¡Vaya arbitrajes sufre el Athletic!

Ya llevo quejándome tiempo del tema. De hecho uno de mis anteriores comentarios lo acabé, diciendo que esperaba que el árbitro pasase desapercibido, que fuese imparcial.

Da la sensación que se ríen de ti (Foto: El desmarque Bizkaia)
Da la sensación que se ríen de ti (Foto: El desmarque Bizkaia)
Pues nada más lejos de la realidad. Los dos últimos arbitrajes que hemos recibido han sido calamitosos. Para empezar, contra el Sevilla fue Prieto Iglesias el que nos puso las cosas imposibles. De hecho el Comité de Competición le ha dado la razón al Athletic en uno de los errores importantes del colegiado, al quitarle la tarjeta amarilla a Laporte, dejando claro que no fue penalti el pitado. Es decir, que el segundo gol no debería haber subido al marcador. Laporte sin tarjeta pero el equipo se queda con ese marcador. Sobre el penalti a Aduriz nada que decir… Casualidad, el que sí fue penalti, el árbitro no lo vio. Y el que no existió, se lo inventó. Esto son las paradojas de la vida.
En Castellón no hubo problemas de penaltis ni jugadas dudosas. El problema en Villarreal fue que Velasco Carballo, vio y no vio lo que le dio la gana. Ni él ni sus linieres ni el cuarto árbitro. Se ve que ejerzo de adivina pero vistos los partidos de Bailly este año contra el Athletic ya avisé que había que tener cuidado con él. La verdad es que tampoco me voy a dar ningún mérito por adiviarlo, simplemente era una evidencia. En el partido de Liga a Kike Sola le dio hasta en el carnet de identidad. El miércoles pasado en Copa hizo lo mismo con Aduriz y con todo el que se acercaba a su zona (como pudo comprobar también Beñat). Y esta semana las jugadas que ha tenido con Aduriz son de auténtica vergüenza. Le tenían que haber expulsado dos veces. En la primera jugada en un salto le da un codazo en la cabeza, ya de por sí merecedor de tarjeta amarilla, que no la vio. Le debió parecer poco al marfileño porque al quedarse Aritz dolorido en el suelo le pisó. Vamos roja directa. Ah, y para coronar el despropósito de la jugada, aparte de no sacar ninguna tarjeta a Bailly, la tarjeta se la llevó nuestro delantero centro por protestar.
Y si eso no fuera suficiente, el mismo jugador, Bailly, en una disputa por alto, le clavó la rodilla otra vez a Aritz en la espalda. Aquí sí se llevó la amarilla, pero la jugada igual era incluso de roja. Un fenómeno el marfileño. Tampoco Eraso se libró de su entrada.
Así mismo, Soldado en otra jugada sin venir a cuento le pega por la espalda a Etxeita un golpe sin balón ni nada. Por supuesto sin consecuencias. Etxeita se dio la vuelta y le miró alucinado, como nos quedamos todos, alucinados. Excepto Velasco Carballo que por supuesto no vio nada. Velasco Carballo no vio nada. Los linieres tampoco y el cuarto árbitro tampoco. Curiosamente el cuarto árbitro hace poco nos dejó con un jugador menos cuando se chivó que San José se había revuelto para empujar a un jugador que le había dado una patada por detrás… pero que casualmente esa patada no vio nadie porque le sacaron una roja a Mikel, el contrario se fue tan pichi y solucionado el problema. ¿Por qué tenemos tan mala suerte? ¿O no es cuestión de suerte?
Y ahora voy a lo importante. ¿El Athletic hace algo ante estos continuos atropellos? Ya sabemos que el Comité no va a rearbitrar si no se le pide, pero… ahí debería entrar el Athletic. Primero solicitando que a Aritz se le quite la tarjeta. E incluso voy más lejos. Yo denunciaba a Bailly, enviando las imágenes de las entradas y que el Comité haga lo que deba. Ya está bien la tomadura de pelo. Nuestra Junta directiva algo tiene que hacer. En un programa de radio le he oído a Iturralde González que eso no lo hacen los clubs para curarse en salud y que luego no les ocurra a ellos. Pero lo que está claro es que si los clubs denunciasen, los jugadores se cuidarían muy mucho de hacer ese tipo de cosas tan a menudo porque con la cantidad de cámaras que hay ahora se les pilla siempre. ¿Por qué no les interesa a los clubs? No lo entiendo.
Todo esto lo uno a que el domingo vamos a Barcelona, donde se están quejando amargamente por las entradas que le hicieron ayer a Messi. Entradas todas repetidas mil veces en la tele y para mí entradas normales, de tarjeta amarilla y tarjeta tuvieron. Eso sí nada o poco dicen de los dos pisotones de Alves y Mascherano, que debieron ser fortuitos ambos (¡JA!). También se habla de la de Caicedo sobre Ter Stegen. Para mí tres rojas como tres casas, pero… Lo de los arbitrajes es un desastre. Allí el artista fue Fernández Borbalán. Por cierto, Televisión Española no tenía imágenes de las entradas de Bailly. ¡Qué casualidad! De verdad, que todo me parece una vergüenza. Mientras, por las entradas a Messi, el Barça se pasará los cuatro días llorando hasta que lleguemos nosotros el domingo, los siguientes primos y hasta por tirar a saque de banda nos sacarán tarjeta. Encima con Mateu Lahoz. Así que lo tengo muy claro, el domingo hacía rotaciones y dejaba a los jugadores que quiero que estén frescos para la Copa el miércoles, sin jugar. Total, va a dar lo mismo lo que hagamos, seguro que nos la lían de alguna manera, porque en Barcelona nos ha pasado de todo. Las cosas más rocambolescas. Os recuerdo algunas. Iraizoz hizo un penalti con el labio a Henry. Sí sí. ¿A que os acordáis de la patada que dio el francés en la cara a Gorka y fue sancionado con penalti? Otra el puñetazo de Rivaldo a Mari Lacruz, con por supuesto tarjeta para nuestro jugador. Salivazo de Eto’o a Expósito. Agresión de Valdés a Toquero,… Y no me invento nada, por si no me creeis he encontrado en Youtube un vídeo con la voz del gran Jose Iragorri, que introduzco, en el que nos dice lo que pensamos todos: “Vamos allí, nos ganan, encima nos dan de leches y volvemos nosotros con algún jugador expulsado”. Así que, ¡Cuidado Athletic!
Salga con quien salga Txingurri (mejor los suplentes): ¡Aúpa Athletic y a por el Barcelona!

ATHLETIC TXAPELDUN!!!

Desde luego el título no es el más original que he puesto, ni el más imaginativo. Simplemente es el mejor. El mejor por el significado. ¡Por fin! Treinta y un años persiguiéndolo y POR FIN, se ha conseguido.

¡Gracias Athletic!
¡Gracias Athletic!
El sábado decía, en mi anterior comentario, que el Athletic merecía un título y lo necesitaba. Por eso mismo, y por la cercanía de la meta, después del partido del viernes, estos tres días han sido muy largos, muy muy largos, por la incertidumbre de si nuestros leones iban a ser capaces de aguantar el asedio del mejor equipo de la historia. El Barcelona es mucho equipo y aunque en La Catedral el Athletic les barrió del campo, no nos podíamos fiar en absoluto. El miedo es libre y yo tenía mucho. No es falta de confianza en los rojiblancos, es la misma realidad la que decía que si alguien podía remontar ese resultado tan abultado, eran ellos. Los mismos que nos han dado para el pelo tantas veces y en tantas finales. ¡Por fin, se la devolvemos! Me da igual que estemos al principio de temporada y su poco rodaje. También nosotros estamos poco rodados. Nuestros chicos han sido capaces de ir al Camp Nou y empatar allí a uno, consiguiendo no sólo la Supercopa, sino que encima el resultado global ha sido nada más y nada menos que un 5 – 1. Palabras mayores. David ha derrotado a Goliat. La juventud, la inexperiencia,… han sido sustituidas por el coraje, la fuerza, y el hambre… de unos jugadores mayoritariamente inferiores en lo deportivo a los culés, pero que han dado todo lo que tenían, consiguiendo lo máximo a lo que podían aspirar. Un título. Han obrado el milagro. Un milagro que muchos, todos hemos perseguido desde hace 31 años, y repito, POR FIN, estos jugadores lo han logrado.
Cuando Aduriz ha conseguido el gol he empezado a llorar y no podía parar. Llanto incontrolable por saber que ya estaba, que se había conseguido, que tras tantos años sin nada que echarse a las manos, la Copa era nuestra. Una Copa. Otra Copa. Algo tan normal antes, pero tan raro o imposible en la actualidad. Lágrimas de tranquilidad, de alegría. Lágrimas por todos los jugadores a los que les hubiese gustado levantarla (habiendo jugado alguna final) y no habiéndolo conseguido. Por los jugadores que aún mereciéndolo por calidad, ni siquiera tuvieron la posibilidad de disputar una final. Por Iraola o por Toquero que ya no están en el equipo (aunque estén). Por Gurpegi que ha logrado levantar un trofeo que tanto deseaba y merecía. Por mi padre que estará encantado en el cielo con todos sus amigos zurigorris (Zarra, Eneko Arieta, Lezama, Jose Iragorri, Txema Landa…) Por todos esos niños, mis hijos incluidos, que me han preguntado estos días que cuándo sacan la gabarra. Por todas las personas mayores que pensaban que se iban a ir sin volver a ver al Athletic campeón. Por todos los que necesitaban un título para seguir creyendo. Por los que piden extranjeros para que tarden un poco más en volver a solicitarlos. Lágrimas, ¡qué demontre!, por mi también, que tuve la suerte de vivir los anteriores títulos de Ligas y Copas, pero que quiero dejar de contárselo a nuestros pequeños, porque ellos también habrán vivido una como protagonistas, y ya no pensarán que casi les mentimos, que eso es imposible que ocurriese. Lágrimas también por todos los athleticzales que lo han pasado tan mal o peor que yo. E incluso por los que nos tiene que aguantar con nuestra locura, que son aficionados más tranquilos, o más racionales, o que ni siquiera son aficionados.
Y para acabar lágrimas por el milagro que es el Athletic con su filosofía. Un equipo que se asemeja a una isla minúscula que por momentos parece poder acabar devorada por este mar o este fútbol actual. Parece, digo, sólo parece, porque es imposible que suceda por la afición que tiene detrás. Afición que sin un triste título que llevarse a la boca ahí ha estado a las duras y a las maduras durante 31 años. Así que esta Supercopa va para todos ellos, va para todos nosotros, va para las generaciones anteriores y para las futuras que ya tienen algo más que contar. Así nuestros hijos podrán contar a sus hijos, vivida en primera persona, la Supercopa ganada, al Campeón de todo de ese año, al Barça, al que se le ha privado de su sexto título en un solo año… al campeón de la Champion, al campeón de la Liga, al campeón de la Copa, al campeón de la Supercopa europea,… a ese mismo Barcelona. ¿Y quién lo ha conseguido? El ATHLETIC Y SU AFICIÓN ¡¡Enhorabuena a todos!!
ATHLETIC TXAPELDUN!

La importancia de ganar al Oporto

Hoy nos la jugamos en San Mamés contra los portugueses en Champions.

Partido decisivo si pretendemos pasar a la siguiente ronda
Partido decisivo si pretendemos pasar a la siguiente ronda
El Athletic con los resultados anteriores en esta competición ha hecho que este partido sea el indicador de adónde vamos. Me explico. La dificultad de la clasificación para la siguiente ronda es evidente, porque parece que habría que ganar los 3 partidos. Cosa que sin ser imposible, visto lo visto hasta ahora, los partidos tirados y los resultados malos, no parece fácil. Por otra parte, el Athletic hoy es distinto al de unas semanas atrás, por lo que podemos pensar que quizá el ganar los tres partidos no es una quimera. Disyuntiva que mañana se resolverá. Evidentemente el equipo tiene que salir a por todas, porque debe ser así siempre y porque no se puede pasear en la máxima competición europea, a la que ha costado tanto llegar, como para que te echen así sin pena ni gloria. Sería muy triste. Además está el premio económico que supone un resultado positivo. Si se gana, te dan nada menos que un millón de euros. Ahí es nada. Ya con las cantidades de dinero que se mueven en el fútbol parece que es poco pero… ¡cagüen la leche!, que estamos hablando de 160 millones de las antiguas pesetas. Así que aunque sea una razón menor, desde luego, por muy de Bilbao que seamos, no hay que olvidarla.
También la semana anterior decíamos que el fútbol es muchas veces un estado de ánimo. Que nuestros chicos estaban deprimidos por la situación en la que estaban tanto en Liga como en Champions y sobre todo por lo poco y mal que se estaba jugando. Pero las tornas han cambiado, primero, con la presencia de un poco más de juego contra el Celta y contra el Oporto allí, a pesar de que sólo se consiguió sacar un puntito de ambos partidos; y, segundo, con los dos triunfos consecutivos, en Almería y contra el Sevilla. Lo que más optimista me hace es que contra el Sevilla, añadidos a los tres puntos, se dio mejor imagen. O por lo menos eso dice todo el mundo (el partido no lo pude ver): que el partido y el juego fueron mejores. Encima contra un equipo que sólo había perdido un encuentro hasta ese momento y que si nos llega a ganar se ponía de líder. Ahí es nada. La moral que nos ha dado es impagable. Y si el fútbol es un estado de ánimo a esto nos tenemos que agarrar para ir a por todas en la máxima competición. Es difícil, por supuesto, pero son más las ventajas que los inconvenientes. Si se gana la moral va a estar por las nubes y vamos a ir a Valencia (que está también que se sale…) pensando en algo positivo, no como corderos al matadero. Si se gana está más fácil la clasificación para la UEL, y nos podría llevar a elevar más las metas. Pensar en ganar en Ucrania y … Pero vamos, partido a partido.
La baja de Aritz es un handicap pero… tampoco jugó el segundo tiempo de Oporto, lo hizo Guillermo y lo hizo bien. Si no llega a ser por los errores individuales de De Marcos e Iraizoz, ahora estaríamos hablando de otra cosa. Y ese tiempo de calidad se jugó con el joven delantero de delantero centro, ya que en el paso por el vestuario Valverde decidió que Aduriz el segundo tiempo no lo jugase. Conclusión, que confío en Guillermo porque sé que lo puede hacer bien. Así mismo, también tenemos a Viguera. A Borja se le han dado poquísimos minutos y encima cuando ha salido lo ha hecho en un equipo que estaba jugando muy mal y así es muy difícil. A pesar de ello le vi cosas a destacar. Ganas de balón, desparpajo, y movilidad, mucha movilidad dando y ofreciendo opciones a sus compañeros. Creo que también lo podría hacer bien. Sola, ni idea, porque no lo he visto y Txingurri no parece muy por la labor de darle bolilla. Él sabrá. Toquero lo veo más como segundo delantero, o cayendo a banda. Todo esto lo comento para concluir que aunque no esté Aduriz, el que salga lo puede hacer bien. Y sea el que sea el que salga, tiene que tomarlo como una oportunidad inmejorable para demostrar que él también puede ser titular. Así que al que juegue ánimo y le deseo la mejor de las suertes.
Para acabar, el Oporto no me pareció invencible ni mucho menos. Demostró carencias y debilidades. Sí, tiene jugadores de mucha calidad pero también momentos en los que desapareció. En el segundo tiempo de allí yo veía más cerca el 0 a 2, que el empate que nos encasquetaron. Pero… nuestros errores nos condenaron. Si no se regala, se les puede ganar. Así que … ¡A por ellos!

Fiasco del Athletic en Bielorrusia

No sé ni qué decir. Igual mejor si me ahorraba el comentario pero debo ser masoquista, o igual es que quiero desahogarme un poco. Y al final ya intentaré sacar el optimismo de algún sitio, algo realmente difícil en estas situaciones. De todas formas primero voy a comentar lo visto aunque duela…

Nos pasan por encima (Foto: www.larepublica.com)
Nos pasan por encima (Foto: www.larepublica.com)
Los primeros minutos han sido un correcalles. Ellos perdían el balón casi tan rápido como nosotros. No parecían muy consistentes y por ello las perdidas continuas de los rojiblancos me estaban exasperando. El gol ha sido el culmen y el principio del desastre. El Athletic, o lo poco que se sostenía en pie de él, ha caído como un castillo de naipes. Ellos entraban como el cuchillo en la mantequilla, teniendo oportunidades francas sin excesiva oposición, incluyendo un palo. Por supuesto ha llegado el segundo gol, que era la confirmación del desaguisado. El Athletic estaba plano, o peor. Incapaz de hacer nada y salvo la llegada de Aduriz que se ha inventado él sólo un gol, el desierto era absoluto. Aritz, del que dicen que está bajo de forma ¿¿?? ha cogido un balón de espaldas y superando al defensa ha cruzado el balón donde no puede llegar el portero. Un oasis dentro del desastre. Pero el optimismo y alegría me ha durado menos que un caramelo a la puerta de un colegio. Lo lógico es que el Bate se hubiese resentido por ese gol postrero pero… la salida del segundo tiempo ha sido LAMENTABLE. Incomprensible que se regalen tantos balones. y tantos jugadores. Rico dando pases al contrario continuamente (¿?), San José bajando con el pecho un balón y dejándoselo franco al defensa para que haga lo que quiera en el borde del área (¿?), Iraizoz que saca con la mano directamente a un bielorruso (¿?) que sale como una bala y pilla a contrapie y saliendo a todos los nuestros jugadores…, Balenziaga en su linea de medio campo hacia arriba, sólo pasando bien hacia atras, y gracias… porque sus compañeros ni eso. Una cesión a Iturraspe que se queda mirando, siendo el último y deja de nuevo a otro jugador contrario solo (¿?). Un cúmulo de despropósitos, digno de una película de Laurel y Hardy, o de Buster Keeton, de chiste. El ridículo estaba siendo absoluto. Gracias a que los del Bate Borisov eran menos peligrosos que el Oso Yogui sino ahora estaríamos hablando de un 8 a 1, fácil.
Los cambios no han logrado nada. Susaeta sigue sin aparecer, bueno no soy justa, porque él ha hecho el único tiro a puerta del partido, en una única jugada trenzada y con cabeza. Pase en profundidad a De Marcos de Beñat que ve el desmarque del lateral (bueno no, perdón, hoy del media punta), y pase de éste hacia atras. Lo corta un defensa y no llega a Toquero, pero el balón queda suelto dentro del área y lo pilla Markel tirando con toda su alma. Como el portero también juega la rechaza… ¡Qué se le va a hacer! Perdonad que me haya recreado en la jugada pero es que casi… hasta se me han saltado las lágrimas viendo que mi Athletic era capaz de trenzar casi algo, no digo jugada, sino algo… (Conectar modo de ironía). De hecho, me parecía que como el Bate estaba perdonando tanto, igual hasta teníamos una oportunidad pero… optimismo o de nuevo inconsciencia. Un tirar hacia arriba a lo loco, sin fuste, sin criterio, sin nada. Mucho intento para una y otra vez fallar los pases de la manera más estrepitosa y vuelta a correr hacia atras para que no nos metan gol.
Se agradece que en la rueda de prensa posterior Valverde no ponga paños calientes a la derrota, pero da un poco de miedo verle tan hundido. En ti confiamos Txingurri, por favor saca esto del pozo en el que se encuentra porque, repito, da un poco de miedo. Sobre todo porque éste parecía el partido adecuado para coger un poco de moral con un buen resultado. Nadie esperaba lo contrario y el palo ha sido de órdago.
Eso sí, tengo que decir, copiándole a uno de mis cuñados, que hoy me he sentido más Athletic que nunca por el ridículo que hemos hecho.
Para acabar, aunque me cueste quiero sacar mi lado optimista y diré que este equipo sabe jugar y sabe jugar muy bien. Así que sé seguro que lo van a hacer en breve. El sitio ideal para hacerlo no me parece el Bernabeu pero nunca hay que dejar pasar una oportunidad. Sobre todo cuando no tienes nada que perder porque nadie va a esperar la victoria de los rojiblancos contra los blancos. Así que ¡A por el Madrid! (aunque lo diga con la boca pequeña), pero… ¡A por el Madrid! y hoy más que nunca…
¡Aúpa Athletic!

¡Otros 3 puntos para el Athletic!

Esta vez contra el Rayo Vallecano. Si cerramos el anterior San Mamés como el rosario de la Aurora, horriblemente mal en todas los partidos y competiciones, parece que nos estamos resarciendo más que de sobra con la forma de inaugurar la actual Catedral. Y bienvenidos sean todos los puntos que estamos consiguiendo, porque nos permiten mantenernos en la cuarta plaza, de momento de una manera bastante solvente. El siguiente clasificado es la Real y la tenemos a 4 puntos. Después el Villarreal a 5 puntos. Vamos, impagable. Hemos cerrado el año de la mejor forma posible.

Los dos Mikeles decisivos (Foto: Athletic Club)
Los dos Mikeles decisivos (Foto: Athletic Club)

El primer tiempo fue un paseo militar que nos permitió colocarnos con ventaja pero… desaprovechando de nuevo la posibilidad de irte al descanso con mayor número de goles y así permitir al Rayo que resucitara de su inoperancia inicial, para, en el segundo tiempo ponernos en varios apuros y pensar por algunos momentos que igual se llevaban algo más que el bonito recuerdo de inaugurar la Catedral. Pero no. Parece que el Athletic está tocado por los dioses en su casa y a pesar de recibir un gol, producto de dos fallos consecutivos, primero de San José y segundo de Gorka, se pudo volver a reponer, y gracias a la jugada por banda de Ibai, con pase preciso al centro del área pequeña, permitir tras trastabillarse Aduriz dejar un balón perfecto para Mikel Rico. Muy bien otra vez llegando desde atrás a ver que caza. Pues nada menos que su cuarto gol y más puntos jugosísimos. Muy bien Mikel. Máximo goleador del equipo junto al otro Mikel, San José, que se está destapando como un peligro en las áreas. La faena es que es tanto peligro en el área propia como en la contraria. Contra el Celta ya hizo varios pases increíbles a los rivales, sin así aparente necesidad… y ayer contra el Rayo además del fallo del gol en el primer tiempo, hizo otro par de pases horrorosos que crean peligro por sí solos. Eso sí, en el área contraria está que se sale. Ayer otro gol y otro tiro al travesaño. Muy muy peligroso. Pero, tiene que mejorar mucho en defensa.

Iker Muniain de nuevo ha hecho un buen partido, y ya lleva unos cuantos seguidos. ¡Qué bien! Toquero sigue rondando el gol y su trabajo es impagable. En cuanto meta el primero, estoy segura que los demás van a ir seguidos. Me alegro por los minutos concedidos a Beñat. Acabará siendo importante.

Una pena es, como he dicho antes, lo que perdona el equipo. De nuevo ayer hicieron una demostración clara de como destrozar contraataques sencillos como el de Iraola sólo, con dos compañeros también solos en el centro del área. Y no fue la única. Ese último pase o decisión nos está costando muy caro. Así mismo, no somos unos genios resolviendo los unos contra uno. Ayer tuvimos también varios, pero… no hubo manera. De todas formas al final 2-1, resultado quizá corto por las oportunidades, pero lo que importa es que no nos tuvimos que lamentar por tanta ocasión fallada o contraataque desaprovechado.

Y así acabamos el año, en posición Champion y con muchísima moral para ir a Anoeta sin excesiva presión ya que aunque se pierda allí vamos a seguir por encima de ellos. Y todo resultado positivo, nos va a dar muchísima más moral, pero… para eso todavía queda un mundo. Ya llegará. De momento, sólo decir a todo el mundo zurigorri y al que no lo es:

Guztioi eta bihotzez… ZORIONAK ETA URTE BERRI ON!!!!!