Abyecta visión

El tuit de Cayetana Álvarez de Toledo, una más en ese marasmo entre la derecha y la pared en el que se ubican Vox, Ciudadanos y, cada vez más, el PP, es el más representativo sobre lo que ocurrió en Altsasu cuando Rivera, Abascal y la presidenta del PP navarro decidieron provocar al personal: “La voz de una víctima de ETA tapada por el tañido de las campanas. La abyecta iglesia nacionalista”, tuiteaba la portavoz de “Libres e Iguales”, otra plataforma para que en las convocatorias de extrema derecha parezca que participan diferentes entes. Vinieron a criminalizarlo todo, pero los criminales fueron ellos.

“Violencia pura y dura”

Seguimos hablando de excesos de la derecha española en su celo de criminalizar todo lo que no aplaudan desde la cima de su montaña de caspa: Alejandro Fernández, portavoz del PP en el Parlament tuiteó a favor de la desaforada petición de la fiscalía justificando que lo que habían hecho los líderes políticos catalanes había sido “violencia pura y dura”. Permítanme que les repita que esto lo ha dicho uno del PP, el partido español que más fue golpeado por ETA. Me sorprende cómo mientras en Catalunya olvidan lo que es la violencia se empeñan en recordarla en Euskadi.

Nada tiene sentido

Sobre los argumentos de la Fiscalía para pedir condenas desorbitadas para los líderes políticos del procés hay dos tipos de lecturas: las que hacen los críticos, que son muchas, señalando argumentos ridículos, exageraciones pasmosas y hasta contradicciones; y las que hacen las que no leen pero aseguran que las peticiones son adecuadas, insisto, sin mostrar como quienes critican el texto, extractos que les den la razón. Uno de los muchos hilos en Twitter sobre lo irreal de las acusaciones y lo ilógico de los argumentos es de José Luis Martí y lo ha destacado Daniel Innenarity.

Casado en un McDonald’s

La foto de Pablo Casado con Juanma Moreno y sus respectivas familias en un McDonald’s es más propia de una campaña de la hamburguesería que del político: las sonrisas, las mujeres rubísimas cuidando de los niños que ya trastean con el juguete del Happy Meal (porque la comida de los pequeños está en la mesa de ellas, no en la de los líderes). Una imagen irreal que, sin embargo, gusta en el PP (varios tuiteros han rescatado fotos más antiguas subidas por el propio Casado o Cifuentes reponiendo fuerzas en un McDonald’s) y entre quienes se toman a guasa estas fotos forzadas.

Eskerrik asko zuei, Crystal Fighters

Anduve tarde para coger las entradas y, por lo que vi en Instagram o Facebook, fui de los pocos bizkainos que no asistió al concierto de Berri Txarrak, Crystal Fighters y Muse. De los tres, mis favoritos musicalmente eran los de en medio, que lejos de renegar de sus orígenes vascos (de Nafarroa) hacen gala de ello, incluso en el tuit de despedida de Bilbao. Pero lo hicieron también durante el concierto enfervoreciendo al público y poniendo la cultura musical vasca ante las cámaras. Aunque no me guste el canal ni la música que emite, sé que si la MTV no hubiera llegado a Bizkaia nada de esto habría sido posible.

¿Tendrá el culo blanco?

Desde que conocimos que Pedro Sánchez, ya como presidente del Gobierno español, tenía intención de desenterrar a Franco de su pirámide, hemos leído todo tipo de declaraciones de amor al dictador, también una entrevista en La Razón al embalsamador que avisaba de que el cadáver estaría en perfectas condiciones. ¿Podremos comprobar si letra extraoficial del himno está en lo cierto? De momento, nos congratulamos como bien hace Íñigo Errejón de participar o asistir a la reparación de esta injusticia histórica que, como bien oímos defender en el Congreso, es urgente.

El PP se retrata

Daniel Innenarity acertaba, como suele ser habitual en él, con una sola palabra: la postura de los diputados del PP sobre la moción crítica del Parlamento Europeo a Viktor Orbán es un autorretrato de los de Casado y Alonso en un espacio equidistante contra la extrema derecha europea. Y si las equidistancias siempre son falaces, en este caso no tienen cabida: al avance del fascismo, en la forma que sea, uno tiene que oponerse. Pero la mayoría de ellos se abstuvieron, tres (entre los que se encuentra Iturgaiz) votaron en contra de la sanción y González-Pons ni siquiera votó para no retratarse.

El PSOE… también

Las críticas a las industrias armamentísticas vasca y española siempre son agridulces para quien las hace. En casa, sorprende que hablen de paz algunos de los que nunca dijeron nada contra la compra, el uso y el almacenamiento de armas en el propio país. Fuera, estar en contra de esa industria es una de las marcas de la casa de los progresistas pero luego “Kichi” apoya la construcción de goletas en Cádiz y, desde el gobierno, en el PSOE reculan. José Antonio Pérez ironizaba en Twitter: “Las bombas que fabricamos en España son tan buenas que solo matan a quien se lo merece”.

Los héroes de la actualidad

Nunca me ha gustado Elon Musk ni he entendido que personas a las que valoro le hayan dado tanta cancha y hayan aplaudido, por ejemplo, el gasto millonario de poner un Tesla en el espacio. Lo último que sabemos de este “visionario” lo resumen muy bien Jorge Matías, y añade un buen corolario: “Elon Musk primero sale en una entrevista fumándose un porro, y acto seguido le declara la guerra a los sindicatos de su empresa. La posmodernidad era hacer pasar por cool a personajes que tienen la misma ideología que el dueño de un telar decimonónico. Los tontos aplauden”.

Esto de Elías Gómez

Ya sé que me contradigo y que, mientras insisto en que Twitter es una castaña, les traigo una y otra vez tuits que dan pie a mis comentarios. Vuelvo a hacerlo porque Elías Gómez retrata muy bien lo que es esta red social: “Lo mejor de Twitter es pararte a pensar y darte cuenta de la cantidad de gente que cree estar haciendo la revolución y no lleva ni los pantalones puestos”. Las de hoy (porque además son varias a la vez porque en Internet cabe todo) son todas revoluciones de sofá, y sí, aunque el 15-M salieron a la calle y algunos fundaron Podemos, la mayoría retuitea para liberarnos.

No contribuyamos

La turba ha revivido gracias a Internet. En el caso del supuesto asesinato de Gabriel Cruz, es evidente: mensajes de WhatsApp, tuits y textos o fotos en Facebook absolutamente falsos (como que con un número de “likes” la justicia será más severa), y una agresividad que ha regado la impunidad del anonimato. Hoy cualquiera puede decir lo que le dé la gana, amenazar, insultar y dar por cierto lo que cualquier descerebrado o irresponsable diga. Qué valioso es saber quedarse callado.

Innenarity en estado puro

Siempre es interesante escuchar o leer a Innenarity. En Letras Libres recogen una entrevista al filósofo, que acaba de publicar “Política para Perplejos”, solo con sus reflexiones acompañadas de titulares sencillos. Así apreciamos mejor las dudas y los atisbos de certeza de un hombre informado y que reflexiona. Sobre Internet, por cierto, también tiene una idea apreciable: “Se ha convertido en una cámara de eco capaz de confirmar nuestros prejuicios hasta unos extremos inéditos”.

Todas son empresas

Me gusta el titular de La Información porque creo que empieza excepcionalmente bien: “Esta empresa pretende revolucionar la educación (sin ofrecerte ningún título)”. Udemy ofrece vídeos con formaciones on-line y su modelo de negocio es haber hecho posible que incluyamos en el currículum lo que hemos aprendido viendo tutoriales de YouTube. Pero lo más importante es que se trata de una empresa, como en casi todas las iniciativas disruptivas que van de molonas.

Cristina podría estar deprimida

Cuando Pedro J. Ramírez anunció que su medio digital daría una vuelta al periodismo pensé que, si hay experiencias como la de Ignacio Escolar que han dado pasos interesantes, alguien con mucho dinero y experiencia podía ir más allá. Pero me temo que no va a ser el de El Español, de momento: su digital sigue siendo, entre otras cosas, cortesano, el rasgo del rancio español. Su preocupación por la depresión de Cristina de Borbón si Iñaki Urdangarín entra a la cárcel es muy significativa.

También esto es fútbol inglés

Somos muchos los que admiramos la Premier League porque vemos que han sabido conjugar el gran negocio del fútbol con las mejores tradiciones de este deporte incluso reduciendo la violencia en las gradas (también es cierto de que partían de niveles de violencia muy altos). Pero tiene sus miserias: en La Media Inglesa relatan muy bien las del West Ham, ese club que ha cambiado de barrio (eso en Londres es toda una traición) y de estilo por marketing, y ha hundido a una hinchada.

Con el dinero de todos

20150912_todos

Yo les dejo las líneas de ‘El Confidencial’. Pongan ustedes la opinión: “Cuando el PP llegó a la Moncloa, los ministros de Economía y de Hacienda, Luis de Guindos y Cristobal Montoro, anunciaron medidas para castigar las millonarias indemnizaciones que perciben los directivos de las empresas. Cuatro años después, Indra, la empresa que tiene al Estado como principal accionista, acaba de abonar unos 12 millones de euros a tres directores generales a los que despidió hace una semana. Según han confirmado fuentes próximas a la compañía tutelada por el Ministerio de Defensa, Santiago Roura, Emilio Díaz y Emma Fernández, los miembros del comité de dirección que dejaron el grupo el pasado jueves, recibirán una media de cuatro millones de euros por cabeza”.

¿Quién es Tebas?

Nos hemos quedado con la boca abierta después de descubrir, en ‘Extraconfidencial’, quién es, empresarialmente hablando (en lo político le conocemos bien), Javier Tebas: “El presidente de la Liga de Fútbol Profesional tiene montado todo un emporio de sociedades muy diversas bajo su dominio, en las que aparece como administrador, consejero, socio o apoderado (…) Tebas figura en más de 20 empresas en el Registro Mercantil español, desde fábricas de armas hasta empresas audiovisuales, pasando por asesorías y sociedades de exportación. Su emporio en el mundo del fútbol español está basado en cuatro puntos fundamentales: su presidencia en la Liga de Futbol Profesional; su relación con las televisiones; su presencia en Sudamérica y en el mercado asiático (Spanish Soccer International Marketing AIE); y, por último, su relación con las empresas del negocio de intermediación de deportistas (Bahía Internacional)”.

En las antípodas, Innenarity

Todo lo contrario a lo que representa Tebas lo podemos encontrar en Daniel Innenarity. El filósofo presenta su ensayo ‘La política en tiempos de indignación’, y en ‘Vozpópuli’ le han hecho una entrevista con respuestas tan interesantes como: “En España la gente se agita y discute y las cenas acaban siempre mal, en peleas de cuñados, pero eso no significa que seamos una sociedad politizada. El debate público es un debate de tertulianos y nosotros somos un público pasivo” (…) “El ejemplo de Grecia es bueno para mostrar cómo la intervención de la gente en determinados momentos puede empeorar las cosas”.

El modelo de ‘Telecinco’, ¿se agota?

Que algunos espectadores estemos agotados y no recordemos la última vez que vimos un programa de ‘Telecinco’ no significa que el modelo televisivo de esta cadena esté agotado, como bien apunta Borja Terán en ‘La Información’, contradiciendo a quienes afirman que los de Mediaset son casi parte del pasado: “Cuando parece que empieza el desgaste, la cadena principal de Mediaset siempre da un giro de tuerca en el momento adecuado y vuelve a consolidar su sello televisivo. Como si tal cosa”.

Y Apple llegó al ordenador

Parece un chiste pero no lo es: Apple ha estirado tanto el iPad que ha acabado haciendo de esta herramienta algo muy parecido a un ordenador portátil (‘Xataka’). La nueva “tableta” de los de la manzana se abre, tiene teclado y sirve para trabajar. Aún no ha salido al mercado pero yo ya tengo uno que hace lo mismo encima de mi mesa desde hace años. ¿Pierde Apple con esto su seña de identidad? No porque lo que sigue haciendo es caro y “mola” (como dice un buen amigo mío) a partes iguales.

Solo hay que abrir la mente

20150320_mente

Realmente, lo que expresa Carlos Salvador solo es la representación de una autolimitación que muchos se imponen. El diputado de UPN en el Congreso no quiere entender que el merecedor de un premio Príncipe de Viana, Daniel Innenarity, pueda entrar en las listas de Geroa Bai, candidatura donde está EAJ-PNV, y coge el rábano por las hojas de la anexión mostrando que vivir y propagar la ignorancia es, en muchas ocasiones, una cuestión de firme voluntad.

Para la tontería no hay fronteras

Pero la idiocia no tiene límites, ni territoriales ni ideológicos. La celebración del día de San Patricio en el norte de Irlanda, dejó algunos disturbios (menores, en comparación con lo vivido) en Belfast. Después del desfile y mientras una parte de la ciudad disfrutaba de actividades lúdicas (el ayuntamiento está gobernado por una cohabitación forzosa de ingleses e irlandeses), varios grupos de jóvenes quemaron banderas unionistas y una menor de 12 años fue alcanzada por un proyectil (‘Belfast Telegraph’).

Estos también son datos del paro

Las 125.000 personas que abandonaron el estado español en 2014 según los datos del INE que recogen en ‘Vozpópuli’, también cuentan como trabajadores que dejan de estar en el paro y, por extensión, como “brote verde” de esos que anunciara Zapatero y ahora agita Rajoy. Ya son 2,2 millones los españoles que han abandonado el territorio para acabar, cada vez más frecuentemente, en Asia, que es el continente de acogida que más ha crecido en el último ejercicio, aunque América sigue siendo el que mayor recibe (más de 81.000 personas en 2014).

¿Qué pasa en el Banco de Madrid?

En ‘Bolsamanía’ describen un “corralito” con todas sus características: el estado no rescatará al Banco de Madrid y los clientes podrán recuperar un máximo de 100.000 € (que es dinero). Esa es la cantidad garantizada. José Oneto en ‘República.com’ hace un recorrido por la situación que plantea aún más sombras que luces en una entidad copada por la Banca Privada de Andorra, con presencia de la exdirectora general del Tesoro con el Gobierno de Zapatero y hasta algún directivo del FC Barcelona.

Venezuela, la controversia

La octava edición del programa ‘En Tierra Hostil’, de ‘Antena 3’, grabada en Venezuela, ha levantado una corriente de comentarios en Twitter a favor y en contra de la grabación, de lo que allí se contaba e incluso de las políticas del gobierno español, que no pasaba desapercibida. Todos esos mensajes cruzados, a menudo acompañados de descalificaciones, no permiten hacerse una idea de lo que sucede en aquel país, y cualquier apriorismo puede ratificarse, hasta el más extremo, de un lado y de otro. Lo llamativo, no obstante, es el interés por vencer, más que por convencer, de muchos de los opinadores.