Debatamos

Sigo la recomendación de María José Canel de mantener vivo el debate sobre la posverdad preguntándome: ¿no es hora ya de que dejen de meternos goles a los periodistas con este término y volvamos a hablar, de una vez, de “mentira”? Porque no conozco a nadie que le haya venido mejor la creación de este nuevo concepto que a Donald Trump o Nigel Farage, que mintieron en sus respectivas campañas para ganar asumiendo las consecuencias de la “posverdad”, que nadie ha definido. Si les señalásemos como mentirosos y tramposos, ¿no cambiaría algo a mejor?

Y hablemos claro

Lo más fácil para mí sería que en esta columna les trajese constantemente la opinión de los tuitstars como Gerardo Tecé, pero reconozco que me gusta complicarme la vida y rebuscar. No obstante, a veces los más seguidos, los más retuiteados, llevan toda la razón y la exponen muy bien. Lo ha hecho el mencionado periodista en Ctxt, donde alerta de que los grandes medios españoles no avisan de que Vox es un partido fascista ni de que PP y Ciudadanos no están muy lejos de los de Abascal. Al contrario, según Tecé, esos mismos grandes medios seguirán haciéndoles el peligrosos juego.

Seamos también precisos

Vox no solo es un partido que basa su política en las mentiras que vierten sobre la inmigración, Catalunya o la alarma social. Vox es un partido que ha presentado un programa económico que no aguanta ni media lectura crítica. En El Blog Salmón lo han expuesto en su crudeza: se trata de una serie de soflamas sin base firme, tales como mantener el estado de bienestar bajando los impuestos o ser liberales recentralizando las transferencias de las Autonomías. Por supuesto, también contemplan la supresión del Concierto vasco y el Convenio navarro, como en Ciudadanos.

Si mezclas ganan ellos

Me ha sorprendido para mal la relación de ideas que tuiteó hace unos días un tuitero tan interesante como Don Mitxel Erreaga. Sugería que, como Santiago Abascal y Ortega Lara habían sido víctimas de ETA, hoy eran los buenos de la película en los medios (supongo). Por medio de algún retuit vi que le respondían con acierto: su condición de víctimas es indiscutible. Lo discutible son sus posiciones políticas actuales. Y lleva razón. De hecho, nadie más contento que ellos, que necesitan la notoriedad, de que sea un tercero el que relacione su ideología con la tragedia de ETA.

Zabalgarbi, desde dentro

Tengo a Josean del Moral por un buen amigo y por un tío crítico con su entorno. Así que tengo dos buenos motivos para leer su blog en el que, por su condición de crítico y porque le conozco, me he encontrado un post especialmente destacado: el de su visita a Zabalgarbi. Un relato meramente descriptivo en el que expone el funcionamiento de la planta de valorización: “Gracias a este sistema, Zabalgarbi produce actualmente un tercio del consumo eléctrico doméstico de Bizkaia”, y pone en valor su existencia, recomendando, a la vez, más sencillez en el acceso de los datos vía web.

“Clamoroso silencio”

20160809_clamoroso

La parodia de Gerardo Tecé, estrella del Twitter de la izquierda más “moderna”, sigue dando guerra, pero esta vez solo manifiesta lo evidente: el silencio sorprendente y “clamoroso” ante el acoso sexual que denunciaron varias chicas que pertenecían al Círculo Joven de Madrid, y que ha terminado con su salida del mismo y la expulsión de cuatro chicos del mismo círculo. Personalmente, echo tanto de menos manifestaciones de repulsa e indignación de los líderes del partido, pero también de las bases que callan ante un hecho objetivamente grave.

Kosovo gana su primera medalla

Que España no te reconozca como nación, realmente, importa bien poco. El pasado fin de semana Kosovo ganó su primera medalla. Lo hizo Majlinda Kelmendi, en judo, un oro olímpico, y a pesar de que España no reconozca a este pequeño estado del centro de Europa. Ya sé que esto último realmente en nada habrá afectado a la preparación de Kelmendi, pero sí a su orgullo de colgarse un oro olímpico pese a que país es despreciado por otros, como hace España.

Y otros también lo lograremos

Estoy seguro de que Euskadi y Catalunya también estrenarán su medallero más pronto que tarde. De momento, TV3 se ha “atrevido” a diferenciar los deportistas catalanes en sus retransmisiones, incluyendo la senyera a la lista de banderas oficiales, y en Twitter se ha levantado marejada. Elijo el tuit de Francisco Sierra, a quien aprecio como tuitero, solo porque le tengo a mano y porque es representativo de un modo de pensar: si no opinas lo que yo eres un ridículo (o algo peor).

Rafa Nadal, presidente

No, no es un tuit de El Mundo Today, es un titular de El Confidencial, uno de los medios digitales de referencia desde hace una década (se dice pronto): “España no tiene Gobierno, pero sí a Nadal para llevar alta su bandera en Río”. Ojo, que si siguen por esta vía y dependiendo del torneo que haga el tenista, igual los periodistas españoles acaban por pedir a Felipe VI que encargue a Rafa Nadal formar un gobierno. Total, según El Confidencial, con su presencia España no necesita mucho más.

¿Notoriedad, hackeo, idiocia?

Rubén Sánchez, portavoz de Facua, la federación de consumidores y usuarios, tuvo un domingo movido en Twitter: muchos pensábamos que le habían hackeado la cuenta cuando anunció que tenía tres community managers a los que no pagaba y que, al parecer, se habían revelado. Unos pocos se creyeron (o quisieron creerse) lo de los tres CM, y al final, el propio Sánchez aseguró que nos había gastado una broma. ¿Qué buscaba llegar a los 100.000 seguidores (pocos le faltan)? Invita a pensar en que es verosímil lo de los tres “communities”.

“Recibe”, dicen

20160804_recibe

Bueno, pues ya tienen nuevo enemigo: los vascos. Con el “procés” catalán en vía de amortización (unos y otros lo saben), los vascos volvemos a recuperar protagonismo en España, de la mano de unos partidos (PP y PSOE) que asumen ser relegados a poco menos que residuales en el Parlamento Vasco. Así que, leña al mono, y si hay que retorcer la verdad, se hace. Lo que sea para que parezca que los vascos, que recaudamos nuestros impuestos, somos unos niños mimados y caprichosos.

Echenique se investigará a sí mismo

Estamos salvados: Pablo Echenique nos va a hacer un favor y se va a investigar a sí mismo para ver si es delito lo que él mismo reconoció como tal cuando se supo que había pagado en negro a un trabajador. Seguro que Echenique parte para su autoinvestigación de su propio post en Facebook, en el que aseguraba que este empleado trabajaba para él las horas justas para evitar una sanción. ¡Qué casualidad! El de Podemos sublima lo de tomarnos por tontos.

Esperamos a “la guerrilla” en Euskadi

Como es habitual, la pieza de OK Diario es amarilla: los 300.000 € al año que se gasta Podemos en su acción on-line no son todos para trollear: mantener las cuentas de sus principales líderes, las de la marca, y observar las novedades también requieren un montón de horas. Pero sí podemos esperar que trasladen su acción (la normal y la de “guerrilla”, para atacar a los rivales) a Euskadi, sobre todo después de saber que Nagua Alba es una de las responsables en la campaña de la inversión en redes sociales.

Un fake menos

Ayer les hablaba de un “fake” o cuenta falsa en Twitter, la que denunciaba el periodista Gerardo Tecé. Como reconocía ayer, por lo general no me gustan este tipo de trampas, pero en este caso, porque hacía frente a la posición progre dominante en Twitter, me importaba menos. Ayer mismo descubrí que la cuenta había sido suspendida, finalmente, por el soporte. Si sirve como garantía de que otros fakes con la misma función también caerán, me parece bien.

No me salen las cuentas…

Reconozco que tengo el tuit guardado desde la semana pasada y que he tenido que reunir fuerzas para traerlo a la columna: Jürgen Klinsmann cumplió 52 años el pasado 30 de julio. Lo primero, zorionak, claro. Lo segundo: ¿cómo puede ser tan mayor? ¿Cómo puedo ser yo tan mayor que tengo recuerdos “recientes” (o eso me parece) de un jugador sobre el césped, marcando goles, que ya tiene más de 50 años? Cosas del verano y de la vida, y de no encontrar la gracia a los pokemons esos con los que juegan los chavales.

“Todos menos yo tenéis la culpa”

20160803_todos

La frase no es mía, es de uno de los guionistas de Los Simpson, que la puso en boca del cabeza de familia, Homer. Pero no he podido evitar que me viniera a la cabeza mientras leía la noticia en El Confidencial de que “las elecciones vascas y gallegas hacen casi imposible la eventual abstención del PSOE”. Por un lado, lo entiendo: presentarse como la muleta del PP es una faena. Por otro, parece que la responsabilidad de la gobernabilidad de España es de todos menos del PSOE, que es el único que tiene la llave.

Echenique: castaño oscuro pasadito…

Pablo Echenique la ha cagado, no tanto por contratar ilegalmente a alguien, pero sí por la superioridad moral que exhibía mientras lo hacía, y que exhibe mientras da explicaciones, al parecer, llenas de verdades a medias. Primero, esa exposición en Facebook de horas, calculada para que se ajustaran a cierta legalidad, y ese reconocimiento de que él dona su sueldo (público) a Podemos por lo que todos deberíamos pagarle ayudas a la dependencia. Después, que no explicitó que no hubiera pagado en negro también en 2012 a su asistente. Y la final, que no hay dinero público comprometido.

Gabriel Rufián sigue dándonos alegrías

Por lo menos en Twitter, hay un diputado que tiene una actividad intensísima: Gabriel Rufián, de ERC. Su cuenta en esta red social, donde ya tiene más de 69.200 seguidores, es una gran colección de ideas asociadas estupendas y de respuestas sin pelos en la lengua a políticos, sobre todo, catalanes y antiindependentistas. Vista desde Euskadi, permite ir colocando en su sitio a cada uno de los actores del teatro político catalán, siempre desde el punto de vista de Rufián, claro, que por lo menos es bastante socarrón.

Cuando se cambian las tornas

No me gustan los “fakes” o cuentas falsas en Twitter. No suelen tener gracia, por lo general, y se benefician del trabajo ajeno, algo muy habitual en Internet pero siempre doloroso. No obstante, no puedo negar que el fake del que se queja Gerardo Tecé tiene su gracia ni de que me alegro de que este personaje muerda un poco el polvo, semioculto, lucido la mayor parte de ocasiones y capcioso casi siempre en función de sus legítimos intereses. Quienes escribimos también tenemos que “leer”.

El “Star Wars vasco”

Es agostos y en Twitter hay menos temas, así que los usuarios de esta red social han tirado de imaginación y chistes (además del comentario político habitual sobre la inacción de Rajoy) para sobrellevar la falta de actividad y el parón de algunos usuarios, ocupados ahora en el mundo off-line. Así nació el “Star Wars andaluz”, es decir, chistes sobre cómo sería esta película si fuera andaluza. De ahí, derivaciones a Madrid, La Rioja… Y Euskadi, que ha sido, sin duda, la más divertida después de la original. Sigan el hashtag y disfruten del verano tuitero.

Y Mariano habló de fútbol

20160520_mariano

Que todo el mundo deje lo que esté haciendo ahora mismo y mire hacia aquí, hacia el tuit de Mariano Rajoy sobre la actualidad más destacada: la futbolística. Y que aprecie el toque, el matiz, la calidez y calidad humana del presidente del gobierno español y el PP, que es capaz de hacer un chiste con su nombre… Y con el fútbol. Ahí está el líder único del PP que se ha cargado a todos sus rivales, desde Aznar hasta Feijoo, hablando de lo que de verdad le importa: lo que publica el Marca.

¿Quién convierte el fútbol en política?

Yo creo que esta vez la pregunta y la respuesta no pueden ser más claras y sencillas: si un político toma una decisión sobre una bandera en un evento deportivo, ¿no es evidente que quien politiza el uso de la bandera y el evento es el propio político? Pues que se lo expliquen a Concepción Dancausa y a quienes la defienden. El periodista Gerado Tecé apostillaba en Twitter: “Seguro que prohibir las esteladas será una buena estrategia para que se les quiten las ganas de independizarse”.

A IU también se le está yendo de las manos

En IU hacen un uso muy interesante de Twitter: tuitean para la comunidad y acoplan el mensaje general a una serie de acciones e incluso chistes que, prácticamente, solo cogen los muy tuiteros. Pero creo que empieza a írsele de las manos: paso bastante tiempo en Twitter y tuve que buscar qué significa “fandom” y “shippeo”. Pese a la tontería, o precisamente porque es una tontería, el tuit ha logrado 14.000 interacciones y más de mil retuits. ¿Y esto cuánto es en votos? Veremos, pero no suele haber correlación positiva.

No importa el nombre, importa la acción

No me importa en absoluto que Manolo Monereo vaya de cabeza de lista por Córdoba de la coalición Unidos Podemos, ni que éste sea considerado uno de los padres políticos e impulsores de la carrera de Pablo Iglesias. Tampoco me importa ni tiene que hacerlo que la decisión haya sido del propio Iglesias. Sí me importa que nos tome por tontos y siga haciéndonos creer que en Podemos mandan los círculos o “la gente”, porque manda quien mandan y al más puro estilo Albert Rivera.

Mújica también lo dice

Celebro que hasta Pablo Echenique haya puesto cierta cordura y haya criticado a Nicolás Maduro. El heredero de Chávez solo es una copia muy mala del militar y ha gobernado Venezuela como un mono con dos pistolas. Hasta José Mujica, ex presidente uruguayo y referente de la izquierda contemporánea ha exclamado: “Maduro está loco como una cabra”. Lo que me sorprende es que haya quien trague con su propaganda y le defienda pese a las evidencias.