Error y empeño

20150131_error

Juan Karlos Izagirre se equivocó cuando acusó a los representantes del PP en el ayuntamiento de Donostia de recibir a tiros a los inmigrantes. Luego intentó matizar sus palabras, recogidas y amplificadas por un micrófono, pero el PP, necesitado de salir en los papeles ante sus expectativas negativas, las aprovechó para anunciar, vía Twitter, una querella por injurias. Y ahí es donde el error se magnifica: Bildu Donostia responde con una sorna totalmente inadecuada, fruto de la inercia de la soberbia que este partido traslada habitualmente por medio de sus redes sociales digitales.

Podemos parte IU en Madrid

La ruptura ya se conocía, lo que ha sucedido a lo largo de esta semana es que se ha visibilizado de la peor manera: Podemos anuncia que apoyará y colará algún candidato en la lista de Ganemos Madrid (porque ya saben que Podemos no se presenta a las municipales, debe parecerles poca cosa), y el sector de IU de la capital de España que encabeza la pareja de Pablo Iglesias (y sí, es tan significativo como que Alberto Garzón se su amigo) anuncia su adhesión, dejando con el trasero al aire a la IU más oficialista que puede apostar por listas propias (‘Vozpópuli’).

No era una foto, era un montaje

No existe el “Spain World Tourism Forum” ni su acrónimo, “WTF”, que coincide con la forma escrita de la recurrente expresión en inglés “what the fuck”, que viene a significar “pero qué demonios es esto”. Rajoy posó, como explican en ‘Genbeta’, delante de una trasera con el lema “Spain Global Tourism Forum”, y lo que vimos, y retuitearon, y compartieron en Facebook, era un burdo montaje. Cada día las fotos divertidas son menos fiables, porque cualquiera con un Photoshop pirateado y un momento de chispa te engaña.

El bulo de la nevada histórica

Puedo arriesgarme a aventurar que estará leyendo esta columna mientras sopla el viento frío, llueve o incluso nieva. Las previsiones meterológicas son claras y concretas mientras les escribo esta columna: nos viene un fin de semana de invierno, de los que de quedarse en casa. Pero no se prevén para Euskadi, ni mucho menos, unas “nevadas históricas”. Para parar ese bulo, rápidamente propagado también por medio de las redes sociales digitales, y después boca a oreja, han reaccionado muy bien desde Euskalmet.

Se buscan lectores valientes

El TTIP, o Tratado de Comercio UE-USA, tiene hoy más sombras que luces, porque no es fácil poner al mismo nivel dos modelos económicos tan diferentes. Por otro lado, establecer un puente siempre es positivo, y más con un mercado/país productor tan interesante. Es decir: no lo tengo claro y necesito más información. Pero algunos parece que ya saben lo que opinan: no quieren el TTIP y conminan a que los periodistas nos mostremos contrarios con la campaña: “Se buscan periodistas valientes”. Algunos llevamos mucho tiempo buscando lectores “valientes” para todos los temas, no solo para uno, y lo más importante: dispuestos a pagar esa valentía todos los días.

Ni Ikurriña, ni decisión

20140612_ikurriña

Durante la votación de la ley de abdicación, Sabino Cuadra llevaba una camiseta con el lema “derecho a decidir”, pero Amaiur decidió no votar. En Twitter aseguraron que no iban a participar en “esta farsa”… pero ya estaban haciéndolo. Y finalmente, Cuadra, volvió a poner en el disparadero nuestra Ikurriña. ¿Por qué no sacó un Arrano Beltza? Por lo menos, no hizo como Izagirre, que sacó una bandera española republicana. Antes de eso, leyó un discurso lleno de “asesinados” y “secuetrados” como si ETA no hubiera existido.

Hoy no es el día. Mañana, tampoco

Pero ETA existió. Prueba de ello es Carlos Martínez Gorriarán, diputado de UPyD en el Congreso. Hay que ver, las vueltas que da la vida. El acólito de Díez, que está allí sobre todo para meter ruido, destacó estas palabras de su líder: “Hoy no es el día para preguntarse si república o monarquía, sino si Constitución sí o no. Y la respuesta solo puede ser sí”. Dicho de otro modo: manzanas traigo con la Constitución española bajo el brazo. Y si hay algo en UPyD que no saben explicar, recurren al texto sacrosanto español que tanto han paseado por Euskadi.

Mal día en el PSOE

“Los socialistas seguimos sin ocultar nuestra preferencia republicana pero nos seguimos sintiendo compatibles con la monarquía parlamentaria”. Decir esto tiene que ser duro. O no, depende de cuánto de republicano tenga realmente Rubalcaba. Por si acaso, también en Twitter le echaba un capote Jordi Sevilla, el ex ministro de Zapatero: “Sólo x matizar: considero incompatible tener listas cerradas y pedir libertad de voto. Ante discrepancias importantes, irse es una opción” (sic). En resumen: disciplina de voto… y disciplina con la Corona. Caiga quien caiga.

Rajoy fue coherente

Pero ayer también hubo coherencia en el hemiciclo. Y quién y Mariano Rajoy fue su máxima expresión. También es cierto que era el que mejor lo tenía: una votación acotada en los términos y que avalaba la sucesión de una institución que es la máxima expresión de España. Mucha bandera, poco trabajar. “Estamos viviendo una jornada histórica. Atendamos al deber de hoy con responsabilidad, dignidad y altura de miras”, lo definió. Pero hasta en eso hay límites, y UPN, con todo de cara, como Rajoy, resultó un guiñol del españolismo casposo.

El Rey que nos viene

Todo este debate, con las posturas anunciadas de antemano, era solo el preámbulo de la confirmación de que Felipe VI reinará. Y lo hará, según los cortesanos, desde el ecologismo. El ridículo requiebro lo pone de manifiesto Javier Pérez de Albéniz, con su ironía punzante: “Felipe VI será ecologista de verdad. No como su padre, que con una mano aceptaba la presidencia de honor de WWF-Adena y con otra disparaba su rifle contra el primer paquidermo que se le ponía a tiro”. De paso, denuncia que la socialista Andalucía emita un “talent show” para jóvenes promesas del toreo.

EAJ-PNV se despide de Azkuna

20140322_pnv

Sin duda, Iñaki Azkuna ha recibido los mensajes más cálidos desde su propio Partido. Personalmente, me quedo con las palabras de Andoni Ortuzar: “Esta tarde ha muerto un amigo, un alderdikide, un alcalde, una persona. Una gran persona”. La foto, la de Itxaso Atutxa, muy cariñosa con el alcalde. Y el hito, el del lehendakari Iñigo Urkullu, cuyo mensaje de alcalde, en el que lo definía como “un político que ha ennoblecido la política”, ha sido compartido casi mil veces y ha recibido más de cuatro mil “likes”.

El PSOE se despide de Azkuna

Es una pena que quien actualiza la cuenta en Twitter de Alfredo Pérez Rubalcaba haya caído en el españolismo más rancio, y haya castellanizado el apellido de Azkuna… o lo haya quedado así por pura desidia: “Siento mucho el fallecimiento de Iñaki Azcuna, un magnífico alcalde y una excelente persona”. Porque en general, en el PSE han sido muy elegantes Alfonso Gil, compañero de Azkuna en el ayuntamiento (“los grandes hombres saben que la muerte no los elimina, solo el olvido”), Patxi López (“deja un hueco difícil de llenar”) y José Antonio Pastor (“un alcalde que ha dejado huella”). También se ha sumado Eduardo Madina, con la viñeta que le ha dedicado Forges.

El PP se despide de Azkuna

Mariano Rajoy ha sido correcto pero frío: “Gran alcalde, gran gestor, persona sensata que trabajó mucho y bien por Bilbao”, y más cercana ha estado Esperanza Aguirre: “Lamento el fallecimiento de Iñaki Azkuna, alcalde de Bilbao, d quien tenía muy buena opinión. Un abrazo a su familia y a todos los bilbaínos” (sic). Alfonso Alonso fue uno de los más rápidos: “Mi más profundo pésame a los familiares y a los ciudadanos de Bilbao por la pérdida de su alcalde”. Y Javier Maroto, desde Gasteiz, también ha querido sumarse: “Un recuerdo y un gran reconocimiento a Iñaki Azkuna”.

Despedidas con la boca pequeña

No digo que no lo hayan hecho por medios tradicionales, pero con lo que presumen de su manejo de las redes sociales, la conversación on-line y, en concreto, Twitter, es más que llamativo que las principales figuras de Bildu no hayan escrito ni una sola línea sobre Iñaki Azkuna. Solo Laura Mintegi, que, sin mencionar a Azkuna, se ha limitado enviar condolencias y a retweetear a Aitziber Ibaibarriaga que, a su vez, mandaba un escueto abrazo a la familia. Ni Peio Urizar, ni Izagirre, ni siquiera Oskar Matute han hecho mención al alcalde. Nadie les obligaba a hacerlo, claro está.

Y lo hace Internet

En general, y aunque a muchos les fastidie, la corrección y el respeto ha sido lo habitual en Internet para despedir a Iñaki Azkuna. Aunque, por supuesto, era inevitable apreciar ciertos mensajes que no reconocían su labor. Más bien, todo lo contrario. Y me parece bien, lo digo sin ironías ni requiebros: la diversidad de opiniones, desde el respeto, me ha parecido especialmente notable, y los excesos, los exabruptos, los anónimos cobardes que se deciden que un deceso es motivo de alegría, han sido una minoría que se ha autorretratado.