¡Gracias Comité por no quitar las tarjetas a Aritz y Beñat!

Supongo que esa será la frase que Simeone le habrá dicho al Comité de Competición al saber que no han quitado las tarjetas a nuestros jugadores.

El árbitro no estuvo muy fino con las tarjetas (Foto: Leganews)
El árbitro no estuvo muy fino con las tarjetas (Foto: Leganews)
Al ser en ambos casos la quinta tarjeta, deben cumplir ciclo, y en principio no van a jugar este fin de semana contra el Atlético de Madrid. Lo dicho, gracias. Seguro que todos los colchoneros lo agradecen.
Pongo en antecedentes por si alguien no lo sabe. Este pasado sábado el árbitro de turno, Santiago Jaime Latre, sacó tarjetas amarillas a Aritz Aduriz y a Beñat Etxebarria. Ambas, más que dudosas, no solo por no considerarlas tarjetas sino porque no las considero ni siquiera falta. La sensación que queda es que a Aritz le precede la fama y en cuanto salta a disputar un balón de cabeza, haga lo que haga, lo consideran falta suya y, lo que es peor, muchas veces tarjeta. El otro día se anticipó en el salto y llegó antes que el contrario al balón. Yo no vi contacto por ningún sitio, sólo que el contrario se quejó… y… quizá al caer ¿le tocó? En las imágenes se ve más lo que comento yo, que lo que puso el colegiado en el acta «disputar el balón con el brazo en alto de forma temeraria impactando en un adversario». Hay que tener jeta para poner eso en el acta, y si ha visto las imágenes no sé cómo no se le ha caído la cara de vergüenza.
Sobre la tarjeta de Beñat, en un lance del juego, él y un contrario caen al suelo pero no está muy claro quién hace falta a quién y si es que ésta existe. Para mí desde luego no. Más bien, el jugador rojiblanco se cae tras perder el equilibrio.
El Comité dice que «necesita la aportación de elementos de prueba que de forma inequívoca acredite bien la inexistencia del hecho reflejado» y añade que entiende que «verificada en ambos casos la existencia de contacto entre los jugadores no puede sustituir el criterio técnico del colegiado». ¡Chúpate esa! ¿Ah, no? ¿Entonces para qué sirve el Comité? Perdonad, el colegiado dice en el acta que salta con el brazo en alto de forma temeraria… En las imágenes eso no se ve por ningún sitio. Por lo tanto, debería ser suficiente para comprobar que el criterio técnico del árbitro es de chiste, pero… como muchas veces ocurre no pasa nada. ¿Ellos no pueden cambiar el criterio técnico? ¿O solo lo pueden cambiar si afecta a equipos cuyos nombres todos tenemos en la cabeza… sí, sí, el Real Madrid y el Barcelona?
Por supuesto el Athletic va a recurrir semejante decisión ante Apelación… pero mi confianza en que prospere es la misma en que Tebas se preocupe por ponermos buenos horarios. Cada vez tengo menos confianza en la limpieza del fútbol. Espero tener que comerme mis palabras y que rectifiquen pero… en fin…
Con Aritz y Beñat o sin Aritz y Beñat… ¡Aúpa Athletic y a por el Atlético!

Arbitraje horroroso contra el Athletic

Voy a aprovechar el título de un libro de Gabriel García Márquez para hablar del partido contra el Sporting.

Del Cerro Grande te has lucido (Foto: La Liga)
Del Cerro Grande te has lucido (Foto: La Liga)
«Crónica de un arbitraje horroroso anunciado». Desde el mismo momento que acabó el partido Granada Sporting esta semana y Abelardo, entrenador de los sportinguistas, largó de lo lindo por el arbitraje perjudicial que tuvieron, solicitando que el Molinón contra el Athletic, fuese una olla a presión, ya supimos todos lo que iba a ocurrir. ¿A que lo sabíamos? Sí. No hacía falta ser muy listo para imaginarlo. Estábamos avisados. Aparecía en todos los periódicos, se dijo en todas las radios: «¡Cuidado que se han quejado de los árbitros!» Lo más triste de todo es que a los árbitros les debe dar igual. Fíjate que entre todos los trencillas Del Cerro Grande no me parece de los peores, pero ayer dio igual. ¡Qué desastre! No dio una a derechas o ¿no quiso dar una a derechas? Y casualidad, todos los errores fueron a favor del Sporting. Bueno no. En el primer minuto de partido pitaron contra el Sporting un fuera de juego alucinante porque el jugador estaba así como 5 metros en su campo. Increíble. A partir de ahí… todo a su favor. No tenía el gusto de conocer a Vranjes, el lateral derecho. Madre mía. Empezó el recital con una entrada sobre Laporte en la que además de darle, hace la tijera, lo que convierte la entrada en peligrosa. Debería haber sido tarjeta. Sólo pitó falta. En otro lance, otra vez Vranges, saltó a por el balón clavándole la rodilla en la espalda a Muniain, al que vio perfectamente. Ni tarjeta ni falta. Sigo. Derribó por detras, el mismo jugador, a Muniain. Esta vez falta y, por fin, tarjeta. Seguimos en el primer tiempo, y con el mismo fenómeno. El balón le llegaba en el área a Aduriz y le derribó cometiendo un penalti clarísimo. Ni tarjeta ni penalti. Vranges no debía haber acabado el primer tiempo. Si esto fuese poco, en el segundo tiempo, sacó dos tarjetas a Laporte, que ya dijo Valverde que las iban a recurrir y seguro, seguro que se las quitan. Si el Comité tiene un poco de vergüenza no va ni a dudar, porque de verdad, ¡qué tarjetas! La primera tocó con la mano al jugador contrario. Tocar. Pero es que en la segunda, Aymeric se apartó y ni siquiera rozó a Halivovic. No importó, segunda tarjeta y expulsión. Y así el Athletic durante 15 minutos a matarse a correr para que no pudiesen remontar. Más cosas, porque el recital no acabó con todo lo mencionado. Codazo a Etxeita en la cara. Ni falta ni tarjeta… Y no sé qué más porque seguro que me dejo algo. ¡Cómo es posible hacerlo tan mal! El enfado no se me quita fácilmente porque este año es un auténtico despropósito el tema arbitral contra el Athletic. Un horror tras otro seguido. Y ayer no nos supuso puntos porque nuestros chicos fueron infinitamente superiores a ellos. Pero si no hubiese sido así te hubieses quedado con cara de idiota como nos ocurre habitualmente. Entre los equipos no hay tantas diferencias y cualquier pequeño detalle arbitral te puede destrozar el partido. Nosotros no nos debemos quejar bien porque a nosotros no nos vale. No recuerdo ni un solo partido en el que en el conjunto nos hayan beneficiado. Pido yo también respeto para el Athletic, pero no para que me den. Sólo para que no que quiten. Porque ya está bien. Porque estamos hartos. Porque esto es una vergüenza. Y vuelvo a repetir, vuelvo a solicitar a la Junta Directiva, al Presidente del Athletic que hagan algo. Que protesten. Que manden vídeos. Lo que sea, pero algo. Por favor. Ya sé que todo esto ya lo he escrito antes, pero la paciencia tiene un límite y aunque no sirva más que para desahogarse, permitidme que lo haga.
Por último, mencionar los golazos de Beñat y De Marcos, que hemos adelantado al Celta y estamos en puestos UEFA, y recordar que ahora llegamos al momento crucial de la temporada. Esta semana llega el Valencia en la Europa League, a La Catedral. Sin confianzas y con seriedad a jugar como todos los partidos. ¡A por ellos y aúpa Athletic!

¡Vaya arbitrajes sufre el Athletic!

Ya llevo quejándome tiempo del tema. De hecho uno de mis anteriores comentarios lo acabé, diciendo que esperaba que el árbitro pasase desapercibido, que fuese imparcial.

Da la sensación que se ríen de ti (Foto: El desmarque Bizkaia)
Da la sensación que se ríen de ti (Foto: El desmarque Bizkaia)
Pues nada más lejos de la realidad. Los dos últimos arbitrajes que hemos recibido han sido calamitosos. Para empezar, contra el Sevilla fue Prieto Iglesias el que nos puso las cosas imposibles. De hecho el Comité de Competición le ha dado la razón al Athletic en uno de los errores importantes del colegiado, al quitarle la tarjeta amarilla a Laporte, dejando claro que no fue penalti el pitado. Es decir, que el segundo gol no debería haber subido al marcador. Laporte sin tarjeta pero el equipo se queda con ese marcador. Sobre el penalti a Aduriz nada que decir… Casualidad, el que sí fue penalti, el árbitro no lo vio. Y el que no existió, se lo inventó. Esto son las paradojas de la vida.
En Castellón no hubo problemas de penaltis ni jugadas dudosas. El problema en Villarreal fue que Velasco Carballo, vio y no vio lo que le dio la gana. Ni él ni sus linieres ni el cuarto árbitro. Se ve que ejerzo de adivina pero vistos los partidos de Bailly este año contra el Athletic ya avisé que había que tener cuidado con él. La verdad es que tampoco me voy a dar ningún mérito por adiviarlo, simplemente era una evidencia. En el partido de Liga a Kike Sola le dio hasta en el carnet de identidad. El miércoles pasado en Copa hizo lo mismo con Aduriz y con todo el que se acercaba a su zona (como pudo comprobar también Beñat). Y esta semana las jugadas que ha tenido con Aduriz son de auténtica vergüenza. Le tenían que haber expulsado dos veces. En la primera jugada en un salto le da un codazo en la cabeza, ya de por sí merecedor de tarjeta amarilla, que no la vio. Le debió parecer poco al marfileño porque al quedarse Aritz dolorido en el suelo le pisó. Vamos roja directa. Ah, y para coronar el despropósito de la jugada, aparte de no sacar ninguna tarjeta a Bailly, la tarjeta se la llevó nuestro delantero centro por protestar.
Y si eso no fuera suficiente, el mismo jugador, Bailly, en una disputa por alto, le clavó la rodilla otra vez a Aritz en la espalda. Aquí sí se llevó la amarilla, pero la jugada igual era incluso de roja. Un fenómeno el marfileño. Tampoco Eraso se libró de su entrada.
Así mismo, Soldado en otra jugada sin venir a cuento le pega por la espalda a Etxeita un golpe sin balón ni nada. Por supuesto sin consecuencias. Etxeita se dio la vuelta y le miró alucinado, como nos quedamos todos, alucinados. Excepto Velasco Carballo que por supuesto no vio nada. Velasco Carballo no vio nada. Los linieres tampoco y el cuarto árbitro tampoco. Curiosamente el cuarto árbitro hace poco nos dejó con un jugador menos cuando se chivó que San José se había revuelto para empujar a un jugador que le había dado una patada por detrás… pero que casualmente esa patada no vio nadie porque le sacaron una roja a Mikel, el contrario se fue tan pichi y solucionado el problema. ¿Por qué tenemos tan mala suerte? ¿O no es cuestión de suerte?
Y ahora voy a lo importante. ¿El Athletic hace algo ante estos continuos atropellos? Ya sabemos que el Comité no va a rearbitrar si no se le pide, pero… ahí debería entrar el Athletic. Primero solicitando que a Aritz se le quite la tarjeta. E incluso voy más lejos. Yo denunciaba a Bailly, enviando las imágenes de las entradas y que el Comité haga lo que deba. Ya está bien la tomadura de pelo. Nuestra Junta directiva algo tiene que hacer. En un programa de radio le he oído a Iturralde González que eso no lo hacen los clubs para curarse en salud y que luego no les ocurra a ellos. Pero lo que está claro es que si los clubs denunciasen, los jugadores se cuidarían muy mucho de hacer ese tipo de cosas tan a menudo porque con la cantidad de cámaras que hay ahora se les pilla siempre. ¿Por qué no les interesa a los clubs? No lo entiendo.
Todo esto lo uno a que el domingo vamos a Barcelona, donde se están quejando amargamente por las entradas que le hicieron ayer a Messi. Entradas todas repetidas mil veces en la tele y para mí entradas normales, de tarjeta amarilla y tarjeta tuvieron. Eso sí nada o poco dicen de los dos pisotones de Alves y Mascherano, que debieron ser fortuitos ambos (¡JA!). También se habla de la de Caicedo sobre Ter Stegen. Para mí tres rojas como tres casas, pero… Lo de los arbitrajes es un desastre. Allí el artista fue Fernández Borbalán. Por cierto, Televisión Española no tenía imágenes de las entradas de Bailly. ¡Qué casualidad! De verdad, que todo me parece una vergüenza. Mientras, por las entradas a Messi, el Barça se pasará los cuatro días llorando hasta que lleguemos nosotros el domingo, los siguientes primos y hasta por tirar a saque de banda nos sacarán tarjeta. Encima con Mateu Lahoz. Así que lo tengo muy claro, el domingo hacía rotaciones y dejaba a los jugadores que quiero que estén frescos para la Copa el miércoles, sin jugar. Total, va a dar lo mismo lo que hagamos, seguro que nos la lían de alguna manera, porque en Barcelona nos ha pasado de todo. Las cosas más rocambolescas. Os recuerdo algunas. Iraizoz hizo un penalti con el labio a Henry. Sí sí. ¿A que os acordáis de la patada que dio el francés en la cara a Gorka y fue sancionado con penalti? Otra el puñetazo de Rivaldo a Mari Lacruz, con por supuesto tarjeta para nuestro jugador. Salivazo de Eto’o a Expósito. Agresión de Valdés a Toquero,… Y no me invento nada, por si no me creeis he encontrado en Youtube un vídeo con la voz del gran Jose Iragorri, que introduzco, en el que nos dice lo que pensamos todos: «Vamos allí, nos ganan, encima nos dan de leches y volvemos nosotros con algún jugador expulsado». Así que, ¡Cuidado Athletic!
Salga con quien salga Txingurri (mejor los suplentes): ¡Aúpa Athletic y a por el Barcelona!

¡Cristiano Ronaldo a la nevera!

Tres partidos de sanción me parecen pocos para este jugador y considero una gran pena que no le hayan caído más. Y por si alguien tiene alguna duda de qué tipo de jugador es éste, ahí van estas imágenes terroríficas del santo Cristiano. Perfecto pisotón a un jugador que está en el suelo. Perfecta coordinación para dejar bajo sus tacos el tobillo de Mikel Rico, a espadas del árbitro, como los valientes, no le vayan a expulsar.

Cristiano tal cual
Cristiano tal cual

Disfrutadlas. Sobre todo disfrutadlas todos los periodistas del Real Madrid, que lleváis desde el domingo echando bilis contra el Athletic y sus jugadores, por el único delito de quitar dos puntos a los merengues. El escuchar los programas de televisión, el leer los periódicos de la capital desde el domingo ha sido un ejercicio de masoquismo o sadomasoquismo. El problema no es aguantar todo lo que dicen, es lo que ello supone. La denominada Caverna Mediática ya ha hecho los deberes, y los seguirá haciendo de manera puntual y efectiva. A Ayza Gámez (el árbitro del domingo) le ha caído la del pulpo. Todo por cometer la «tropelía» de expulsar a un jugador (CR7) que agrede a dos jugadores de manera consecutiva, y que tras ser expulsado sale tan campante haciendo gestos ostensibles de tocarse la cara repetidas veces, llamando carota al cuarto árbitro. Amen de tocarse otras partes menos nobles, supongo dirigiéndose a los aficionados de La Catedral. Pero no. Nada de esto ha ocurrido. La prensa del Real Madrid no sólo lo niega, sino que habla de agresiones y provocaciones de los jugadores rojiblancos, agresión de Gurpegi,… Piden nevera para el árbitro e incluso uno dice que ya sabe que el año que viene a ese árbitro lo van a descender a Segunda. Trabajo perfecto. Si antes los árbitros se pensaban más de una y dos veces pitar algo contra el Real Madrid, ahora lo tendrán que pensar 24, por muy evidente que sea lo punible. La labor arbitral se complica todavía más. Hasta los amenazan con descenderlos. Uy, uy, uyyy. Buen trabajo chicos. Y encima, otro tema muy perjudicial es que el que no ha visto el partido y sólo bebe de las fuentes que he comentado piensa que el Athletic es violento. Si esto lo traslado a los árbitros, más influencia para ellos. Y yo me pregunto ¿cortina de humo para no hablar de sus propias carencias y de no ser capaces de poder contra los rojiblancos? Supongo, pero es mezquino. Sobre todo, porque muchos de los que estoy comentando son periodistas. Gente formada y que cobra por hacer esa labor. No son simples aficionados o comentaristas, tertulianos a los que no se les pide ser imparciales, porque hablan o comentan como aficionados. No, los que yo comento, son periodistas. Y eso es lo grave. una pena.

Por otro lado, y volviendo al partido, tenemos al tolosarra, Xabi Alonso, haciendo declaraciones post partido, pero olvidándose de comentar que a él lo debían haber expulsado por tres entradas duras de las cuales sólo una fue amarilla (la del minuto 30, las otras fueron en el minuto 24 y la última en el segundo tiempo). Un amigo le llama el segalari de Tolosa, que si jugase en otro equipo no acabaría tampoco ni los entrenamientos. En la última entrada no le parte el tobillo a Iturraspe de milagro.

Volviendo al tema inicial, ante tanto despropósito informativo, el Athletic, al que aplaudo desde aquí con todas mis fuerza, pone una denuncia ante la «Comisión Estatal contra la violencia, el racismo, la xenofobia y la intolerancia en el deporte» contra los autores de determinadas afirmaciones y la publicación de determinados contenidos referidos a Carlos Gurpegi. Lo que están haciendo contra Carlos desde la prensa es que no tiene nombre, y el puñetazo encima de la mesa debe ser contundente. Espero que éste lo haya sido y sirva de algo.

Para acabar, un saludo a los aficionados del Atlético de Madrid que el otro día entraron a comentar mis opiniones sobre los dos partidos de cuartos contra ellos, a los que les decía lo que iba a ocurrir en su partido de semifinales, con respecto al arbitraje… (ir al último párrafo de mi texto)  Y es que yo ese partido lo he visto muchas veces. ¿Qué tal sienta cuando te lo hacen a ti? (dos penaltis de Arbeloa sin pitar, [Enlace roto.], [Enlace roto.],… en fin) ¿A que fastidia?