El PNV tiene derecho a negociar

Es así de simple: la política es el arte de hacer posible lo difícil. Es de hablar entre diferentes para encontrar los espacios comunes. La política no va de bloquear, ni de cuanto peor, mejor, ni de hacer memes o tuits ingeniosos para cerrar los temas, aunque muchos lo crean. El PNV tiene derecho a negociar con el PP si quiere. Y los catalanes a hacer su camino que pasa, nadie lo olvide, por negociar con Rajoy. Y con una campaña española lanzada eso es imposible por mucho arte que tengan todos.

Cifuentes saca la metralleta

Muchos pensamos que la filtración del falso máster (según todas las pruebas) de Cifuentes venía del propio PP de Madrid. De pronto, apareció un miembro de la universidad afiliado al PSOE y todo cambió. Pero en El Español aseguran que la presidenta va a “morir matando”, como con su denuncia contra las irregularidades de su predecesora, Esperanza Aguirre, y que “el PP se echa las manos a la cabeza”. “Esto va a ser la guerra” se lamentan, según el digital de Pedro J. Ramírez.

Y en Podemos no la guardan

No salimos de El Español. No hace falta porque los de Pedro J. Ramírez han contrapuesto la información anterior con la que voy a trasladarles ahora: Podemos ha escenificado un aparente acuerdo entre Errejón (apartado en Madrid), Iglesias (el que le amenazó: “Ni media tontería”) y Espinar (el que le quería colar un equipo entero y le ha colado medio) para quitarse de en medio a Bescansa (que sigue intentando hacer frente a Iglesias), y pretenden que nos cuele todo.

Y en el PSOE no saben qué hacer

No suelo estar de acuerdo con Joaquín Leguina pero esta vez, sí: no creo que el PSOE necesite a Manuela Carmena, y con el “no” de esta a los de Pedro Sánchez acaban de darse un tiro en el pie. Porque esa negativa pone en entredicho al que sea al líder de la oposición actual y al candidato que, como sugiere Leguina, nada tendría que envidiar a Carmena salvo el maketing de Podemos. Y esa es la situación en Madrid: con un PP debilitado, Podemos y PSOE no son capaces de sacar cabeza.

Guerra de instagramers

¿Es intrusismo el que hacen los “influencers” en Instagram? Sinceramente, no lo creo. No son agencias de publicidad aunque la venden, no son modelos aunque usan sus cuerpos, ni son fotógrafos aunque sacan y, sobre todo, salen en fotos. Pero, sí: hablan de publi y marketing, sí, posan y hacen campañas y, sí, hasta se meten a dar cursos de fotografía. Solo es un tipo de prescriptor y, si me apuran, una nueva profesión que consiste en vender todo lo que puedas mientras dure.

Veremos

El autor, Koldobika Jauregi, asegura que su polémica escultura ha sido retirada de la ubicación inicial de Baiona para asegurarla al suelo, dadas sus dimensiones. Pero veremos dónde acaba instalada una obra que es un monumento, sí, pero a un error: al de creer que en Iparralde son más sensibles porque ponen a ETA en el centro de la pacificación cuando, en realidad, lo fue del terrorismo (aun teniendo en cuenta al GAL). De aquel hacha no crece nada salvo muerte y tristeza.

Los másteres ahora desaparecen

Hubo un tiempo en el que las titulaciones superiores florecían en los currículums de los políticos. Sin embargo, aquella larga primavera ha cedido ante un abrupto otoño en el que se caen las hojas de los títulos académicos: “El diputado navarro de UPN-PP en el Congreso de los Diputados, Carlos Salvador, ha ‘perdido’ un máster entre la X legislatura (2011-2016) y XI legislatura (la actual)”, leemos en la edición navarra de Orain. Cifuentes ha puesto a remojar muchas barbas.

Y los chistes aparecen

No podía ser de otra manera: lo de Cifuentes, lo de Casado, lo de Salvador… Puede ser una fuente de buenos chistes si no perdemos la vista la gravedad de algunos asuntos particulares (el de la presidenta de la Comunidad de Madrid es especialmente grave) y del general. Así que hacen bien usuarios acostumbrados a satirizar la realidad a golpe de tuit en encontrar la bis cómica al falso título de Harvard del mismo Pablo Casado que posaba con la silueta de cartón de Obama.

No es el día de la coherencia, no

Iker Morán, periodista especializado en el sector fotográfico, tuiteaba: “Sí, hoy es el día que los mismos medios que han despedido a (casi) todos sus fotógrafos se ponen intensitos hablando de fotoperiodismo y de World Press Photo”, poco después de conocerse el nuevo ganador. Y no le falta razón: son muchos los medios que han prescindido de los fotógrafos, o de sus nóminas, e incluso algunos han hecho alarde de este equivocado abaratamiento del producto periodístico.

Necesitamos más como Lombán

Cuando vi que “David Lombán se une a Common Goal y dedicará el 1% de su sueldo a causas sociales” me alegré, pero me sorprendí cuando leí a continuación que “es el primer jugador de La Liga en unirse a la iniciativa”. Ya en la noticia podemos leer que solo “son 46 los y las futbolistas y managers que se han unido al movimiento”. No tienen ninguna obligación, lo sé, y hay muchas maneras de ayudar, pero pocas tan sencillas como la de saber que eres un privilegiado y adquirir un compromiso.

Anna Gabriel se queda (en Suiza)

Se confirma lo que parecía: Anna Gabriel ha elegido Suiza para librarse de un juicio y posible cárcel en España. ¿Por qué alguien que se declara antisistema acaba en Suiza, que huele a ambientador de banco? Porque cree que este país se negará a la extradición. Dice que allí retomará su carrera académica. No se rían: igual las universidades suizas estaban rifándosela ayer mismo y nosotros no lo sabíamos, como no sabemos entender que esto visibilizará el conflicto catalán.

Pero la sinvergüenza está en Madrid

No me cabe duda de que Anna Gabriel le echará morro en las explicaciones por su huida y en su búsqueda de trabajo. Pero la sinvergüenza mayor del reino ayer estaba en Madrid: Esperanza Aguirre aseguraba que ni siquiera vio una cuenta en el tiempo que fue presidenta del PP de Madrid, para librarse de cualquier responsabilidad, y que si no denuncia a Francisco Granados es porque no tiene dinero. Y espera que nos lo creamos. Lo peor es que Aguirre tiene pinta de que se ríe cuando no la vemos.

Debería estar regulado

No está justificado de ningún modo el sueldo de Luis de Guindos en el BCE. De ninguno. Y no soy un desinformado o un desinformador de esos que hacen fortuna en Twitter: sé que el dinero atrae a los profesionales más cualificados y que evita tentaciones que en los puestos en los que se toman decisiones. Pero es evidente que el de De Guindos es un puesto político y, como tal, su sueldo debería regirse por unas proporcionalidades políticas. Los 915 euros al día que va a cobrar caen como un insulto.

Twitter para esto, sí

Por supuesto que creo lo que tuitea Iker Morán. Para empezar, porque no es el único: Pepe Colubi, por decir solo un nombre, también ha dejado claro a su manera (tirando de ironía) que no ha tenido ningún problema en Catalunya por vivir en español. Morán es más directo: “Que no te engañen los de extremo centro buscando votos y más conflicto: en Catalunya no existe ningún problema lingüístico. Ni en la calle ni en los colegios. Si alguien te dice lo contrario, que no te quepa duda: miente. Y te lo dice alguien que lleva 15 años viviendo y trabajando aquí, y jamás ha tenido un puto problema con el idioma”.

Los que nos dan lecciones

Twitter es cada vez menos útil (y sin embargo, aquí me tienen, recurriendo a esta web para escribir la columna): la gente joven no se incorpora a la herramienta que, además, se ha llenado de ruido. Pero sigue dándose un fenómeno curioso: lo que pasa en Twitter adquiere un rango de hito global que, sin embargo, es falso. Por ejemplo, la comunicación on-line de IU (que ayer se pasó el día poniendo vídeos de gatitos) no tiene nada de modélica aunque se empeñen en lo contrario.

Mejor muertos que informados

Lo que ha escrito Cecilia Guzmán en El Plural me parece de lo más deplorable que he leído después del atentado yihadista en Barcelona (pero sigue ganando la nauseabunda columna de Arcadi Espada). Guzmán viene a decir que la presencia de la Ertzaintza en la Europol es una indebida cesión de la soberanía nacional, y que la ausencia de los Mossos, pese a que ello conlleva la ausencia de información que ha costado vidas, es el modo correcto de actuar de España.

El “modelo” brasileño

Brasil puede ser la marca que más marketing a favor ha desplegado en lo que llevamos de siglo: desde su crecimiento económico basado en una economía progresista al idílico país que había que visitar más allá del mundial de fútbol. Pese al dineral y la colaboración internacional, la corrupción y la violencia emergieron irremediablemente. Ahora sumamos las agresiones contra las mujeres: se disparan las violaciones múltiples mientras reconocen que siguen ocultos muchos más casos.

La luz volverá a subir

No es una noticia a estas alturas que se prevea que la luz vaya a subir. Y el motivo, del mismo modo, ya ha dejado de importar porque cualquiera vale para encarecer la factura. En cualquier caso, según Vozpópuli esta vez será por la sequía. Ante la ausencia de noticia e interés por el desencadenante, me limito a hacer una reflexión en voz alta sobre lo “pardillos” que debemos parecer a los dueños de las eléctricas, de algunas entidades bancarias o empresas tecnológicas.

Nuestro trabajo es comunicar el horror

No me ha quedado otro remedio que leer varias opiniones sobre la conveniencia o no de mostrar el horror (sangre, muertos, vísceras) después del atentado en Barcelona, y he llegado a una conclusión: para mí no hay debate. Nuestro trabajo, como recuerda Iker Morán en Photolari, es retratar y comunicar el horror. Sacar las fotos, verlas, seleccionarlas, editarlas y colocarlas en portada. Sí, en portada. Para buscar una reacción, la sensibilización y recordar que así es la realidad.

Cuando todo te da igual

Igual cuando lean esta columna Leo Messi ya no es jugador del FC Barcelona y Mansour bin Zayed ha pagado la cláusula de rescisión para llevárselo al Manchester City. Todo es posible en un fútbol moderno en el que los valores son ahora las valoraciones de jugadores, plantillas y clubes. Si Messi tuviera cierta garra y aprecio real por el club catalán no habría publicado en Instagram una foto sonriente junto al traidor Neymar y Suárez con el mensaje “volvió”. Sí, pero de visita.

“Endiablado” PSOE

20170409_endiablado

El PSOE siempre ha sido un partido cainita, pero en estas primarias pueden batir todos sus récords. La grabación a Miguel Ángel Heredia, del equipo de Susana Díaz, convenientemente difundida, es muy significativa. Primero, porque quien la grabó sabía que iba a decir algo “aprovechable” para atacarle. Después, porque cumplió: llamó “hijaputa” a una compañera diputada y calificó como “endiablado” al grupo en el Congreso por las constantes fricciones que aparecen.

¿Por qué es tan difícil?

Me sorprende leer los extractos que en la Revista Panenka han sacado de la entrevista a Thomas Hitzlsperger en 11 Freunde, en la que el alemán, internacional con su país y que ha jugado también en Inglaterra e Italia al máximo nivel, hablaba de cómo afrontó el momento en el que decidió hacer público que es homosexual. Tuvo que esperar a colgar las botas y, por suerte, recibió un montón de mensajes de apoyo. Sin embargo, reconoce que el resultado habría sido diferente si lo hubiese hecho en activo. ¿Por qué?

La gran mentira de Internet

Para los del sector es un chiste recurrente: la gran mentira de Internet es “yo acepto”, el botón que todos apretamos cuando nos preguntan si hemos leído y damos por buenos los términos y condiciones de uso de un servicio, aplicación o red social. Lo cierto es que nadie los lee, y la prueba es que para hacerlo completamente en el caso de Amazon hacen falta, por lo menos, nueve horas. El récord de hecho, acaba de establecerse en ocho horas y 59 minutos. Y nosotros aceptamos en un par de segundos.

Contra el “Mrwonderfulismo” fotográfico

Robo a Iker Morán el titular de su columna, y no le robo el texto entero porque no puedo, pero coincido plenamente con él cuando critica la corriente positiva que se ha instalado también en el mundo de la fotografía, y cuyo máximo exponente es Mr. Wonderful, esa empresa de merchandising con fotos optimistas cuyo éxito, por supuesto, celebro. Pero no es extensible ese “buen rollo” a la foto, ni siquiera a Instagram. Las buenas fotos, como recuerda Morán, son no se consiguen solo con proponérselo.

Sobre el “nesting” y el descanso

Sigo con otro de mis periodistas digitales favoritos: Javi Sánchez ha desmontado en la web de GQ el “nesting”, pero no tanto lo que es (según el propio Sánchez, el tradicional “sofá y mantita”), sino la manía de poner a todo un nombre. El “nesting”, por cierto, es quedarse en casa todo el fin de semana, sin salir, y el autor del texto lo resume así: “¿Puedes, exterior de mi casa, ofrecerme algo mejor de lo que me espera en ella?”. Dicho esto, soy de los que piensa que el descanso no está suficientemente valorado.