Olentzero es suyo, como todo

Según Bildu, Olentzero y Mari Domingi se han afiliado a Bildu. La afiliación, en sí misma, es una curiosidad porque se trata de una agrupación electoral y no un partido. Que la hayan firmado dos personajes tan importantes en Euskadi, según la coalición, es un atrevimiento, aunque haya vídeo del momento y este haya sido difundido en las redes sociales de Bildu. Acusarles de intentar apropiarse de los símbolos del país no nos lleva a ningún lado porque está claro que quien ha tenido la idea, quien la ha aprobado y quien la ha ejecutado creen que Olentzero y Mari Domingi son suyos. Como la razón. Como todo.

Yo prefiero a Sturgeon

Entre el nacionalismo que cree que Euskadi es suya y hace con él lo que le da la gana, y si no te gusta te echamos del pueblo, y el nacionalismo que construye país, evidentemente, me quedo con el segundo. Uno de los mejores ejemplos de este modelo, sobre todo, por lo avanzado que lleva el proceso de independencia, es el del SNP. Tan pronto como se consumó el Brexit, la primera ministra escocesa tuiteaba una declaración de intenciones “Scotland will be back soon, Europe. Keep the light on”. Los escoceses, liderados por su gobierno, tendrán que manejar los tiempos… Y asestar un golpe certero y definitivo.

No es tonto. Es otra cosa

Marcos de Quinto no tiene nada de tonto, así que la suya es otra categoría. La que demuestra cuando tuitea en contra de los impuestos directos e indirectos y clama que “somos nosotros los que debemos decidir cuánto Estado queremos”. Pues yo ya he decidido, y más después de los hechos recientes: la vacuna que está llegando se ha desarrollado con dinero público, la atención sanitaria durante la pandemia ha recaído en la sanidad pública y las ingentes ayudas europeas para reactivar la economía también son públicas. Además, la deuda se pagará con dinero de todos pese a personajes como Marcos de Quinto.

Los amigos

Lo que Marcos de Quinto es y lo que Donald Trump es son cosas muy parecidas. El exdiputado de Ciudadanos y el presidente de EE.UU. tienen en común, también, que antes de la política habían ganado mucho dinero. Y cuando el estadounidense deje la Casa Blanca seguro que, como De Quinto, se dedica a tuitear su visión de la vida. Antes de eso, Trump sigue regalándonos muestras de su altura moral: según The Washington Post (lo recoge Público entre otros), el presidente habría presionado al secretario de Estado de Georgia para que “encontrase” votos que impidieran la victoria de Biden.

Que el que venga lo mejore

Creo que Gaizka Garitano cometió el error de autodescartarse después de la derrota contra el Cádiz, cuando sugirió que la permanencia podría ser difícil para este Athletic. Desde ese momento, fútbol, moral y estado de ánimo han ido acompasados al clima en Bilbao. En alerta naranja por nevadas y pese a que ahora mismo no llueve, llega el relevo. Solo espero que Marcelino García mejore al hasta hoy míster que, como recordaba la Adurizpedia, “es el segundo entrenador con más puntos por partido en el siglo XXI, tras Valverde. También es el menos goleado, y el único con Txingurri con más goles a favor”.

Sí… Y no

Estoy de acuerdo con Pablo Iglesias en que “la disponibilidad de EH Bildu para votar sí a los PGE es una buena noticia”. Pero cualquiera que tenga un poco de memoria no puede estar de acuerdo en la última parte de su tuit: “El bloque de la investidura se refuerza y será de legislatura y de dirección de Estado”. Bildu se abstuvo en la investidura a Pedro Sánchez, y se enrola ahora al barco de los PGE que contienen subidas a los funcionarios españoles, policía, gobierno y asignación a la Casa Real. Y la dirección de un Estado no se decide con sumas estratégicas, sino con aportaciones. Eso es de primero de política.

La realidad a medida

Cuando un partido político vira en un sentido que ha despreciado durante 40 años no lo puede hacer con soberbia y sí debe hacerlo dando muchas y muy claras explicaciones sobre por qué y cómo ha llegado a la conclusión de que llevaba tanto tiempo equivocado. Sobre todo, no lo puede hacer insultando a los partidos que le llevan esos 40 años de ventaja. A menos, claro está, que el líder de ese partido se empeñe en dibujar una realidad paralela, como Arkaitz Rodríguez. Pero Rodríguez sabe muy bien para quién habla: para quien ha justificado tantas barbaridades que esta, únicamente política, le parece menor.

Y que no nos tomen el pelo

En cualquier caso, la decisión de Bildu no solo es un movimiento táctico: implica una serie de responsabilidades. La izquierda abertzale ha decidido votar sí a los incrementos salariales ya citados en el párrafo anterior, a la compra de armamento para el ejército español, a la equiparación salarial de la Guardia Civil, al uso de los fondos europeos y a otras subidas impositivas que, ya lo hemos avisado en esta columna, recaerán en la clase media. Lo de siempre, pero ahora también avalado por ellos. Un aval que ha extendido al gobierno que ha mentido sobre el IVA de las mascarillas para seguir haciendo caja.

Por fin, justicia

La decisión del Govern de restituir a Josep Lluís Trapero al frente de la policía catalana es una decisión justa. Y como tal hay que celebrarla. La política, en su variante ejecutiva, es muy dura, muy difícil y muy ingrata, salvo para quien se la toma únicamente como un modo de enriquecerse. Por lo que sabemos, el Mayor Trapero ha demostrado que es de los que asumen responsabilidades: lo hizo durante el ataque yihadista y lo hizo en el ya histórico 1 de Octubre catalán. Y lo hizo, además, bien: sin indicios de delito por acción u omisión. Así que su restitución es justa, necesaria, de ley… Y muestra el camino.

Quiero emocionarme igual

La clasificación de la selección escocesa de fútbol para la próxima Eurocopa es una noticia estupenda para los vascos, porque la “Tartan Army” servirá de recordatorio de que la selección de Euskadi también podría disputar la clasificación, y quién sabe si la fase final, si hubiese voluntad política. Que no nos den más explicaciones, empezando por los progres que dan la bienvenida a Bildu a la dirección del Estado español, porque ya no cuelan. Yo quiero emocionarme como Sturgeon. Para empezar, el lunes le toca a nuestro equipo demostrar que es competitivo sin dinosaurios en la punta de la lanza.

Solo hay un camino: el impecable

Solo hay un camino posible para la independencia de un Estado en la Europa actual: el impecable. Nicola Sturgeon lo tiene muy claro y por eso ha descartado la vía catalana para Escocia: el único modo de que su país se independice del Reino Unido y regrese a Europa será con un referéndum pactado y aceptado por las partes, como el que ya celebraron, y un proceso definido y con garantías. Ni unilateralidad… Ni improvisación. Son pocos los que niegan esta evidencia, pero son muchos los que no quieren decirla en alto para no romper la magia ni ser tachados de traidores. Yo prefiero a Sturgeon.

Si practica la medicina como un ultra…

Lo bueno de la ultraderecha es que no se esconde: ellos van a por lo suyo con el cuchillo entre los dientes, sin perder tiempo en echar colonia a sus ideas rancias. Lo hemos visto con el PIN parental, que es aberrante, y con sus planteamientos de ilegalizaciones a partidos que no conciban España como ellos. También lo vemos cuando incluyen en sus listas a condenados por su participación en grupos de extrema derecha o a médicos que consideran el “transexualismo” una enfermedad. Arturo Pérez-Seoane Garau definió así la “dolencia” de un paciente antes de ser candidato de Vox al Senado, según Eldiario.es.

Iba en serio

No exagero en el párrafo anterior cuando escribo que Vox incluye a condenados por ultrderechistas en sus listas. Lo ha denunciado varias veces Antonio Maestre y lo hemos comprobado la semana pasada: “El grupo parlamentario de Vox en el Congreso ha contratado como asesor a Kiko Méndez Monasterio, una de las personas de máxima confianza de Santiago Abascal. (…) Fue condenado en 1999 por agredir, junto a otros simpatizantes ultraderechistas, a un grupo de jóvenes. (…) Los agresores propinaron golpes y patadas a tres estudiantes” entre los que se encontraba Pablo Iglesias (El Plural).

¿Puerta giratoria?

Creo que muchas de las señaladas como “puertas giratorias” para expolíticos no lo son. Y también creo que legislar sobre ellas férreamente y limitar el regreso a trabajos de su área a los altos cargos es una trampa al solitario que solo beneficia a la izquierda, que cuenta con un montón de profesores universitarios. Si una empresa decide contratar a un expolítico debemos vigilar las formas y los propósitos, pero no censurarlo previamente. Eso, sí, podemos y debemos informar y opinar: como ahora que sabemos que el Real Madrid ha fichado a Patricia Reyes, una de las caras más visibles de Ciudadanos en Madrid.

Seis detenidos

La semana pasada escribí muchos párrafos sobre fútbol y estas semanas me temo que repetiré. Pero no dediqué ninguno al entrenador Víctor Sánchez ni a la pesadilla que le ha tocado vivir después de que le chantajearan con un vídeo de contenido sexual. Hoy sí escribo sobre su situación porque han detenido a seis personas por difundir ese archivo con el que, según el exjugador, estaba siendo extorsionado. La extorsión, la difusión del vídeo y el escándalo posterior le costó a Sánchez el puesto al frente del Málaga además del suplicio de verse como se vio. Pero Internet no es tan anónimo como algunos piensan.

Democracias diferentes, resultados diferentes

20170315_democracia

Coincidió como lo ven en mi cuenta de Twitter: la inhabilitación a Artur Mas, Joana Ortega e Irene Rigau, por desobedecer, se solapó al anuncio de Nicola Sturgeon, que piensa volver a preguntar a los escoceses si quieren abandonar el Reino Unido después del Bexit y las promesas incumplidas. Este enfrentamiento es el de dos noticias, sí, pero también el de dos formas de entender el ejercicio de la democracia: en contra de las consultas o insistiendo con ellas.

¿Por qué dejo de ser presidente Mas?

Porque la CUP señaló a Artur Mas como la primera pieza a cobrar. Así fue, su cabeza fue el trofeo que exhibieron este puñado de parlamentarios que son, al mismo tiempo, la garantía de que los pasos hacia la independencia contarán con el respaldo suficiente, y de que se darán de la manera más esperpéntica posible. Ramón Cotarelo lo recordaba en Twitter: “Si la CUP no hubiera impedido el gobierno de Mas, ahora los neofranquistas habrían tenido que inhabilitar a un presidente”.

Que la verdad no te estropee un tuit

Más valor añadido para la democracia en España: IU, Podemos y Equo mienten y no les importa. Es más, están encantados. Fíjense: un veterinario de ERC, ¡un veterinario!, pacta con el PP que en España se prohíba cortar la cola a los perros salvo en los casos en los que sea recomendable, especialmente, en casos de caza. A este pacto se suma el PNV. ¿Resultado? Campaña con que PP, ERC y PNV están en contra de cortar la cola a los perros… Y paso atrás de una ERC demasiado pendiente de Twitter.

¿De verdad que descubrís ahora a Lagarder?

Lagarder Danciu es un buscador, un buscador de protagonismo. Él se define a sí mismo como “activista” porque, claro, “quiero salir en la tele y el periódico pase lo que pase” no es una buena carta de presentación. Y aunque se le ve venir ha conseguido un montón de seguidores y aplaudidores… hasta esta semana. Al parecer, ha calculado mal cuando se ha situado como defensor de los transexuales delante de los medios. Ahora, sí, caen las críticas. ¿demasiado tarde o demasiado cínicas?

Donald Trump sí cumple su programa

La corresponsal en Washington, Dori Toribio, nos vuelve a adelantar en Twitter una de esas noticias que son, sobre todo, de consumo interno en EE.UU. pero que sirven para medir la altura moral de quien gobierna hoy ese país: “14 millones estadounidenses se quedarán sin seguro médico en 2018 con el nuevo plan republicano. 24 en 2026”. Es el resultado de revocar el programa para universalizar la Sanidad que puso en marcha Omaba, y del nuevo despotismo ilustrado: todo con el pueblo pero nada para el pueblo.

El tour de Sturgeon

20160630_tour

Los escoceses aprendieron después de su referéndum de independencia que quien golpea primero lo hace dos veces: el Reino Unido ganó, no cumple sus promesas y, sin embargo, son reos de aquel “no” a la desanexión. Siguiendo la máxima, la primera ministra escocesa ha volado, literalmente, mientras los ingleses intentan adivinar, aturdidos, qué va a pasar con ellos fuera de Europa. Nicola Sturgeon ya se ha reunido con los principales líderes europeos, la mayoría receptivos a que Escocia siga en la Unión.

Podemos perdió la periferia

Iñigo Errejón inauguraba ayer la temporada de cuchilladas en Podemos cuando habló, claramente, del fracaso de la unión entre Podemos e IU. No fue tan autocrítico con su campaña “patriótica”, claramente desacertada. Pero Ignacio Sánchez-Chueca le daba la razón en InfoLibre: núcleos fuertes de IU el 20-D como Asturias o Las Palmas han sido centros de abstención el 26-J. Una parte del millón de votos, por lo tanto, se ha fugado por la periferia, aunque hayan obtenido buenos resultados en Euskadi, Catalunya o Galiza.

Pero Podemos también perdió el centro

Otra parte importante de ese millón largo de votos perdidos por Podemos en seis meses viene de sus puntos fuertes, del centro de su estrategia: las conocidas como “ciudades del cambio” han restado 200.000 papeletas: 110.000 solo en Madrid, 25.000 en Zaragoza, Barcelona y Valencia, casi 10.000 en A Coruña y otros 5.000 en Cádiz. El PP, sin embargo, ha crecido en todas ellas (casi 40.000 votos más solo en Madrid). Pero no solo son los números, Podemos se ha quedado sin parte de su argumentario con este resultado.

Y en Madrid, ¿qué tal va el fútbol femenino?

Aner Gondra se fija (y hace bien) en que LaSexta no ha sacado esta vez un reportaje oportunista sobre el supuesto machismo de la prensa y la afición madrileña, que no han dado cobertura ni arrope al Atlético de Madrid femenino, que ha ganado la Copa de la Reina. Pero el asunto creo que va más allá de lo capciosa que sea cada cadena: ¿salió una parte de la comunidad a festejar el triunfo a la calle? ¿El ayuntamiento se volcó? ¿Alguien pidió que se cortara el tráfico alrededor de Neptuno?

El otro Bud Spencer

El fallecimiento de Bud Spencer ha agitado un poco Internet esta semana por una cuestión muy sencilla: quienes somos más activos en las redes sociales, los blogs o los medios digitales éramos unos niños con tele y sin Internet cuando este actor vivía su época dorada. Pero Bud Spencer era algo más que un tipo que pegaba unos buenos mamporros: Carlo Pedersoli (su nombre real) era un napolitano que fue nadador de élite en su juventud, piloto de avión (llegó a fundar una compañía de reparto aéreo) con hasta con catorce patentes e inventos a su nombre.