A lomos de Ander Capa

Ya sé que el fútbol es fútbol, pero si llegamos a perder ayer hubiese sido como para creer en brujas.

Aitor Fernández porterazo (Foto: El País)

Seguramente ayer presenciamos el mejor partido de los rojiblancos de esta temporada. Por juego, por intensidad, por presión, por oportunidades,… el Athletic hizo lo que no suele hacer mucho, combinó y creó con fluidez. El primer tiempo fue entretenidísimo con un montón de oportunidades y tiros a puerta, que tuvieron la mala suerte de encontrarse con un ex del Athletic, el portero Aitor Fernández, que sacó todas las manos habidas y por haber para amargarnos el mediodía. A Muniain, a Unai López, a Raúl García,… a Córdoba,… todo tipo de oportunidades, que hacen difícil de entender que al llegar al descanso el partido fuese con el resultado de 0 a 1. De hecho, el Levante se acercó a puerta solo una vez, en el minuto 44. Suficiente para hacernos un gol, gracias a un fallo de Íñigo Córdoba que fue incapaz de molestar en su salto al contrario, facilitándole el dejar el balón a un compañero casi casi para que empujara. Ver para creer. Podría decir que la falta de gol que tienen nuestros chicos es increíble. Pero en este caso casi prefiero darle más mérito a Aitor, que demerito a nuestros jugadores. Partidazo del portero.

En el segundo tiempo el Athletic siguió de arrebato. Hasta que en el 57 una jugada de enorme fe y fuerza de Capa, le hizo llegar a un balón que parecía que salía, llegar hasta la línea de fondo y pasar el balón sobrepasando a Aitor, para que Muniain también muy rápido consiguiese adelantarse al defensa que se queda mirando. Gol de cabeza. Empate. Pero tal como estaba jugando el equipo nadie se conformaba con ese resultado. Hubo otra de Capa que despeja Aitor, ¡qué pesadilla! Y por fin, Ander de nuevo pilla un balón al borde del área que fusila. Golazo para hacer justicia a lo que se había visto en el campo. Un Athletic inspirado y combinativo que creaba muchas ocasiones de gol. Mientras el Levante no metía ningún miedo. Poco peligro, poca profundidad y pocas ocasiones (solo otra en el segundo tiempo). Lo increíble es que se hubiesen llevado algo positivo pero… el fútbol es fútbol y a veces te vas con cara de tonto a casa. Menos mal que no fue el caso y seguramente todo ello gracias a Capa uno de los mayores artífices ayer del resultado positivo. También podemos destacar a Muniain que volvió a jugar en la posición que más le gusta y en la que más rinde y ya van unos cuantos partidos seguidos. Parece que el míster se ha dado cuenta que Williams, Raúl García e Iker se pueden intercambiar las posiciones, para mejorar el juego del equipo. Y así volvemos a la media inglesa del principio de Liga que tantos puntos nos dio. Triunfo que nos lleva al parón de la Liga, en la sexta posición de la tabla. Bien

Por cierto, alegría también por ver a Villalibre aunque solo hayan sido 5 minutos. Por algo se empieza.

Y dentro de 15 días a Pamplona, a intentar romper esa racha positiva terrorífica del Osasuna en su estadio. Más de un año sin perder.

¡Aúpa Athletic!

¡Qué fácil pierde el Athletic dos puntos!

Podría empezar hablando de la Asamblea de compromisarios de ayer pero necesito tiempo para digerir tanta chapuza. Así que paso a comentar el partido, aunque tampoco me muero de ilusión por hacerlo.

Yeray desafortunado ayer (Foto: EFE)

Es increíble lo poco que tiene que hacer el equipo contrario para llevarse dos puntos de San Mamés. Hemos pasado de ser una defensa súper solvente a cometer errores de bulto que ayer hicieron otra vez que el Valladolid se llevase algo positivo. En el primer tiempo el fallo clamoroso es de Yeray y gracias a que Unai está muy fino y logró salvar el uno contra uno, porque si no hubiésemos tenido que jugar con el marcador en contra.

A parte de ese fallo, el primer tiempo fue de claro dominio nuestro pero no conseguimos rematar las jugadas. De cara a puerta no estamos finos y lo que se crea, que tampoco es mucho, no se materializa. De hecho el gol nuestro… de Williams cuenta con un mucho de fortuna porque el tiro iba abajo, precisamente donde estaba el portero, y gracias a que el balón toca en el pie del defensa y se eleva pasando por encima del portero. Ģol que no sé muy bien por qué, hace que nuestros jugadores reculen un poco en el segundo tiempo dándole campo al Valladolid para que empiecen a dominar el encuentro. Hasta que llega otro fallo de Yeray y de ahí, en el pase al área, entre Unai e Íñigo Martínez el balón acaba en gol. Un horror que no se soluciona después por incapacidad. Sí hay empuje, pero… ideas pocas o ninguna.

Muniain tira una vez a puerta pero sin fruto, sobre todo por la buena parada de Masip. Pero me pregunto… ¿en un contrataque de 3 contra 1… la mejor opción es tirar a puerta? Francamente, perdonad que lo dude. Nada más.

¿Los cambios? No me han gustado ¿Quitar a Córdoba (muy flojo todo el partido) para sacar a Beñat poniendo a Unai Lopez en banda? Buf… la banda un coladero. Desorganización total. ¿Quitar a Raúl? Me parece uno de los pocos que te puede hacer un gol de la nada. ¿Para sacar a Larra? No sé.. No lo veo. Ya sé que no lo va a hacer Garitano, pero me encantaría ver a Ganea de interior izquierdo. Córdoba no está teniendo mucho éxito… pues ¡pruébale! ¿Qué se pierde? No lo entiendo.

Y la semana que viene contra el Atlético de Madrid ante los que mucho tendremos que cambiar para conseguir algo. ¡ A por los colchoneros! Y…

¡Aúpa Athletic!

Valladolid también desperdiciado por el Athletic

El partido de ayer en Valladolid empezó a las 18:30 de la tarde, pero el Athletic no comenzó a jugar hasta las 19:00.

Golazo pero sin oposición (Foto: EFE)

Algo que para cualquier aficionado del Athletic tiene muy difícil explicación, y si no que se lo pregunten a los 2.000 valientes que ayer se trasladaron a ver a los rojiblancos en vivo. Bueno… vivos vivos no es que estuvieran en ese inicio de partido, en el que los pucelanos nos pudieron hacer un roto, más grande que el que vimos. Gol a favor en el minuto 20, aunque podía haber sido bastante antes. El gol, por cierto, lo mete Waldo, un jugador que hasta ahora no había marcado nunca. ¡Cómo nos gusta dar este tipo de alegrías! El jugador coge el balón en su campo y recorre todo el resto, tranquilamente, sin que nadie del Athletic le salga al paso. Todos reculando a la vez que él, mirándole, pero sin entrarle, llega al borde del área y con San José dándole todo el espacio del mundo, chuta sin oposición. Increíble.

Un centro del campo, que por cierto, estuvo missing durante todos los primeros minutos. San José intento hacer unos cuantos pases largos que, por supuesto, no llegaron a nadie. Córdoba y Muniain tampoco estaban. De Dani García pocas más noticias había. 30 minutos terribles en los que el Valladolid nos dio un auténtico baile. Recuerdo, por si a alguien se le ha olvidado, que el Valladolid estaba en puestos de descenso.

La pregunta es sí plantándonos así en un partido que es vital para acceder a la quinta o a la sexta plaza, pretendemos de verdad conseguir algo positivo… Lo dudo. Conclusión: otra nueva oportunidad desperdiciada. Das alas a un equipo que está prácticamente muerto y para cuando reaccionas ya no lo consigues.

En el segundo tiempo el Athletic fue mejor, en principio y seguro, por la presencia de Raúl García que no jugó de inicio, algo que es también inexplicable. Y también por la presencia los últimos 20 minutos de Ibai que sustituyó a un Muniain muy desacertado. Ibai en ese tiempo que estuvo puso por lo menos 4 balones que podían haber sido gol. Pero no se acertó con los remates, y el palo y Masip también lo impidieron. Pero… no se puede empezar a ir a por la victoria en el segundo tiempo. Tarde.

Es para tirarse de los pelos porque podríamos estar ahora a dos puntos del Sevilla. Pero… nada… a seguir soñando. Lo increíble es que seguimos teniendo opciones… se ve que el resto tampoco está para echar cohetes. Pero si conseguimos el billete para Europa, bueno y aunque no lo consigamos, ya podemos remodelar ese centro del campo porque… madre mía… ¡qué desastre! ¿No tienen cabida Nokaskoain e Unai López en él? Me extraña pero… se ve que Gaizka no lo ve. Piénsatelo Gaizka, aunque sea que jueguen los dos últimos partidos… seguro que lo hacen mejor.

Contra el Celta no se puede fallar. ¡A por el Celta¡ y…

¡Aúpa Athletic!

Ibai y Ganea, la cara y la cruz del fútbol

Hoy a las 9 de la mañana se presenta en la sala de prensa Jose Iragorri a Ibai Gómez. ¡Cómo si necesitase presentación!

Ibai ayer en La Catedral (Foto: Borja Guerrero)
Es una de las primeras decisiones deportivas de la nueva directiva, con Elizegi a la cabeza. Vuelve a casa por año nuevo, y aunque el próximo junio lo podíamos traer gratis, tal y como está el equipo, es un acierto incorporarlo ahora. Tenemos una carencia grande de calidad en los centros al área, sean en balón parado o en movimiento y sabemos que Ibai va a aportar mucho. Ayer Susaeta puso una asistencia de córner pero… algo habitual antes, ahora es una rareza. A ver si con Ibai se mejora la estadística, que este año es lamentable. Así mismo, el de Santutxu nos puede aportar tiro a puerta. Tiene potencia y colocación, y descaro y atrevimiento para hacerlo, que da la sensación que en el Athletic, salvo a 3 ó 4 jugadores, les da miedo… quizá porque cuando lo hacen lo hacen bastante mal…
Ibai, ayer, que se anunció oficialmente la noticia, se despidió del Alavés y su afición, con un vídeo precioso que dura 2 minutos 20 segundos y os recomiendo que veais. A mí me emocina verlo. Está lleno de sentimiento y ya me gustaría que algunos que se fueron de nuestro Athletic hubiesen hecho algo parecido. No digo ya un vídeo, sino aunque fuese un par de líneas de despedida. Pero supongo que es mucho pedir. Eso sí, agradecida porque Ibai lo haya hecho y sobre todo, porque acabe la grabación diciendo: «Hoy me toca volver a casa» Ante lo que sólo puedo decir: ¡bienvenido, de corazón! Y espero que tengas toda la suerte que te faltó en tu primera etapa aquí. Sobre todo, que te respeten las lesiones y que puedas desarrollar el mismo fútbol que con el Alavés. Calidad, tienes de sobra.
Si Ibai es la cara del fútbol, por hacer lo que le gusta, mejorando su contrato y pudiendo volver a su casa, Ganea es la cruz. Cruz porque no ha podido demostrar nada. Ha estado un poco más de 6 meses pero sólo ha jugado 50 minutos, que por cierto, no lo hizo nada mal. Jugó fácil, sin perder el balón, y encima hizo algún pase de calidad, dejando a un par de compañeros en buena disposición para meter gol. Pero… a Berizzo no le gustó y a Gaizka tampoco. Así que se tiene que ir fuera a tener minutos. Ha sido cedido al Numancia de Segunda División y seguro que él está contento, porque podrá volver a jugar. Ojalá tenga también toda la suerte del mundo y si demuestra algo, aquí le esperamos. Yo, desde luego, me quedo con ganas de verlo más.
También se habla de la cesión de Unai López (al que también me gustaría ver más), al Rayo. Error porque tampoco ha tenido minutos para poder demostrar nada. ¿No podía haber jugado ayer? (Para lo que hicimos… ) Y encima… ¿lo cedemos a un rival para reforzarlo?… Imagino que él antes de no jugar nada, querrá irse, pero… no sé. Espero que sea bulo.
Y si esto me parece mal… ni os cuento lo que se dice de Remiro al Huesca. ¿Sin renovarlo? Supongo que será una broma. ¿Para reforzar a otro rival? Si es después de renovarlo todavía me lo puedo plantear, no me gusta mucho pero por lo menos, sería favor mutuo. El jugador sería nuestro todavia y el Athletic le deja que no se pase la temporada sin jugar… porque en Huesca jugaría. Pero ¿sin renovar?… NI HABLAR. En fin… de locos. También espero que sea bulo.
Para acabar repito, bienvenido Ibai, agur Cristian, y muchísima suerte a ambos.

¿Hizo bien Berizzo rectificando?

El sábado en el partido del Athletic contra el Valencia en la Catedral asistimos a un cambio de timón en la dirección del equipo por parte de nuestro entrenador.

Protagonista por el cambio de rumbo (Foto: EFE)
Algunos le han criticado fuertemente por ello, cuando a mí la lógica me dice que es lo que tenía que hacer, ya que todo lo anterior no le había dado resultado.
Cuando llegó el Toto al Athletic, allá por mayo, comentó que quería hacer del equipo un grupo protagonista que quisiese el balón y el buen juego, basándose sobre todo en la combinación, pero teniendo como meta el ataque.
De las intenciones a los hechos va un trecho y el bueno de Berizzo todavía no ha encontrado el camino, más bien se ha dado con el muro de la realidad. Estos jugadores rojiblancos quizá no son los ideales para hacer lo que él pretendía. Los dos últimos partidos contra el Eibar y contra el Rayo Vallecano así lo han vuelto a demostrar. Sobre estos encuentros no escribí ya que mis comentarios se centraron en la Asamblea de compromisarios. Pero casi mejor, porque fueron tan horrorosos que yo creo que han sido la razón por la cual el entrenador le ha dado la vuelta a su concepción del fútbol para el Athletic, por lo menos hasta que encuentre una solución para la sangría que estábamos sufriendo.
Me parece perfecto. El equipo defensivamente era un coladero. El tiki taka se estrellaba continuamente en los pases erróneos o en las pérdidas absurdas. Si en Eibar no perdimos fue porque los milagros existen. En Vallecas fue por la vergüenza torera de Raúl García, que con su trabajo e intensidad, contagiò a todos en el segundo tiempo. Vistos los goles encajados, los resultados, y los jugadores que tenemos el sábado Berizzo pensaría en proteger o fortalezar al equipo desde el centro del campo, al que dotó de muchísimo músculo. San José y Mikel Rico junto a Dani García. Bien. Pierdes creación pero de momento ya se consiguió que el Athletic acabase el partido sin encajar un gol, algo que no ocurría en toda la temporada. Es un paso. Yo le agradezco el cambio al entrenador. Si su idea inicial no prospera, habrá que probar otras cosas, sobre todo en esta situación de premuras clasificatorias. Hubiera sido mejor sacar lo 3 puntos contra los valencianos, pero había un equipo delante que quería lo mismo que tú, ganar el partido. En este caso el Valencia, con Marcelino al mando, y con sus necesidades apremiantes también. Otro rey del empate y con pocos puntos en el casillero, como nosotros. Un buen equipo con buenos jugadores ante los que si tienes perdidas absurdas te pueden hacer un lío. El blindaje del centro del campo hizo que los ches no estuviesen cómodos en todo el partido. Nosotros no hicimos muchas oportunidades pero ellos tampoco. Así que empate merecido, por mucho que Marcelino dijese que merecieron más. Pues no. También Raúl García tuvo en el último segundo una ocasion que pudo hacer que el partido acabase con 1 a 0. No fue así. Iago también, se encargó, con un paradón de evitar poco antes el 0 a 1. Tablas merecidas. También quiero destacar a los «nuevos» San José y Rico, que cumplieron de sobra y con buena nota a pesar de estar, sobre todo Rico, casi inédito en esta Liga.
Ahora esperemos que a partir de esa solidez se pueda empezar a crear y a hacer alguna ocasión de gol, porque el pobre Aduriz se tuvo que ir desesperado a casa. No tuvo nada que echarse ni al pie ni a la cabeza para rematar. Así no se puede. Pero volviendo a los partidos anteriores en los que el centro del campo era más creativo y con menos músculo, pregunto… ¿se crearon más oportunidades de gol? No. NO rotundo con mayúsculas. Bueno, entonces parecido a lo del sábado. Así que, para mí, bien Berizzo. Primero solidez y ya irá volviendo a su idea de creación y protagonismo atacante. Necesitamos puntos y no nos podemos poner exquisitos. Mejor un punto que nada.
En los próximos partidos nos enfrentaremos a dos de los gallos actuales, el Espaynol y el Atlético… más difícil no se puede poner. Pero tranquilos que hay tiempo.
¡Aúpa Toto y aúpa Athletic!