, entrevistado en La Vanguardia porque está de promoción de su libro. General de la Guardia Civil, jefe de la UCO (esa a la que recurrió Bildu precisamente contra el PNV), condenado por torturas e indultado por Mayor Oreja, mete en el mismo saco a miembros de ETA y a políticos del PNV. Nada nuevo entre los trogloditas. Inaceptable entre personas civilizadas.

Más pruebas

Los de la caverna no se ruborizan ni se arrugan. No piensan, solo empujan hacia delante. O hacia detrás. Lo que han publicado en El Español, ese medio on-line que iba a cambiar el periodismo, desde luego, es una involución: “Ramón Cotarelo, Suso de Toro, Ernesto Ekaizer, Antón Losada, Elpidio Silva, Jorge Vestrynge o Beatriz Talegón” son los españoles traidores, los que simpatizan con el nacionalismo catalán, a los que hay que echar la culpa y, si cae una piedra, esconder la mano.

Todo lo que tiene que decir Rajoy

No habíamos llegado ni a la mitad de la gala cuando Mariano Rajoy lanzó el tuit: “Felicito a todos los galardonados en los Premios Goya. Mi enhorabuena al cine español”. Esa fue la aportación del presidente del gobierno español que, supongo que para no meterse, se amparará en los numeritos que montan parte del sector y amplifican los medios progres oficiales. Un error doble: dejar por escrito lo poco que te importa y pensar que un sector tan grande es tan pequeño.

¿Saben lo que es un “cis”?

En Twitter es una expresión bastante habitual: un “cis” es una persona cuyo género biológico coincide con su identidad de género. También está bastante normalizado atacar a quien haga un mal uso de este concepto, como Leticia Dolera, que se busca las movidas y se ha visto obligada a corregir en esta red social un chiste por no aclarar durante los Goya que se refería “a los hombres cis”. ¡Cuánto estamos aprendiendo gracias a Internet sobre la sensibilidad del intransigente!

En el campo se mide lo que somos

Hemos pasado en Bilbao unas semanas muy ocupados pensando en el Athletic de Bilbao, en el relato, en la ambición, en cómo negocia Urrutia, en si un jugador se puede quedar mal y si otro se puede ir bien, en si vender y comprar casi sin mirar a quién nos hace gracia o mucha gracia, en chistes sobre Mikel Erentxun… Pero solo en el campo podemos medirnos. Al final, el fútbol se resuelve sobre el césped y con el balón, y ahí [Enlace roto.] y la socarronería no mete la pierna.