El Athletic se deja otros dos puntos, en Levante

Es desesperante con qué poco consiguen los contrarios empatar o ganar a nuestro equipo.

Raúl, gol 100 en Liga (Foto: EFE)

Quinto empate a 1 en el mes de febrero y como dijo Marcelino, en la rueda de prensa posterior al encuentro, hemos perdido 6 puntos en los últimos partidos, que debían haber sido nuestros, y que nos hubiesen colocado en la parte alta de la tabla. Pero… el que regala lo que no está escrito, no puede pedir más. De nuevo el equipo rival se ha adelantado en el marcador y van… ni sé las veces. los rojiblancos estaban dominando el partido y mucho mejor situados en el campo, a pesar de lo cual, un error de Unai Vencedor (pase paralelo interceptado), viene acompañado de otro de Unai Núñez, penalti y 1 a 0. Por supuesto, nosotros con cara de tontos porque ya habíamos tenido cuatro ocasiones claras y ninguna materializada.

Así el Levante llegó al descanso, por delante en el marcador, sin prácticamente hacer nada. Todos los acercamientos que tuvieron al área fueran todos ellos por errores gruesos nuestros, pases sin oposición hechos directamente al contrario. No se puede regalar tanto porque te lastra y no siempre es posible remontar.

El segundo tiempo, casi se inicia con el penalti a favor nuestro, hecho por un jugador que entra con fuerza desmedida pero que no toca a Berenguer. En el reglamento pone que es falta: «Dar o intentar dar una patada a un adversario de forma que el árbitro considere imprudente o temeraría o con el uso de una fuerza excesiva» Si esto es así es penalti, aunque tocar no le toca. Sea como fuere Raúl García se encargó de transformarlo y conseguir así, su gol número 55 con el Athletic, y 100 en La Liga. A partir de ahí, comenzaron los cambios y supongo que el intento por parte de Marcelino de no cargar de minutos a jugadores importantes. Fuera Muni, Álex e Iñaki (preocupante lo flojo que está). Minutillos entre otros para Zárraga que relevó a Vencedor. El primero, se dejó ver y el segundo, tras el descanso mejoró notablemente. Vamos que el error no le descentró. Bien por él. También jugó Asier y nada más salir ya hizo un remate de cabeza. Debería jugar más minutos, y teniendo en cuenta cómo está Williams, deberían ser muchos más.

El Athletic siguió intentándolo, pero la falta de acierto le impidió conseguir más. Ya he dicho antes que no siempre es posible remontar.

Por cierto, sin que nadie nos enterásemos Íñigo Martínez fue expulsado pon roja directa, tras tener que visionar el árbitro el VAR. El acta indica que finalizado «el encuentro y estando todavía en el terreno de juego, golpeó con su mano en la cara a un adversario con uso de fuerza excesiva. Este hecho fue comunicado a ambos delegados en el túnel de vestuarios…»

¿Se puede saber en qué estaba pensando Íñigo para hacer semejante tontería? De verdad, que son profesionales, que no pueden hacer eso, que nos sale carísimo,… Espero que el Athletic le meta un multazo impresionante. Pero de los de no olvidar. Estoy enfadadísima. Ahora a esperar la sanción porque si es de más de 3 partidos no podría jugar la semifinal de Copa. No tiene un pase. Habrá habido provocación o lo que sea. A Sergio León le han sacado solo amarilla… , ¿Le ha provocado? Ha caído en la trampa como un panchito.

Pierdes dos puntos, pierdes a uno de tus mejores jugadores para saber cuánto tiempo y quizá para la semifinal de Copa… No aprendemos. ¡Qué desastre!

Y ahora el jueves lo definitivo,… Fundamental. Importantísimo. Ayer el Athletic fue mejor, pero… empezaron ganando ellos y no conseguimos ganarles y en San Mamés tampoco. Es decir, en Copa hay que hacer mucho más. Hay que meter las que se tienen y sobre todo, ¡qué tontería voy a decir!, no hay que regalar nada… Sea lo que sea,… ¡A por la final de Copa! ¡A por el Levante! Y, como siempre,…

¡Aúpa Athletic!

Garitano,… ¡Qué horror!

Se me ha acabado la paciencia y creo que a la mayor parte de los aficionados también.

Muy mal (Foto: El Mundo Deportivo)

Lo de ayer es de difícil digestión para cualquiera. Siempre estamos con la misma de no menospreciar al rival, pero que te gane el Cádiz, un recién ascendido, que encima te ha metido su gol cuando ya estaban con un jugador menos, expulsado en el 47… es como para ponerte a pensar en serio y actuar. Y si encima, ese mismo equipo, que no ha demostrado nada en los primeros 45 minutos de partido, se queda con otro jugador menos, es decir, con 9,… a falta de 20 minutos, más el descuento, casi 30 minutos para que acabe el encuentro,… y no eres capaz de crearle peligro… Todo, es algo muy grave y que pide una reacción.

Gaizka nos dijo al acabar el partido en rueda de prensa que se hace responsable de la derrota. Y es que, en este caso, solo faltaba que no se hiciera cargo. Aunque también con otras frases que dijo, la responsabilidad la estaba repartiendo disimuladamente. Ejemplos: «Tenemos carencias que no son fáciles de solventar». Esta frase es totalmente deprimente y que la digamos los aficionados tiene un pase, pero que lo diga el entrenador, no es admisible. Otra perla: «la carencia de un delantero centro es clara a la hora de rematar». Esto lo quiero discutir. Sí tenemos delantero centro, pero Gaizka se empeña en no ponerlo de titular, y sacarlo siempre de suplente. Da igual que contra el Eibar fuera uno de los mejores, a pesar de los pocos minutos que jugó. Es lo mismo, porque vuelve al banquillo. Asier puede ser nuestro delantero centro pero habrá que darle partidos completos, digo yo. Y la frase que ya no acepto, de ninguna de las maneras es: «La Primera División ahora mismo para nosotros no es tan fácil». Para mí ésta es la última frase que debería decir cualquier entrenador en este club. Motivo suficiente para destituirlo inmediatamente. Unido a las otras dos, demuestra que ni tiene excesiva confianza en sus jugadores, ni confianza en su capacidad para poder salir de esta situación. Se acabó.

Y si encima a todo esto le unimos que está empeñado en poner de titulares a unos jugadores, que ni están jugando bien, ni están aportando nada al equipo, y uno de ellos ni siquiera está en forma y el otro pierde un nuevo balón que acaba en gol…, pues ya no tengo dudas. Que sí, que esos jugadores son los que más cobran y los que se supone que tienen más calidad,… Pero igual que dije la semana pasada y la anterior, los nombres no juegan, juegan las personas. Y por mucho que te llames Williams o te llames Muniain, si estás mal, estás mal y lo único que debería hacer el entrenador es dejarles en el banquillo hasta que estén bien, o sacarles de revulsivo, … que quizá de revulsivo, sí aportan algo, . o sacarle en su puesto (que esa es otra). Pero no. Gaizka no hace nada de eso. Y no solo es esto. Encima uno de los mejores jugadores de los primeros partidos, determinante, distinto y con capacidad de hacer centros peligrosos, resulta que es tu primer cambio, tanto contra el Eibar, como hoy contra el Cádiz. Tú mismo en rueda de prensa te has quejado y has dicho que los centros tienen que ser mejores. Pues , ¡por favor, no quites a Morcillo, que es el que mejor pasa! Más cosas. Nada más salir Íñigo Vicente y Sancet, el equipo mejoró y se hicieron varias internadas por la banda con algo de peligro. El partido lo que pedía era rapidez en el movimiento de balón, pases a las bandas, intentar crear alguna superioridad en dichas alas y centros laterales. Pues tras hacerlo así nada más salir estos dos jugadores, no sé muy bien el porqué, pero se adelantó Yuri cerrando el paso a las internadas de Íñigo, por lo que éste se tuvo que ir más hacia el centro… y se acabó el peligro. ¿Decisión de los jugadores? ¿Petición del técnico? Y… A bombear balones desde peores posiciones, regalitos tanto para el portero como para la defensa. Y aunque ayer también dijese Gaizka que estaban jugando todos los jugadores, no Gaizka. No es así. A los meritorios les das poquísimos minutos y cuando la gente no está bien, hay que ser valiente y poner a los cachorros, pero de titulares.

Conclusión: ya lo he dicho, pero lo repito. Es hora de actuar. Es hora de reaccionar. Esto hay que solucionarlo y no parece que Garitano, con esas declaraciones se vea capaz de hacerlo. El otro problema que tenemos, y no menos importante, es que ¿quién va a reaccionar? ¿El Director Deportivo? ¿Rafa Alkorta, que debería haber aligerado la plantilla, buscando equipos para cesiones, porque hay un montón de jugadores que es más que probable que se pasen el año en blanco, y… no hay noticia de ello?… O hace éste su trabajo en menos de una semana o nos los comemos con patatas, así como sus sueldos. ¿Éste es el que va a reaccionar? ¿O va a reaccionar Elizegi que ha conseguido que La Real sea la que defienda nuestros intereses frente a La Liga y Tebas? Esto último debe ser algo maravilloso porque, aunque yo no lo entiendo y no lo veo ni medio normal, ayer el Correo nos lo vendió como si fuese la panacea, el maná en el desierto. ¿Va a reaccionar la Junta Directiva? ¿Va a reaccionar María Tato? Ah, no, que ésta se ha ido a la Federación. Alguien debería de reaccionar, pero para eso alguien debería llevar las riendas del Club y no tengo muy claro de que así sea. La sensación de desgobierno hace que vea todo bastante negro. Y, por si acaso, si reaccionan, que ojalá, por favor, que contraten a alguien contrastado, no un parche, que les veo venir.

Así que hoy más que nunca espero que me dejéis comentarios en el blog, pero para darme ánimos, para decirme que estoy confundida, y que todo va a ir bien.

Y sin tiempo para nada, vamos el domingo a Gasteiz a mejorar y mucho, que yo sí tengo confianza. ¡A por el Alavés! Y…

¡Aúpa Athletic!

El Athletic en caída libre

La deriva que ha tomado nuestro equipo en las últimas jornadas de Liga es más que preocupante.

Su gol no fue suficiente (Foto: Pablo Viñas)

Diez jornadas sin ganar y las últimas cuatro perdiendo. Esto se empieza a parecer peligrosamente a la temporada de Gaizka Garitano en el Eibar, cuando no bajó a Segunda no por méritos propios, sino por una carambola, ya que quedó el tercero por la cola pero la suerte impidió que bajase. Allí hizo una primera vuelta muy buena, como aquí, pero… a partir de ahí fue cuesta abajo. El paralelismo me pone los pelos de punta la verdad, pero es lo que hay.

El primer tiempo no ha estado mal. Pero el segundo poco a poco ha ido cada vez a peor. La sensación es que hay unos jugadores que están muy muy justos de gasolina. Yuri, Raúl García, Capa,… necesitan descanso y no se entiende muy bien la gestión de la plantilla que está haciendo Gaizka. Los segundos tiempos están siendo bastante malos y en parte es por los bajones físicos que sufrimos. Está claro que la liga está ya prácticamente tiraba a la basura y que nos debemos centrar en la Copa. Pero,… como estamos jugando prácticamente con los mismos jugadores todos los partidos, no tengo muy claro como van a llegar al decisivo partido de Granada. Al haber perdido contra el Alavés se da la circunstancia que el partido del próximo domingo contra el Villarreal en San Mamés es muy importante porque no se puede seguir perdiendo. Y esa semana hay que ir a los Cármenes a jugarnos el llegar a la final de Copa o no. Vamos… que no estamos en la mejor situación. A esto se une que los cambios que realiza el entrenador a lo largo del partido no tienen el efecto deseado. Además los hace casi siempre en el minuto 70 más o menos… Ayer yo mucho antes hubiese quitado a Vesga y hubiese puesto a Unai López. Necesitábamos creación y Mikel no la da. Sacó a Aduriz pero no a alguien que le pudiese surtir de balones, como Ibai. Sacó a Larrazabal, que estaba desaparecido y tampoco aportó nada en los poquísimos minutos que le dio. Además, lo primero que hizo fue hacer una disputa aérea por un balón,… !con Aduriz! Madre mía. Mantuvo el sistema de 3 centrales hasta el final y yo me pregunto… ¿queríamos ganar? No me gusta la falta de capacidad de reacción de nuestro entrenador. Y para colmo de males… a pesar de mantener la defensa de tres centrales en el último suspiro dejas que un hombre entre solo al remate en el segundo palo tras el saque de una falta. Lamentable. Gol y para casa con cara de gilipollas.

Y ahora, tras criticar al equipo y al entrenador, mi ración para Mateu Lahoz, ya que sus actuaciones con el Athletic acaban siendo siempre lamentables. Es un protagonista y todas las decisiones las tiene siempre claras, sobre todo si son perjudiciales a los rojiblancos, como casi siempre con él. A Muniain lo asaron a faltas por detrás. Patadas a los tobillos, y por supuesto la primera tarjeta fue para nosotros. La falta a Williams sin posibilidad de jugar el balón por detrás cuando encaraba solo al portero es tarjeta roja. Por supuesto, sacó amarilla y la acompañó con varios a los nuestros por protestar. Por cierto, los nuestros tampoco estuvieron muy listos porque es evidente que en cuanto te acerques a decirle algo te va sacar la tarjeta porque ¡lo está deseando! Capa tampoco puede hacer el gesto que hizo tras recibir su tarjeta. Ni Unai Núñez pegar un manotazo al balón pudiendo haber recibido la segunda. Vamos que sigo criticando a los nuestros. Vuelvo a la ocasión manifiesta de gol, siendo el último defensor… pero… no. A Iago sí le echaron a pesar de que Núñez estaba más atrás… A Iago sí, pero al de Alavés no. El penalti de Yeray me parece penalti vista a repetición, pero Mateu no la necesitó. Ni consultó. Tampoco quiso consultar el agarrón a Muniain en el área… Agarrón claro, pequeño, pero agarrón, lo suficiente para detener su carrera. Penalti, pero no. Ni siquiera lo miró en el VAR. Es un escándalo. Pero… no pasa nada. De 32 partidos de Liga con él hemos perdido en 21 y hemos ganado 6. Casi es imposible estadísticamente. Pero por desgracia nos volverá a arbitrar. Desespera a los jugadores y se convierte en un infierno porque nos masacra a tarjetas. Vamos… que es mi árbitro preferido.

Y así, a sufrir toda la semana pensando en el partido contra el Villarreal… pero… Es lo que toca… ¡A por el submarino amarillo! Y…

¡Aúpa Athletic!