Getafe superior al Athletic

Sin hacer grandes alardes el Getafe se ha llevado los 3 puntos de San Mamés con una tranquilidad pasmosa.

Superados (Foto: Marca)

Un golazo en el primer tiempo de Damián les ha servido prácticamente para finiquitar el partido. Y por si había dudas Lekue ha cometido (supuestamente, y según Mateu Lahoz, disfrutando, a los mandos en el VAR) el segundo penalti en una semana, lo que ha supuesto la puntilla. El Athletic no ha inquietado a los azulones, que han jugado un partido bastante plácido. Como equipo hay que reconocer que son bastante desagradables, protestones, marrulleros, hacen mil faltas,… pero ese juego lo hacen de maravilla y es lo que les funciona y como los jugadores tienen calidad, ponen intensidad y van a por todas, pues muy bien. De hecho, ahí están en la tercera posición. A nosotros nos han ganado con total merecimiento. Nada que objetar.

Por extraer algo positivo, el primer tiempo de Villalibre, me ha vuelto a gustar. Juega muy bien se espaldas y es difícil quitarle el balón. Además la que ha tenido la ha rematado sin pensar dando problemas al portero, que la ha podido despejar pero con dificultades. La reaparición de Aduriz invita al optimismo. Pocos minutos en el campo pero con cercanía al gol hasta en 3 oportunidades. A ver si nos da más alegrías, porque nos sigue faltando gol. Y gol es lo que necesitamos.

Y el jueves la Copa en San Mamés contra el Barça a partido único. Difícil pero no imposible. Peor sería en su casa o a doble partido. Así que a por el Barcelona y

¡Aúpa Athletic!

¡Enorme corazón, Athletic y a cuartos!

Me resulta imposible empezar de otra manera el comentario: ZORIONAK ATHLETIC!, ¡ESTAMOS EN CUARTOS!

Clasificados (Foto: El Desmarque Bizkaia)

¡Qué derroche de energía, trabajo, tesón, insistencia y fe! Kilos de fe para sacar adelante un partido que se puso imposible en el minuto 1 y para el 7 era un auténtico desastre. Pero… ESTE ES MI EQUIPO, por convicción, por ganas, por insistencia, por su lucha contra viento y marea. Por ser auténticos LEONES, que no se rinden. No puedo hacer otra cosa que aplaudirles. Garitano avisaba que el partido podía ser tan peligroso o más que el del Elche. ¡Madre mía, ni que lo hubiese visto! El árbitro, un amigo, en el minuto 1 dejó claro que, efectivamente, iba a ser así. Un infierno. Fallo defensivo, Iago sale a la desesperada y llega tarde y choca con el delantero del Tenerife en su intento inicial de darle de cabeza, ya que era fuera del área. Expulsión. Para mí severísima porque estaba Núñez un poco por detrás y porque es un choque. Amarilla y adelante. Pero… el árbitro ni duda ni pestañea. Roja. Habla con los del VAR pero no tiene ni la decencia de ir a ver las imágenes.

Sale Ezkieta, debutante, y en esa falta, Williams salta, poniéndose de espaldas, sin ni siquiera mirar al balón, con el brazo pegado al cuerpo. Pero… le da en la mano y penalti. Absurdo pero penalti. Aquí sí consulta al VAR yendo a ver las imágenes. En fin… penalti y gol para el minuto 7. Ya, a partir de ahí todo fue tirar de épica. Aguantar un partido con un jugador menos desde el minuto dos, es un milagro. El desgaste físico fue monumental, además pensando todo el partido que iba a ser un derroche para morir en la orilla. Un morir matando. Pero… la fe mueve montañas… (aunque yo no lo he visto), pero la fe mueve a este Athletic y esto sí que lo he visto.

Williams empata. Nos dura poco la alegría porque nos meten el segundo gol tras error de Yuri. Se sigue luchando y en el segundo tiempo vuelve a llegar al empate, que nos permite llegar a la prórroga. Eso sí, seguíamos con diez. Hasta que en el primer tiempo expulsaron a uno de ellos igualándose así la contienda. Para completar el infortunio, Íñigo Lekue, que estaba completando un partidazo, subiendo y bajando sin descanso, supongo que al final asfixiado, comete un penalti claro en el último minuto de la primera parte de la prórroga. Otra vez por detrás en el marcador. Parecía la definitiva.

Pero se siguió, se siguió, y se siguió luchando,… y se siguió intentándolo, hasta que Yuri metió el gol del empate a tres, a dos minutos del final. Otro milagro consumado y a los penaltis. Eso sí, con un baby en la portería, pero que ya salvó un gol ante un taconazo de Joselu haciéndole un paradón. Momento de Ezkieta que… madre mía… no nos defraudó. Paró uno, paradón, y otro fue al travesaño. El Búfalo de Gernika (¡ qué sangre fría!), ni se inmutó. Metió el definitivo para consumar el milagro definitivo.

ZORIONAK ATHLETIC!!!!!

¡IMPRESIONANTE!

¿Qué hay errores que corregir? Pues claro que sí, pero que no se los voy a echar en cara ahora, también. Ya sé que van a trabajar para solucionarlos. ¡Ah! Y que quede claro que aunque se hubiese perdido al final, de todas formas viendo como fue todo no puedo más que repetir… otra vez…

ZORIONAK ATHLETIC!

Y… ¡A POR LA COPA!… Bueno… aunque primero… ¡A por el Getafe! Y…

¡Aúpa Athletic!

Gran Yuri Berchiche en Sestao

No escribía desde el 23 de diciembre del año pasado, así que permitidme que primero os felicite el año. Un año que espero nos dé una alegría y si es en la Copa, mejor que mejor.

Primer gol de Yuri (Foto: Pablo Viñas)

Garitano parece que quiere lo mismo que yo ya que el sábado ante el Sestao, a pesar de la diferencia de categoría, no dejó ninguna posibilidad a las sorpresas, poniendo en el campo la alineación casi titular. Perfecto, ya que a partido único no te la puedes jugar. Si no que se lo pregunten al Alavés o al Getafe.

Lo mismo debió pensar Yuri Berchiche que desde el minuto uno se puso en modo apisonadora, mientras subía y bajaba la banda sin descanso. Está claro que el rival era el Sestao, pero la exhibición del jugador fue impresionante. Daba la sensación que era la primera oportunidad que le daba el entrenador y se tenía que dejar el alma y todo lo demás en el intento, para no defraudarle. Demostró ser un portento físico, ya que acabó el partido rematando un balón a la red casi desde el área pequeña, en su enésima subida atacando. También hizo la asistencia del primer gol, desmarcándose, viendo que Ibai sacaba rápido una falta, pillando desprevenida a la defensa, y haciendo un pase atrás que Villalibre fusiló a la red. Además, metió el segundo gol de la noche, desmarcándose de nuevo y compenetrándose perfectamente con Íñigo Martínez, que le pasó al hueco, dejándolo solo frente al portero, al que pudo batir, centrando el balón a la red por encima de él. No solo hizo esto en ataque, sino que hizo otro buen montón de subidas… sin descuidar para nada las tareas defensivas, a pesar de que el Sestao tampoco le exigió mucho en estas lides, pero bajar siempre hay que bajar y él desde luego lo hizo. Impresionante. El mismo Yuri al acabar la Liga pasada comentó que no estaba del todo contento ya que no habíamos visto al verdadero jugador que era, y que en otros equipos también le había pasado el rendir más en su segunda temporada. Razón tenía, porque esta temporada está brillando mucho más. Que siga mejorando y el equipo se lo agradecerá doblemente.

Otro jugador al que tengo que destacar en este partido es a Asier Villalibre, el cual consiguió quitarse un enorme peso de encima, por haber podido marcar su primer gol en partido oficial con el Athletic desde que ha vuelto a la primera plantilla. Encima marcó por partida doble. Me alegro muchísimo por él ya que seguramente eso le quitará mucha presión. El delantero siempre vive de goles y si estos no se dan se pone en tela de juicio su trabajo, incluso en este caso, en el que las oportunidades que le ha dado Garitano tampoco han sido tantas. De hecho, la del sábado fue su segunda titularidad en 14 participaciones. Lo demás han sido minutos sueltos. Su otra titularidad fue en la Copa también. No está nada fácil participar en el equipo y encima, en su caso, tiene que competir con Kenan Kodro, que parecía que le había tomado la delantera, en los últimos partidos, ya que fue titular tanto en el Bernabéu como en el Sánchez Pizjuán. Yo les veo a los dos posibilidades. Se mueven muy bien, son rápidos y fuertes y protegen bien el balón, dan opciones de pase a sus compañeros con sus desmarques y ni uno ni otro se lo piensan cuando hay que tirar a puerta. Si tienen minutos van a acabar cuajando. ¡Suerte a los dos!

Y ahora el próximo domingo a por el Celta, con el que tampoco hay que confiarse. De hecho, ya nos la armó en la primera vuelta. En San Mamés no nos puede pasar lo mismo. ¡A por el Celta! Y…

¡Aúpa Athletic!

Gran derbi del Athletic

Así sí Athletic. Así sí.

Raúl en estado puro (Foto: Marca)

Así se juega un derbi. Saliendo a comerte a los rivales a los que no les dejas ni respirar y mucho menos sacar el balón con un poquito de criterio. Asfixiados pasaron los blanquiazules todo el primer tiempo. La Real era un muñeco ante los rojiblancos. Y esto que estoy diciendo se puede ver claramente demostrado en las estadísticas. 10 tiros del Athletic frente a ninguno de la Real. Ahí es nada. La Real parecía una mera comparsa que se tenía que limitar a conseguir un penalti inventado por el árbitro de turno, que pitan facilísimo siempre en nuestra contra, pero que esta vez el VAR echó por tierra. Falta fuera del área. Y seguido otra parada del VAR para ver si es penalti una posible mano de Íñigo Córdoba. ¿Por qué revisan esa jugada y no revisaron la semana pasada la mano en el área del Getafe? Vaya usted a saber.

La Real no hizo más y nosotros sí. dos goles como dos soles. Un Capa en estado de gracia que, de nuevo en un saque de banda, tras una internada, pone un perfecto balón que Iñaki se limita a empujar a la red. Y Raúl García, que no quiere que Aduriz sea el único que hace maravillosos goles, se inventa un tiro medio vaselina desde el borde del área, que es una pasada. Un grande, Raúl es un grande.

Y en el segundo tiempo, aunque los rojiblancos no pudieron mantener el ritmo de la primera parte, no sufrieron tampoco mucho ya que la Real su primer tiro a puerta lo hizo en el minuto 83 y el segundo, en el minuto 97. Nada más. Bueno, entre medio hubo un gol anulado por claro fuera de juego. El Athletic tuvo más oportunidades que la Real también en este segundo tiempo, con otros cinco tiros a puerta. Pena, que alguna de las jugadas no estuviesen bien finalizadas porque les podían haber caído unos cuantos goles más. Pero tampoco hay que pasarse. Un dos a cero está fenomenal. Sobre todo porque leyendo la prensa donostiarra esta semana pasada parecía que el partido lo tenían ganado ellos sin jugar, por la enorme calidad de sus jugadores, que… nuestros jugadores, con un buen partido, no les han dejado demostrar. Calidad que sí hemos visto en Capa, Yuri, Dani y Raúl García, que han estado inmensos los cuatro.

Bien Athletic, muy bien. Y ahora llegamos al parón plenos de moral, que siempre viene bien.

¡Aúpa Athletic!

Mateu,… ¡¡¡jubílate, por favor!!!

Cada vez que escucho que un partido del Athletic va a ser arbitrado por Mateu Lahoz, como diría el gran Forges, se me abren las carnes.

Mateu, protagonista (Foto: Pere Punti)

Las estadísticas que tenemos con este colegiado son aterradoras. En 30 partidos de Liga 20 derrotas, más del 66%, y sólo 6 victorias, el 20%. Un desastre se mire por donde se mire. Y cada año que pasa, aunque parezca imposible, las estadísticas se van empeorando.

Contra el Getafe el sábado, como es normal y era previsible, nos volvió a perjudicar. Son tantos los detalles que es descarado.

Nada más comenzar el partido le sacó una tarjeta amarilla a Capa, que si bien es tarjeta porque es un agarrón, la jugada viene precedida de un agarrón inicial de Cucurella, que por supuesto no pitó. En un par de jugadas dudosas sobre si eran córner o saque de puerta, él no dudó en ningún momento. Como era en el área del Athletic, por supuesto decretó córner. Y la jugada que fue en el área del Getafe, por supuesto designó saque de puerta. Sin dudarlo. Claro, luego ves las repeticiones y, casualidad, son al revés.

Al final del primer tiempo los jugadores del Athletic pidieron penalti por mano. Lahoz, no dudó. Ni siquiera consultó con el VAR. Mateu nunca duda con nosotros. De nuevo, las repeticiones demuestraron que el remate de cabeza de Unai Núñez que va hacia puerta es cortado por el brazo del defensor que está totalmente separado del cuerpo. Si hubiese sido en el área contraria, sin duda, hubiese consultado con la sala de máquinas , y hubiese sido penalti, pero en el área del Getafe no, ¿para qué va a consultar?… déjate… no vaya a tener que pitar penalti a nuestro favor y le salga un sarpullido…

En el segundo tiempo tras un salto Williams queda doliéndose en el suelo, Mateo pasa por al lado de él, le mira, pero no detiene el partido porque el que estaba atacando era el equipo contrario. Cuando se detiene el juego no pasa absolutamente nada. La repetición nos muestra como el jugador azulón, después de saltar, en el aire, mete una coz en las costillas a Iñaki. El VAR no lo revisa, o si lo revisa, le da igual. Os recuerdo que el año pasado en un partido nuestro el VAR revisó una jugada que el árbitro no había visto y sacaron una tarjeta amarilla a Unai Núñez. El sábado tuvo que ser roja, pero, ¡qué va!… no se quiso sacar.

Seguro que se me está olvidando alguna jugada, pero lo dejo ya. Esto es para demostrar que lo de este árbitro con el Athletic no es casualidad. NO. NO ES CASUALIDAD. IMPOSIBLE

Así que, si el año pasado una de las mayores alegrías de toda la liga y para TODOS los aficionados rojiblancos fue la jubilación de Undiano Mallenco (otro árbitro absolutamente nefasto para nuestros intereses), ahora rogamos, todos juntos… por favor, Mateu,… POR FAVOR ¡¡JUBÍLATE YA!!